Temas interesantes de los que hablar

temas interesantes para hablar

Conocer temas interesantes de los que hablar puede sacarnos de algún que otro apuro. Por ejemplo, una comida o cena familiar donde te toca sentarte con ese primo segundo que ves solo de boda en boda o evento en evento, una cita donde aún no conocemos a la otra persona, o precisamente ir a conocer a la familia de tu pareja…

Son muchas las ocasiones en que estamos con gente que no conocemos del todo bien, con las que es posible no saber que tema de conversación sacar, donde lo personal queremos reservarlo por el momento… en esas situaciones ¿de qué hablar?

Los temas de conversación dependen del entorno

Tener temas de conversación interesantes para sacar en algún momento de apuro o de silencio. Temas para hablar en momentos donde queremos que la conversación vaya fluida, que el otro o los otros pasen un buen rato hablando con nosotros. Esto es algo que deberíamos tener en la cabeza habitualmente. Sobre todo cuando vamos a participar en una cita o reunión donde igual no conocemos bien a esas otras personas que asistirán y no hay muchos temas, a priori, de los que hablar.

¿Te ha pasado que cuándo quedas con tus compañeros de trabajo se habla.. de trabajo? ¿Qué cuando quedas con otros padres se habla… de colegio, de los niños, de los médicos de los niños? Se hablan de las cosas que compartimos, cosas que pensamos que son fáciles de hablar con las personas con las que estamos a cada momento. Sin embargo, a veces, con algo de esfuerzo podemos hablar de otras cosas y podemos descubrir que estamos rodeados de gente más interesante de lo que pensamos, gente que solo espera que alguien sacara otro tema de conversación además de ese tema trillado que les une.

Es posible que quedando a solas con un compañero de trabajo y saliendo de los temas habituales de trabajo encontremos un amigo para toda la vida, una relación amorosa o a alguien con quién compartir algo más que solo el panorama laboral.

Temas de que hablar

¿Cuáles son esos temas interesantes para hablar que podemos utilizar?

Obviamente los temas de que hablar son diferentes dependiendo del contexto, no es lo mismo temas para hablar con una cita que a penas conocemos, a los temas para hablar con compañeros de trabajo, temas para hablar con la familia lejana o temas para hablar con nuestra pareja o amigos. Cierto es, que algunos se pueden usar para casi cualquier contexto.

Temas para hablar en cualquier contexto

Tener una batería de temas sobre los que poder hablar sea cual sea la situación a la que nos enfrentamos, puede ser una herramienta muy buena para estar tranquilos y evitar esos posibles silencios incómodos. Os proponemos los siguientes temas para cualquier ocasión: 

Libros y películas de una manera diferente

Hay algunos temas clásicos como hablar de libros y de películas favoritas, pero porqué no mejor solo decir con qué tres libros o películas se quedaría para ser lo único que pudiera ver/leer el resto de su vida. ¿Por qué? Que te cuente qué tienen esas películas o libros, deja que la otra persona te cuente sobre sus gustos y lo que le apasiona y porqué no, anímate a ver o leer lo mismo para conocerle mejor.

Infancia y hacerse mayor

Hablar de anécdotas de la infancia es algo que abre una conversación y donde lo que contarnos se puede alargar muchísimo, así que es un tema bastante importante a tener en cuenta. Pero además otro tema es el estar en la vida adulta, ver cómo pasa el tiempo y si eso nos asusta, qué esperamos de cara al futuro. Y porqué no, qué hacemos para aliviar el estrés del día a día que supone ser adulto ¡De niño no te preparan para lo que es ser adulto! ¿O sí?

temas de conversación

Lugar de residencia y trabajo

¿Cambiarias de lugar de residencia por trabajo? ¿Cambiarias de trabajo por vivir en el sitio que deseas? ¿Cuál es tu prioridad? ¿Cuá es tu trabajo o lugar soñado? ¿Por qué?

Comida

¿Qué es lo peor que has comido y lo mejor en cuánto a comida durante un viaje? ¿Qué no volverías a probar? ¿Qué no probarías aunque otros si lo hicieran? ¿Unos ricos saltamontes por ejemplo? Atreveros a probar algo que ninguno haya tomado, ir a un sitio nuevo y que el tema de la comida fluya.

Talento

¿Hay algún talento oculto que tengas? Quizá pintar, escribir… O aún mejor ¿Hay algún talento que en realidad no sea nada útil pero que puedas hacer y asombrar a otros? Por ejemplo, retuerces el dedo de manera extraña o puedes lamerte la nariz.

