Cuando se está solo, esperamos a esa persona que será tu ayuda idónea, y pedimos al Señor que nos muestre a esa persona; pero realmente sabes qué significa ayuda idónea y quién puede brindarla, te sugiero que no te vayas, quédate y entenderás las verdades sobre este tema.

que-significa-ayuda-idónea-1

¿Por qué la llamas “Ayuda Idónea”?

Iniciamos en la palabra del Señor:

Génesis 2 :18, nos dice: “que no es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea”.

¿Qué significa ayuda idónea?, cuando el Señor dice esas palabras “ayuda idónea”, nos tendríamos que preguntar. ¿Cómo se encontraba el hombre cuando el Señor dice esas Palabras?, se encontraba ¿Acompañado? ¿Tenía funciones específicas en el edén? ¿Cómo se sentía?

Cada 14 de febrero, nos alegramos porque queremos pasarlo con esa persona especial, y todos creemos que estar a su lado, es todo lo que queremos hacer ese día.

Esta fecha la hemos convertido en un día para compartir además de los amigos, con la ayuda idónea, a veces usamos esta expresión con esa persona especial que sin saber si realmente es tal, sin conocer el qué significa ayuda idónea.

Queremos decirte que pensar y decir a alguien “ayuda idónea”, siendo soltero o ya casado, no es meramente porque queremos dar un toque más especial a esa persona, porque este asunto no es por un simple romanticismo o porque creemos que es la forma correcta de nombrarla, porque no es darle un estatus o nivel a una persona.

El significado de ayuda idónea trasciende a un ámbito más profundo, más comprometido con Dios en Primer lugar y luego a ti. Para que te vayas dando una idea, vamos responder a esas preguntas que nos ayudarán a darle sentido a esta frase.

Retomando la palabra del Señor, estando Adán en el Edén, porque en él recae estas palabras por ser el primer hombre viviente. ¿Cómo se encontraba Adán? ¡Solo!, era único en su especie, todos los animales tenían cada uno su pareja, pero él se encontraba solo. ¿Qué funciones tenía? Sembraba, les ponía nombres a los animales, cuidaba el Edén y entre otras actividades.

El amor de Dios sobre la humanidad

He aquí la pregunta esperada por todos. ¿Cómo se sentía? Cómo cree usted que se sentía Adán, aquí es donde entran los sentimientos; se sentía solo, especulando un poco, podemos decir que hasta triste. Será que una persona sola puede sentirse alegre, feliz de estar en el mundo solo, mucho de nosotros nos imaginamos la escena y no hubiésemos querido estar en su lugar.

Pero sabes, ¿Quién sí se puso en su lugar? –Dios. Nada más y nada menos que su creador, aquél que lo amo tanto, hasta conocerlo que él daba que aquel hombre se sentía solo. ¡Imagino que él contemplaba a los animales, cada quien, con su pareja, y él solo! No tenía con quien hablar, compartir, trabajar, y muchas cosas más.

Imagino que viendo Dios toda esta escena, fue cuando dijo: que no es bueno que el hombre esté solo; le haré “ayuda idónea”, si el mismo Dios, creador de todo, le dijo que no era bueno que el hombre estuviese solo por algo lo dijo.

Ahora venimos con otra pregunta. ¿Usted cree que el hombre solo pueda producir algo? De hacerlo puede hacerlo, de hecho, él trabaja solo en el huerto del edén cuidaba a los animales entre tantas cosas. ¡Volvemos otra vez, pero estaba solo!

El significado de ayuda idónea, aunque pareciera que solo es para los caballeros, solteros, pero también a los amigos que leen este artículo, también aplica para las hermanas solteras, para que ambos estemos conscientes de esta frase usada por muchos sin conocer su verdad central.

Complemento de Dios para el hombre o la mujer

Como anteriormente hemos comentado, Adán, se encontraba solo en el Edén, donde tenía diversas actividades se mantenía ocupado, entre la atención para los animales y delante de la presencia de Dios todo el día. Sin embargo, él no se sentía completo, algo le faltaba, se sentía solo, todos con su pareja o su igual y él no se parecía a ninguno.

Lo importante de esta historia, es que nos enseña hoy en día, por eso decimos que la biblia no está desactualizada, su palabra está vigente y continuará vigente. Fíjense en algo, Dios conociendo a su creación, quería verlo feliz, alegre, que ya no se sintiera solo. Pensó en proveer su ayuda idónea, porque ni Adán imaginaba que pudiese tener una compañía. Dios conoce nuestro corazón y él tiene cuidado de nosotros, y las bendiciones que nos dará será en su tiempo. (Mateo 6:8,32)

que-significa-ayuda-idónea-2

El hombre como la mujer son seres totalmente distintos, pero cada uno complementa al otro. Son como piezas de un mismo rompecabezas que al ser unidos cuadran de una manera perfecta; por lo que cada sexo fue capacitado para que asuma su responsabilidad dentro de la creación y el plan de Dios, en todo este gran diseño.

