¿Quieres enterarte de por qué formó Dios el pueblo de Israel? ¿De por qué lo eligió y lo protegió? Pues no busques más, en este artículo nos encargaremos de decírtelo, así que te invitamos a continuar leyendo.

por qué formó Dios el pueblo de israel

¿Por qué formó Dios el pueblo de Israel?

Esto es algo que se encuentra muy claro en las sagradas escrituras, fue el mismo Dios quién eligió Israel para trabajar en él. Israel se trata de una nación de Egipto que fue liberada de la esclavitud por Dios. Dios eligió a Israel como la nación a la cual daría la tierra de Canaán, como la nación en la que el Mesías nacería. Pero ¿Qué hizo a Israel especial? ¿Sus habitantes en qué se diferenciaban de otros?

Pues esto es una pregunta que el mismísimo señor fue capaz de responder, este se dirigió a los israelitas de antigüedad y dijo:

“Porque tú eres pueblo santo para el Eterno tu Dios; el Eterno tu Dios te ha escogido para serle un pueblo especial, más que todos los pueblos que están sobre la tierra. No por ser vosotros más que todos los pueblos, os ha querido el Eterno y os ha escogido, pues vosotros erais el más insignificante de todos los pueblos; sino por cuanto el Eterno os amó, y quiso guardar el juramento que juró a vuestros padres, os ha sacado el Eterno con mano poderosa, y os ha rescatado de servidumbre, de la mano de Faraón rey de Egipto”

Esto lo podemos leer en Deuteronomio 7:6-8.

Ahora te dejamos un vídeo acerca de este tema para complementar un poco más la información:

 

Entonces ¿Por qué realmente Dios escogió a Israel? Pues, Dios estaba cumpliendo una promesa que hizo a Abraham, primero, debes saber que Dios prometió un Mesías luego de Adán y Eva cayeran en la tentación, luego de que pecaran.

Luego, Dios confirma la venida del Mesías pero que este vendría del  linaje de Abraham, Isaac y Jacob. Dios prometió a Abraham que su nación sería una gran nación, Dios bendijo a Abraham y a todos sus descendientes gracias a la gran fe que éste profesaba, una fe que llevó a Abraham a obedecer cada una de las leyes de Dios. Esta promesa fue repetida al hijo de Abraham, Isaac, y luego al su nieto Jacob.

Además, no solo para la venida del Mesías Dios eligió  Israel, este pueblo tendría otros propósitos. Dios  también deseaba que este pueblo enseñara, que fueran por toda su extensión enseñando acerca de Él. Pues sí, Israel fue una nación destinada para se de profetas, sacerdotes y misioneros para el mundo, que estos enseñaran el camino hacia Dios.

Si quieres saber más acerca de este tema te invitamos a ingresar en el siguiente artículo: Arrepentimiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here