Temas para conocer más a una persona

Esa persona que quieres conocer más quizá sea un posible amigo, una posible pareja o un compañero nuevo de trabajo. Romper el hielo puede ser complicado, pero se puede hablar de muchas cosas, os dejamos algunas preguntas para comenzar una conversación: 

  1. ¿Te consideras alguien con iniciativa o prefieres dejarte guiar?
  2. ¿Qué valoras de tus amistades?
  3. ¿Tienes alguna anécdota que te encante contar y que todo tu entorno conoce?
  4. ¿Cuál ha sido tu peor día? ¿Y cuál el mejor? ¿Cambiarías algo de lo que paso?
  5. ¿Qué querías ser de mayor cuando eras pequeños? ¿Sigues pensando que habría sido una buena idea?
  6. ¿Qué te gustaría saber hacer? ¿Pintar, tocar un instrumento? ¿Por qué no lo has aprendido? ¿Te animarías ha hacerlo? Nunca es tarde.
  7. ¿Cambiarías alguna cosa de tu personalidad? ¿Crees que puedes cambiarla?

Temas para hablar con tu pareja

Quizá suene un poco tonto eso de «temas para hablar con nuestra pareja» pero en realidad cuando el día a día, la rutina nos absorbe es probable que no tengáis tiempo de hablar de muchas cosas salvo el propio día a día: la compra, el trabajo, lo que hay en la tele, etc.. y a veces si sales a cenar en pareja parece que los temas siempre son los mismos. Para cambiar eso os proponemos los siguientes temas para hablar:

El trabajo

Pero no solo qué tal el trabajo sino si le gusta, si es lo que desea, si le gustaría cambiar, cuál es el trabajo con el que soñaba de pequeño, cuál es el trabajo con el que sueña ahora.

El miedo

Esos temores que puede tener el otro y que a veces oculta o no quiere mirar, quizá a los reptiles, quizá algo de su día a día.. pregúntale.

¿Cómo sería un día perfecto?

Preguntaros eso y porqué no tratar de realizar el día perfecto del otro e incluso idear un día perfecto en pareja.

La casa

Si tenéis casa propia podéis ver alguna cosa que se pueda cambiar, si hay algo que el otro siempre ha deseado tener en casa, quizá una biblioteca, quizá una cocina con isla, quizá un estudio, una zona de juegos… La casa debe ser para disfrutarla y cada uno debería tener su pequeño rincón soñado. Así que tratar de realizarlo puede ser un proyecto increíble.

Los inicios

Hablar de los recuerdos de los inicios de la relación no solo es bueno sino que puede ayudar a hacernos ver la ilusión que teníamos al principio, esas cosas que nos daban vergüenza, esos detalles que hacía el uno por el otro. Puede ser muy beneficioso recordar por qué empezó una relación entre vosotros.

Relaciones pasadas

No debería ser un tema tabú hablar de las relaciones pasadas. Existieron. Nos hicieron aprender. De manera que hablar de alguna cosa sobre el pasado nos indica a ver y a dejar que nuestra pareja vea hacia donde vamos enfocados. Qué esperamos en nuestra pareja actual y que no.

temas para hablar

Proyectos de pareja

Los proyectos deben estar siempre ahí, algunos más inmediatos y otros a largo plazo, pero deben ser en una misma dirección, por ello es importante hablar sobre lo que queremos en la vida y lo que queremos crear con nuestra pareja. Algunos temas fundamentales y en los que se debería estar de acuerdo son: tener o no hijos, tener o no mascotas, tener o no casa/piso propio, si gusta o no viajar y donde os veis viviendo en unos 3-4 años (pueblo, ciudad grande, ciudad pequeña, tal y donde estáis..) Incluso depende de la edad de nuestra pareja que piensa hacer cuándo se jubile.

Personas importantes

Hablar de la familia, de los amigos, de esas personas relevantes en la vida del otro es algo importante para conocer más a nuestra pareja y también para conocer sus valores, sus gustos, sus sentimientos. Aquí el abanico se abre porque se pueden hablar de los recuerdos con esas personas y poder ver porqué son apreciadas para nuestra pareja.

Aún con todo, ya conocemos a nuestra pareja con lo que sabemos qué temas de estos abordar más o menos. Aunque lo ideal es siempre tener un proyecto de futuro en común, quizá una casa, como decorarla, una boda, familia, viajes… ir consiguiendo estos proyectos hará que vayan cambiando los temas de conversación y evitará estancarse. Así que aprovecha estos momentos y, sobre todo, saca tiempo para hablar con tu pareja sin televisión, sin móviles, sin otra gente, solo vosotros dos y la conversación fluirá.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.