Fiebre en perros: síntomas, causas, tratamiento y más

Muchas veces las mascotas presentan enfermedades o síntomas que preocupan a sus dueños, tal es el caso de la fiebre en perros, uno de los síntomas más comunes y que suelen angustiar al no encontrar una solución rápida, pero no te preocupes aquí encontrarás toda la información necesaria.

fiebre en perros

Conoce sobre la fiebre en perros

Esta es una de las afecciones que más suele aquejar a los perros, la cual al igual que en los seres humanos esta se manifiesta a partir del aumento de la temperatura normal de los canes, la cual se encuentra entre los treinta y ocho y treinta y nueve grados centígrados, y puede suceder por diversas causas como; una infección.

En diversas ocasiones esto no se puede presenciar a simple vista, sobre todo si su mascota no suele estar en contacto físico con su dueño, también cuando la persona pasa mucho tiempo fuera de casa; pero hay casos donde la actitud del can puede variar haciendo que la persona se dé cuenta de que no hay algo bien en su mascota.

En casos de que sospeches que tu mascota tiene altas temperaturas podrás medirla por medio de un termómetro digital, este te reflejará los grados que tiene para determinar si tiene o no fiebre.

Es importante destacar que si observas que tiene alta temperatura y estas persisten por varios días, no dudes en consultar al veterinario para que realice los respectivos exámenes y de con aquello que esté causando esas temperaturas en tu perro para poder solventarlo con las respectivas medidas lo más rápido posible de manera que no empeore o avance.

¿Qué temperatura se considera fiebre en perros?

Esto es una forma de manifestación de otros agentes causantes, por lo que debes estar atento a las altas temperaturas que puede presentar, así como lo que puede persistir o no, se considera que este síntoma es un buen mecanismo de defensa que presenta el organismo tanto humano como el de los perros y otros animales.

Es bueno debido a que de esta forma el sistema inmunológico está buscando acabar de forma definitiva con un agente patógeno que lo está afectando, por lo que resulta de gran beneficio como una reacción manifestante de manera que se pueda actuar más rápidamente.

Un perro que ya se encuentra en la etapa adulta puede tener un aproximado de 38 o 39 grados de temperatura, pero esto puede variar, según gran diversidad de aspectos, como el lugar donde se encuentre o la actividad que realice, aun así, una vez que la temperatura es superior a los treinta y nueve grados centígrados es donde se considera que el can tiene fiebre.

Se considera emergencia cuando esta alcanza los 41 grados, momento en el cual debe ser llevado al veterinario para una evaluación y determinación de lo que le está aquejando.

Es importante destacar que hay cachorros, así como perras en estado de gestación y los perros mayores que pueden tener grandes variaciones en su temperatura corporal debido a su estado. Aun así, está atento si este no es capaz de regular su temperatura.

Causas de la fiebre en perros

Normalmente es una de las mayores interrogantes que surgen cuando el perro presenta altas temperaturas, se desea saber cuál es el causante para evitarse en ocasiones futuras, aquello que lo ha generado, pero muchas veces son cosas que no pueden evitarse, sino que surgen por diferentes circunstancias e incluso por el lugar en el cual ha estado el can previamente.

Las causas de este agente pueden ser diversas, aunque no siempre son las mismas y pueden variar de un can a otro, por lo que lo más recomendable es que se acuda a un especialista que hará las evaluaciones pertinentes, dará un diagnóstico correcto y seguro que además permitirá que sea medicado de la forma indicada para esa afección.

Algunas de las causas de fiebre en perros son las siguientes:

  1. Insolación: cuando estos han sido expuestos por un largo rato a los rayos solares, puede aparecer la fiebre, por ejemplo, cuando se llevan a la playa y no se les coloca bajo sombra.
  2. Envenenamiento: si han sido expuestos a una sustancia tóxica, puede haberse una generado fiebre que refleje que hay agentes en su organismo, causando daños que muchas veces son irreversibles.
  3. Reacciones Postvacunales: si has vacunado a tu mascota recientemente y este presenta fiebre, no debes preocuparte es la reacción del organismo, al recibir esa sustancia ajena a él.
  4. Parásitos: cuando este tiene algún parásito hay ocasiones en los que se manifiesta de esta forma, sean estos internos o externos, como es el caso de las Garrapatas en perros. 

