Cómo escribir un libro: consejos y trucos para una misión casi imposible
Cómo escribir un libro: consejos y trucos para una misión casi imposible

¿Cómo escribir un libro? Ah, menuda pregunta del millón. Cómo empezar a escribir una novela es algo para lo que no hay trucos. Por mucho que los talleres literarios y cursos de escritura insistan en que es posible aprender a hacerlo. Si lo pensamos, es un acto que no tiene mucho sentido.

10 trucos para escribir una novela

Aunque existen trucos y esquemas para escribir una novela, el acto de escribir (incluso de leer una novela), carece de lógica si lo analizamos desde un plano meramente racional. Sabemos que muchos de vosotros escribís, que buscáis como locos consejos para escribir un libro, así que hoy os traemos una guía para aprender a escribir un libro. Y para ello hemos acudido a Stephen King. Recuerda visitar nuestra guía con 7 consejor apra escribir bien y mejor.

Cómo escribir un libro: consejos y trucos de Stephen King

En Postposmo os traémos un recopilatorio de los 10 mejores consejos de Stephen King para ser un mejor escritor. Si te estás planteando empezar a escribir tu novela te recomendamos que prestes mucha atención a estos consejos porque te van a interesar. Es bien sabido que el éxito literario de Stephen King suele conquistar, también con bastante frecuencia, los despachos de HollywoodCujo, It, La ventana secreta, La milla verde, Cadena perpetua… La lista de películas basadas en libros de Stephen King es, sin duda, deslumbrante. Veamos si podemos descubrir parte de su fórmula para dar tan a menudo con el éxito.

1. La importancia de las primera Líneas

Las primeras líneas de la historia no simplemente introducen al lector y hacen que estés interesado en la historia. Como sucede con la sinopsis, las primer líneas fijan el rumbo, el camino que seguirá el escritor para terminar la historia. El primer párrafo es el más importante y hay que prestarle especial atención. Como sucede con el primer plano de cualquier película de calidad, en la primera imagen vamos a ver toda la historia contenida. Ningún arranque de ningún buen libro es casual. Es, quizás, el montón de líneas alq ue el escritor ha dedicado más meditación y estrategia.

Al escribir el arranque de tu novela o relato es preferible despertar preguntas en el lector. Los primeros párrafos deberían presentar el conflicto de nuestra obra. En segundo lugar, deberíamos conseguir que el lector pueda imaginarse a los personajes en un lugar y en una época. Pintar con palabras una primera escena  que sirva para poner en situación al lector y que así entienda dónde, cuándo, por qué y cómo sucede la historia. Y no sólo eso: con el primer párrafo o párrafos levantamos la piedra fundacional de uno de los objetivos clave del libro: que el lector sea capaz de hacerse amigo de ese protagonista. DE ENTENDERLE.

Consejos para escribir el arranque de una novela

  1. Esboza el conflicto lo antes posible

  2. Empieza con acción

  3. Sitúa al lector en tiempo y espacio

  4. Sé breve y directo

  5. Deja claro el género de tu novela

  6. Pon algo en movimiento

  7. Valora comenzar con un diálogo

2. Las historias están en cualquier parte

La historia para Carrie se le ocurrió Stephen King mientras trabajaba de conserje en un colegio. Dice que estaba limpiando el servicio de niñas cuando le vino a la mente la historia de una niña marginada. Como te contamos en el especial de Libros basados en historias de Stephen King, la jugada le salió muy pero que muy bien. Las historias suelen surgir de lo cotidiano. La inspiración te puede llegar en cualquier momento: mientras tomas un café, mientras sacas al perro… Es fundamental dejar volar tu imaginación.

3. Borrador listo en 3 meses

Entemos por borrador el primer manuscrito de la novela. Su chásis o esqueleto. Ya tendremos tiempo después de peinar la historia y ponerle lacitos para pulirla. Es un error clásico pasar demasiado tiempo elaborando el primer manuscrito.

 Ernest Hemingway: “El primer borrador de cualquier cosa es una mierda”.

Ningún escritor ha tenido un primer manuscrito perfecto. Ernest Henigway llegó a decir que sentía auténtica vergüenza por el aspecto que presentaban a veces sus primeros borradores. Después de escribir nuestra novela toca dejarla reposar en un cajón para luego retomarla y empezar el trabajo más duro, de chapa y pintura, que consiste en arreglar y pulir versión tras versión hasta que esté medianamente digna para enseñársela a otros. Es un punto polémico, lo sabemos. Sería recomendable no tardar más de tres meses en terminar de escribir el borrador de nuestra novela.

4. No te obsesiones con la gramática perfecta

Quizás de esto pecan absolutamente todos los escritores primerizos que están empezando en este negocio tan difícil de publicar libros. La manía de intentar siempre dejarlo todo bien cuadrado, ordenado y limpio es nociva. Desechemos la prioridad utilizar una gramática demasiado irreal, a veces incluso recargada. Pasamos por alto que escribir un libro es, por encima de todo, un acto creativo. Lo fundamental es que la historia fluya con comodidad y sin que parezca forzada. Que la trama sea buena y enganche es fundamental para entender cómo escribir un libro. No te emborraches en hacer una historia excesivamente poética.

