Consecuencias de la Rotación de la Tierra, Velocidad y Más

Rotación se trata de un movimiento que realiza la Tierra y varios planetas, mediante el cual pueden girar alrededor de su eje y si estás interesado en conocer todo lo relativo a este movimiento de rotación de la Tierra te invitamos a leer este artículo y adquirir los conocimientos para que entiendas de qué se trata y cuáles son los efectos que produce.

Rotación-de-la-Tierra-10

¿En que consiste la Rotación de la Tierra?

Es uno de los Movimientos de la Tierra los cuales ejecuta en su devenir en el espacio, el cual se manifiesta por un giro sobre el eje de nuestro planeta. El movimiento de rotación de la tierra se realiza de oeste a este, tal como lo hacen la totalidad de los planetas que se encuentran en nuestro sistema solar, salvo el caso de Venus, que lo hace al contrario, es por ello que en nuestro planeta el sol siempre sale por el este y se oculta por el oeste.

Si se asume como referencia al polo norte, observaremos que la Tierra se mueve en el sentido contrario al horario. Un movimiento completo de rotación de la Tierra en relación a nuestra estrella fija, que es el sol, tarda 23 horas, 56 minutos y 4 segundos.

Este movimiento puede ser demostrado mediante el experimento del péndulo de Foucault, cuya masa imponente es suspendida desde un punto a mucha altitud para poder separar su movimiento, de aquel que ejecuta la Tierra en rotación, lo que quiere decir separarlo del suelo, pero no se puede separar completamente del movimiento del punto de la altura desde el cual se suspende, pero si se pueden apreciar los efectos de la rotación terrestre.

¿A qué velocidad gira la Tierra?

La velocidad de rotación de La Tierra es de 1670 kilómetros por hora en su línea ecuatorial, pero esta velocidad se atenúa en la medida en que nos encontremos más cerca de los polos, en los que la velocidad es cero, porque son los puntos referenciales del eje de la Tierra.

Sin embargo, los científicos han podido determinar que, a través de millones de años, la velocidad del movimiento de rotación de la Tierra ha ido disminuyendo, por efecto de los intercambios de fuerzas gravitacionales con los Movimientos de la Luna.

Por otra parte, han ocurrido fenómenos cuyos efectos han sido totalmente contrarios, es decir, han aumentado el movimiento de rotación de la Tierra en tres microsegundos, como el terremoto de proporciones colosales que tuvo lugar en el año de 2004 en el océano índico.

Otro hecho que afecta a la rotación de la Tierra es el demostrado ajuste postglacial, que está ocurriendo desde la última glaciación, y que propicia la modificación de la ubicación de las masas terrestres y como consecuencia de ello, afecta el momento de inercia y por razón de la ley de conservación del momento angular, también ha modificado el lapso de rotación.

La medición del día terrestre

Se trata de que los científicos logren medir el día exacto del movimiento de rotación. Debido a que ese valor se ha ido modificado, haciéndose en cada oportunidad de menor duración, lo que ha causado la necesidad de que tenga que ajustarse regularmente la medición del tiempo con un reloj atómico, que es el de mayor precisión y no se vincula con la velocidad de rotación de la Tierra.

Por supuesto que no podemos ajustar la persistencia del movimiento de rotación terrestre a un reloj atómico, porque no depende de la duración de la rotación, sino que ocurre al contrario, lo cual quiere decir que cuando un reloj atómico marca la hora con un segundo adelante del movimiento de la rotación terrestre, lo cual ocurrió al inicio del año 2017, se procede a eliminar ese segundo de la medición precisa del movimiento de rotación terrestre.

En todo caso, la está excesiva precisión con la que ahora contamos para poder medir la rotación terrestre no tiene mucha relación con los efectos y consecuencias que produce dicho movimiento.

rotación-de-la-tierra-2

Día solar medio

Esta medida se calcula en puntos medios, así average del día solar en el lapso de un año entero es un día solar medio, el cual está compuesto por 86,400 segundos solares medios. En la actualidad, cada uno de estos segundos solares son infinitesimalmente más largo que un segundo SI normal. Ello ocurre debido a que el día solar medio de la Tierra es hoy ligeramente más largo de lo que era en el siglo XIX, originado por la fricción que han producido las mareas.