Síntomas de la fiebre en perros

Como ya se mencionó, hay ocasiones en las cuales es muy difícil que una persona perciba que su mascota tiene fiebre, debido a que no suelen acercarse a ellos o porque permanece en zonas apartadas del hogar, sin embargo, siempre hay factores que pueden indicar que tu perro tiene altas temperaturas, como pueden ser los siguientes síntomas:

fiebre en perros

  • Al tocar su nariz esta está caliente, recuerda siempre que la nariz de estos animales es fría, como si estuviera húmeda, por lo que si al palparla sucede lo contrario, toma su temperatura a ver si es estable o muy alta.
  • Está apático, la mayoría de perros suelen mostrar simpatía y alegría por la presencia de sus dueños, por lo que si se muestra indiferente, no mueve la cola o saca la lengua, puede ser muestra de que algo anda mal con su temperatura.
  • Su perro está temblando, suele ocurrir igual que en las personas, sienten frío aún cuando su temperatura es alta, si esto sucede no dude en usar el termómetro para verificar y actuar inmediatamente.
  • Se mantiene durmiendo, puede ser una muestra muy representativa sobre todo si suele ser muy activo y juguetón.
  • Se ha puesto agresivo, quizás la temperatura que tiene hace que actúe de esta forma, hace que no se siente bien y desea que no lo molesten, por el contrario le muestren atención, así que no dudes en revisarlo si actúa tan extraño.
  • Está vomitando frecuentemente, si sucede esto debes llevarlo a un médico, ya que puede ser reflejo de algo más grave.

Otros síntomas pueden ser: diarrea, secreción nasal, nariz seca, tristeza y anorexia; si cualquiera de todos los mencionados se mantiene por muchos días acude a un veterinario para una revisión pertinente.

¿Cómo tomar la temperatura de un perro correctamente?

Una gran pregunta, puede haber confusión en esto, ya que no sabemos si tratarlo igual que a una persona o en ellos actúa de forma distinta, sin embargo, no te preocupes a continuación podrás ver los distintos pasos que se deben llevar a cabo, para tomar de forma correcta la temperatura en los canes y el resultado sea veraz y oportuno:

Sigue detenidamente los pasos siguientes:

Lo primero que debes hacer es tener a la mano un termómetro digital, preferiblemente, ya que con el resto no funciona tan bien como en los seres humanos.

Luego de que lo tengas debes proceder a relajar a tu perro, nadie más que tú sabrá cómo hacerlo perfectamente, ya sea por medio de caricias, cepillando su pelo, dándole un juguete, comida o de cualquier otra forma, esto se realiza para evitar que tu perro se haga daño o que se mueva mucho mientras tomas su temperatura.

Si ya intentaste calmarlo de todas las maneras posibles y no lo has conseguido entonces pide colaboración a otra persona para que puedan sujetarlo entre ambos y llevar a cabo la tarea.

Una vez que se logre calmar a la mascota, coloca en el termómetro vaselina, esto es para que sea menos incómodo para el animal, también puedes usar otra forma de lubricante que creas oportuno.

Cundo lo hayas lubricado deberás introducirlo en su ano, lugar en el cual deberá permanecer por dos minutos, el tiempo será indicado por el termómetro, si no posee cronometro lleva tú la cuenta antes de retirarlo.

Observa la temperatura que ha registrado, si es más de cuarenta y uno es una emergencia y debes ir al veterinario, recuerda que debes desinfectar el termómetro preferiblemente con alcohol.

Cuando la temperatura de un perro es baja, ¿es síntoma de fiebre?

Hay casos muy puntuales donde se puede observar que la temperatura del can está más debajo de los treinta y ocho grados centígrados, que es la normal, llegando a los treinta y siete e incluso a los treinta y cinco, momento en el cual se está ante un caso de hipotermia, tal y como sucede en las personas.

fiebre en perros

Y al igual que cuando el caso es, al contrario, es decir, cuando son temperaturas bajas, se presentan ciertos síntomas que indican que no hay algo del todo bien en el can, algunos de ellos pueden ser:

Sus músculos se muestran muy rígidos, lo que se puede notar cuando camina, corre o incluso cuando se va a acostar, aunque también puedes notarlo cuando lo tocas y no se palpa como usualmente lo hace.

Otro de los síntomas que además puede ser visible a simple vista, es el hecho de que tiemblan mucho debido a las bajas temperaturas a las cuales se están enfrentando.

Pero también, pueden estar sufriendo de respiración pausada o lenta aunados a un letargo, por lo que debes estar atento a cualquiera de esta sintomatología, tanto la anterior como esta, ambas igual de importantes y que se deben actuar inmediatamente si se desea evitar daños más graves.