5. Escribe para ti

Según Stephen King, si puedes escribir por el mero gozo de hacerlo y no pensando en el dinero, podrías escribir para siempre, podrías dedicarle tantas horas como quieras. Escribir es un acto creativo, no se puede hacer simplemente por el dinero. Si estás pensando únicamente en escribir por dinero para alcanzar la fama como cualquier otro negocio, mal asunto.

6. Haz listas y escribe sobre lo cotidiano

Según Stephen King, cuando tiene que empezar escribir, muchas veces intenta mezclar cosas cotidianas con cosas que dan muchísimo miedo y él va haciendo listas. Ejemplo de ello es su uso constante de ratas o monstruos payaso siniestros. Es una gran idea que persigue encontrar la empatía con el lector al incluir elementos cotidianos. Pero con un giro que hace que las historias puedan ser más emocionantes y sorprendentes.

Piensa en profesiones, aficiones… cualquier elemento cercano… pero con un giro original que contribuya a añadir el elemento novedoso de tu historia. Charles Bukowski era cartero. Dedicó un libro entero a esa profesión. John Kennedy Toole vivía con su madre a imagen y semejanza del mítico Ignatius Reilly de La conjura de los necios. Mucha gente se vuelve loca pensando cómo escribir un libro cuando tienen delante de sus ojos la mejor de las historias.

7. Rutina, salud y estabilidad

King dice que es importante tener una estabilidad emocional. El escritor asegura que tiene una rutina muy bien definida: por las mañanas escribe, luego se echa a dormir una siesta, contesta a correos, le dedica tiempo a su familia, etc. En una entrevista llega incluso a abundar en la importancia de estar casado a la hora de tener una vida de escritor eficiente. Según King, cómo escribir un libro no tiene mucho misterio: orden, orden y orden. King confesó hace años en una entrevista con el autor de Juego de Tronos, George R.R. Martin, que se auto impone la regla de escribir, al menos, seis páginas diarias.

Ciertamente, puede ser bueno tener familia o un entorno sano que evite que se te vaya la cabeza. Dicho esto, hemos de recordar que no son pocos los escritores que han brillado a pesar de estar inmersos en vidas caóticas y desordenadas: Jack Kerouac, Charles Bukowski o el mismísimo autor de El Gran Gatsby, Francis Scott Fitzgerald, cuyo matrimonio (no es ningún secreto), no era precisamente un camino de rosas (por no hablar de su adicción a la bebida, un alcoholismo que terminó matándole).

Tener los pies en la tierra es algo muy importante y eso te lo da por supuesto, estabilidad mental. Si no cuidas tu cuerpo, tu salud se resentirá si te resientes te vas a encontrar mal, no vas a tener ganas de escribir, y si lo haces lo vas a hacer mal.

8. No esperes a las musas

La inspiración no va a llegar sola para explicarte los trucos de cómo escribir un libro. O sí, pero debería pillarte trabajando. Los mejores autores saben que el acto de escribir no es un acto mágico. Es bonito pensar que hay gente que se despierta con la inspiración de buena mañana y ya empieza a escribir porque tiene todo divino y clarividentemente ordenado en la mente. Y NO ES ASÍ. Como dijo Pablo Picasso, la inspiración existe, sí, y ha de pillarte ya en faena mientras estás trabajando.

9. Investigación

Es un punto discutible en esta guía sobre cómo escribir un libro. En última instancia todo depende de la clase de obra que tengas en mente. Si estás interesado en escribir un súper ventas bestseller, no deberías obsesionarte con una documentación excesiva que pueda llegar a hacerle sombra a la historia principal. Es un defecto (discutible, insistimos), que se ve mucho en novela históricas y en novelas que están excesivamente documentadas, no? Puede llegar a ser un error hacer más hincapié de la cuenta en hechos por el simple motivo de que estén basados en hechos reales.

Con todo, A sangre fría de Truman Capote es una formidable novela que desmiente este punto. Aunque también fue uno de los primeros exponentes del género de no ficción. Encontramos un ejemplo maravilloso de cómo documentarse rigurosamente (sin hacer una narración pesada) en El adversario, de Emannuel Carrère. Hay que buscar en lo cotidiano en la vida, en lo cotidiano; detectar una buena historia, una buena trama y desarrollarla. Pensamos que escribir se traduce en tener una prosa excelente y exquisita. Y no. Lo que importa al final es el contenido.

10. Desaparece del mundo

Aíslate. No le hagas caso a nadie. Stephen King hace como el Christian Bale protagonista de la película The big short: música cañera por un tubo. Es fundamental que encontremos nuestro rinconcito (espacial y temporal) para escribir, y ser conscientes de que ese rincón es inviolable: nadie nos puede molestar.

En última instancia, si quieres aprender cómo escribir un libro primero deberás aprender sobre ti. Saber leerte es la más importante de todas las lecturas.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here