La subsistencia promedio del día solar medio, desde que se introdujo en el año 1871 un segundo interpolado, ha sido de 0 a 2 ms más larga que 86,400 segundos SI. Las variaciones que se han producido por razón del acoplamiento núcleo-manto terrestre tienen una extensión de alrededor de 5 ms.

El segundo solar medio entre los años 1750 y 1892 fue escogido en 1895 por Simon Newcomb como una unidad de tiempo autónoma gracias a sus Tablas del Sol. Esas tablas fueron utilizadas para estimar las efemérides del planeta entre los años 1900 y 1983, razón por la cual éste segundo fue bautizado con el nombre del segundo efemérides. En el año 1967, el segundo SI fue equiparado al segundo efemérides.

Día estelar y sideral

El lapso de rotación de la Tierra en relación con las estrellas fijas, que recibió el nombre de día estelar, por el Servicio Internacional de Rotación de la Tierra y Sistemas de Referencia.

Así mismo, el período de rotación de la Tierra vinculado con el precesión del equinoccio vernal medio en movimiento, que recibe el nombre de día sidéreo, es de 86,164.09053083288 segundos de tiempo solar medio (UT1) (23 h 56 m 4.09053083288 s). Debido a los resultados de estas mediciones, resulta que el día sidéreo resulta ser más corto que el día estelar en alrededor de 8,4 ms.​

Ambos días, el estelar y el sideral duran menos que el día solar medio en alrededor de 3 minutos y 56 segundos. Si tienes curiosidad, las tablas de duración del día solar medio en segundos SI se encuentra publicada por el Servicio Internacional de Rotación de la Tierra y Sistemas de Referencia (IERS), para los períodos 1623-2005.10​ y 1962-2005.11​.

Consecuencias de la rotación terrestre

El movimiento de rotación de la tierra tiene un efecto muy complicado sobre los cuerpos que se encuentran en movimiento sobre la superficie terrestre. En términos generales, se puede afirmar que las peculiaridades de dicho efecto son las siguientes:

Efectos aparentes

Los primeros son una variedad de efectos aparentes o que no son reales. Aunque esta idea parezca ser absurda, nos va a servir para clarificar cómo se produce el efecto que genera el movimiento de la rotación terrestre, que fue explicado por A. Gil Olcina en el libro Geografía General I, al exponer las características del efecto de Coriolis en relación con la atmósfera.

Cuando se hace esta afirmación se puede entender que no se trata de un efecto verdadero, sino que es aparente, ya que realmente lo que se mueve es la superficie de la Tierra, durante el movimiento de rotación y el viento atmosférico; las aguas de lagos, ríos, Mares y Océanos solo se mueven por inercia, es decir, derivado de este movimiento de rotación, pero en la dirección contraria.

Otros efectos

El movimiento de rotación de la Tierra tiene un efecto tridimensional en relación con los cuerpos que se desplazan sobre la superficie, en particular, sobre los líquidos (ríos, mares, océanos, lagos) y materiales gaseosos presentes en la atmósfera, tal como ocurre con el viento en superficie, la convención, la subsistencia y otros fenómenos más.

También se ha observado que se produce este efecto en algunos cuerpos de consistencia sólida, como el hielo oceánico, fluvial, lacustre o terrestre. Es un efecto de inercia, que se produce en la atmósfera y en la hidrosfera, incluyendo las aguas continentales y las marinas. Ejemplo de esta interacción con los vientos, son los vientos planetarios, la corriente ecuatorial del Norte, la corriente circumpolar antártica y otros más.​

Sucesión del día y de la noche

Al tratarse la tierra de un cuerpo de forma esférica, todo punto que se encuentre en su superficie de manera diaria transitará de la luz a la oscuridad, esto es, que pasará del día a la noche, con excepción, por supuesto, las áreas polares, en las que la inclinación del eje terrestre modifica esta duración, porque pasan seis meses de con luz seis meses de oscuridad.