Tratamiento para la fiebre en perros

Es importante destacar que nunca debes automedicar a tu mascota, muchas personas cometen el grave error de dar medicinas, que a otros perros les recetaron o incluso hay casos en los cuales les vuelven a proporcionar tratamiento que les habían recetado con anterioridad, siendo esto imprudente y que puede generar daños más graves; los tratamientos pueden variar según las Características de los perros.

Con los perros, en este caso, sucede igual que con los humanos, es necesario realizar un diagnóstico por medio de una evaluación previa que deberá hacer el veterinario, de acuerdo a lo que él determine se realizará el tratamiento adecuado para la afección que está aquejando a tu perro.

Hay casos en los que son necesarios el uso de antibióticos, pero todo dependerá de la patología específica; indiferentemente de lo que el veterinario recete a tu perro, debes seguir adecuadamente todas las indicaciones, no debes pasarte de la dosis, ni disminuirla y si observas efectos secundarios no dudes en acudir rápidamente al especialista.

Cuando hay presencia de efectos secundarios, puede ser que tu perro no esté aceptando correctamente esa medicina, que sea alérgico a ella o a uno de sus componentes, por lo que será necesario un cambio de tratamiento o la disminución de la dosis.

¿Cómo bajarle la fiebre a un perro?

Ten presente siempre que es necesario que la temperatura de tu perro debe mantenerse a un nivel normal, no se debe pasar por alto o tomar como una situación pasajera, es igual en ellos que en niños y adultos, pueden agravar rápidamente y en muchas ocasiones atraer consecuencias que son irreversibles para la salud del perro y su calidad de vida.

También debes saber que hay medicinas que son para humanos y que les causa daño a los perros, por lo que debes evitarlas, entre algunas de ellas están el ibuprofeno y el paracetamol, debes evitar proporcionárselas bajo o toda costa, lo que más se recomienda es que lo lleves al veterinario lo más rápido que puedas.

Si no puedes ir al veterinario porque es muy tarde, porque tienes niños y no los puedes dejar solo u otra circunstancia, entonces llama al veterinario para que te dé consejos al respecto o para que atienda a tu perro en tu casa directamente; seguramente te hará preguntas específicas sobre los síntomas que presenta y sobre los hábitos que está teniendo.

Remedios caseros 

Aunque no es lo más recomendable, es cierto que hay casos en donde se hace imposible acudir a un veterinario por lo que es necesario tomar otras medidas para garantizar el bienestar y la calidad de vida de los perros, algunos consejos que puedes llevar a cabo desde tu caso son los siguientes:

Escoge una toalla o una esponja, deberás mojarla moderadamente, preferiblemente que quede húmeda, luego deberás colocar esto en zonas de tu perro para que este se refresque, puede ser en la zona de las axilas o en su abdomen; luego que hagas esto espera unos quince minutos y revisa si ha progresado o no, no dejes mucho rato los trapos en el perro.

Procura que tu mascota siempre esté hidratada, si ves que no está tomando agua por su propia cuenta entonces deberás proporcionársela por medio de una inyectadora, sin aguja, llénala de agua y luego se la colocas en la boca expulsando el agua hacia ella; si aun así lo rechaza entonces intenta darle algún caldo con sustancia de pollo.

Luego de que hagas esto revisa constantemente de manera de ver si realmente está surtiendo efecto o no.

La prevención de la fiebre en perros

Ante todo, lo más importante es prevenir que haya calentura en perros así como otras afecciones, sin embargo, cabe acotar que muchas veces es imposible prevenirlo, aun así podrías tomar en cuenta los siguientes consejos:

Lleva a tu perro constantemente al veterinario, por lo menos cada seis meses o como máximo una vez cada año, así se pueden evitar muchas enfermedades tal y como ocurre en los humanos.

Algo sumamente imprescindible y que debes tener muy al día en tu perro son sus vacunas, si no se las colocas el can estará más vulnerable a padecer cualquier afección.

Mantenlo desparasitado, recuerda que en el mundo hay gran cantidad de parásitos interno y externos que estos animales pueden contraer, pero si le das desparasitante de forma periódica entonces esto será una probabilidad inferior.

No olvides averiguar cuáles son los alimentos, que no pueden comer los perros, hay frutas que son permitidas y otras que no, igualmente debes saber Que verduras pueden comer los perros, lo cual pueden intoxicarlo o mantenerlo sano, según la que le des de comer, no toda la alimentación lo mantendrá sano.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.