Este efecto tiene mucha relevancia, porque rige el ciclo de la vida normal de los animales, las plantas y especialmente la de los seres humanos. A su vez, la continuación del día y de la noche establece la duración de la exposición diaria de la superficie de la Tierra a la radiación solar.

También generan una cantidad de procedimientos de compensación entre las partes sólida, líquida y gaseosa de nuestro planeta que atemperan de forma sensible los efectos extremos,  que ocurrirían sí la exposición directa a la radiación solar fuese permanente, así como la inexistencia de la misma en el hemisferio oscuro.

rotación-de-la-tierra-4

El caso es que la atmósfera y en particular, la hidrosfera, adquieren una gran porción de calor durante el día y lo liberan de forma parcial durante la noche, facilitando con ello la permanencia y evolución de la vida sobre la Tierra. Efecto que también se produce en la litósfera terrestre.

Abultamiento ecuatorial y achatamiento polar

Otro efecto del movimiento de rotación de la Tierra es la creación de una fuerza centrífuga que produce su mayor fuerza en el área ecuatorial, lo que ha producido un efecto de engrosamiento en el ecuador de nuestro planeta, tanto en la geosfera, como en la hidrósfera y por encima de todo, en la atmósfera.

Esa fuerza centrífuga ha hecho que nuestro planeta tenga una forma muy peculiar, por el observable abultamiento ecuatorial, que incluye la parte sólida y también ha generado un achatamiento en los polos.

El caso es que esa forma achatada en los polos y abultada en el ecuador rigen la dinámica oceánica, regulando las corrientes de los mares y océanos, así como la dinámica de la atmósfera. Ello quiere decir que el abultamiento de las aguas marinas y de la atmósfera en el ecuador del planeta se suma al abultamiento de la parte sólida de la Tierra.

Al mismo tiempo, los efectos de este abultamiento se reflejan en una menor densidad de los cuerpos que se encuentran en movimiento, cuando están ubicados en la línea ecuatorial y en una gran extensión de la zona intertropical, produciendo una fuerza de inercia en todos los cuerpos que se hallen en movimiento. Pongamos unos ejemplos:

Reloj de péndulo

La prueba de este efecto se verificó cuando el gobierno francés, remitió un reloj de péndulo calibrado con gran precisión a la Guayana Francesa, con la finalidad de medir el tiempo de forma oficial. Pero de inmediato se pudo comprobar que la hora se adelantaba cada día de manera considerable.

La causa de esto es que un reloj de péndulo tiene una graduación que permite regular la menor o mayor altura del mismo, con el resultado evidente, inverso al de un metrónomo, de cuando se levanta el peso del péndulo se hace más rápida su oscilación y cuando baja, se torna más lento.

Entonces, si la medición del tiempo sufría adelantos en un reloj de péndulo que fue graduado en París, ello quería decir que todo el reloj de péndulo situado en la Guayana Francesa se encontraba a mayor altitud, con relación al centro de la Tierra, situada en la franja ecuatorial, que los que estuvieran ubicados en Francia.

Las corrientes marinas

En la hipótesis de que los continentes no existieran, solo tendríamos una corriente marina ecuatorial en la zona intertropical, que por inercia y la fuerza centrífuga, se desplazaría por el ecuador de la Tierra, en sentido inverso al movimiento de rotación, esto es, de este a oeste. Se ha comprobado que los continentes de Asia, África y América, debido a la morfología de sus costas, separan y modifican esa corriente y otras que son parecidas.

La gran corriente ecuatorial se bifurcaría, a su vez, en dos corrientes hemisféricas, que se formarían como manera de compensación en sentido oeste – este, como es el caso de las corrientes del Golfo y Kuro Shivo, hacia el sur, que se unen a la corriente circumpolar antártica.

Los vientos

Absolutamente todos los vientos del planeta, tienen su origen en el movimiento de rotación de la atmósfera de la Tierra. Pero los vientos no tienen su origen únicamente en la diferencia de presión entre las distintas masas de aire, sino que su propio movimiento y recorrido causan, en mayor medida, las diferencias de presión entre ellos.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.