¿Qué significa idónea?

El origen de la palabra “Idónea”, es del hebreo “négued” por lo que tiene su significado como contraparte, parte opuesta, cónyuge, o delante; en presencia, a la vista, derecho hacia adelante.

Una ayuda idónea, ciñéndonos a su significado, aplica a la persona que está a nuestro lado, pero a nuestro lado, ¿Cómo para qué? Para ayudar, servir, acompañar, apoyar, y para ser complemento a la otra persona. Sin embargo, esto no aplica solo para el hombre; de la mujer para el Hombre, también viceversa; el Hombre para la mujer, en pocas palabras el hombre también debe ser todo esto para la mujer.

De manera que la idea original de que el hombre tenga su ayuda idónea nace del corazón de Dios. Porque Él sabe que los dos juntos pueden lograr grandes cosas, separados es muy poco lo que pueden lograr, recuerdan como estaba Adán, trabaja y se mantenía ocupado, pero no se sentía satisfecho.

El plan original de Dios era que se acompañan, que vivieran una vida juntos, Hombre y mujer. Es por eso que el hombre y la mujer se complementan el uno con el otro, existía el hombre pues, Dios le plació crear a la mujer, para venir a complementar al hombre, es por eso que el matrimonio tiene su propósito definido por Dios.

Esperanza de ser amados

Los regalos de Dios siempre son los mejores, porque el que ama sólo sabe dar lo mejor que tiene, este es un ejemplo que Dios nos enseña cada Día y nosotros debemos aprender de esto. Dios le dio el mejor regalo a Adán, le dio a Eva.

Fíjense en algo, ¿Qué usó Dios para crear a la mujer? La costilla de Adán, o sea que la mujer salió del mismo cuerpo del Hombre. Y ¿Quién no ama a su cuerpo?, sabemos que nos amamos porque cuidamos nuestro cuerpo; de esta misma manera que cuidamos nuestro cuerpo debemos amar y cuidar a nuestra mujer, esposas, o ayuda idónea.

Cuando leemos en génesis 2:21-22, nos dice que el Señor Dios, permitió que el hombre se quedara dormido, en un sueño profundo; y Dios quitó una costilla y de nuevo lo cerró, creó una mujer y se la trajo al Hombre.

Esto lo que nos dice, que se deja sin una parte preciada para el hombre, para dar origen a la mujer, esto lo que nos quiere dar a entender, es que uno es complemento del otro, a esto se le llama “complementariedad,” ósea el primero no estará completo hasta obtener su otra parte. En este sentido es esa complementariedad, la parte que fue quitada en el hombre que debe continuar siendo parte de él.

Cuidado del hombre hacia su regalo

De acuerdo al talmud, el lugar donde fue tomada la mujer, de la costilla, está cerca del corazón.

Con razón existe esta versión que no deja de ser cierta: la Mujer fue creada desde las mismas costillas del hombre, el creador no uso huesos de los pies, para que éste la pisoteara, ni tomo algo de su cabeza, para que ésta se creyera superior al hombre, fíjense de algo; la tomó del lado, para considerarse igual que él, debajo de su brazo, que simboliza la protección del hombre hacia la mujer, y cerca de su corazón, con el propósito de que el hombre la amara.

Para nosotros los cristianos, nuestro fundamento de vida es la palabra de Dios, “La biblia”, por lo que basamos nuestra creencia en ella, debido que se considera nuestro manual de conducta, pero bien acertada la reflexión del talmud, cuando habla del amor que debe haber entre el hombre y la mujer.

Retomando el tema con Adán, una vez puso su mirada sobre Eva, imagino la cara de sorprendido al verla por primera vez: la llamó, Eva, por lo que en el idioma hebreo significa “Isha”, que a su vez significa “Esposa y Amada”. Por lo que, a la ayuda idónea, debe ser amada por su varón y cuidarla con amor.

Un amor auténtico, que sólo recibe su virtud de una persona, donde su vida fue renovada o transformada por la obra de Cristo, crucificado por amor a nosotros.

Efesios 5:25 :(parafraseado) “Maridos, amen a sus mujeres, así como Cristo amó a la iglesia y se dio a sí mismo por ella”.

En Efesios 5:28: dice: (parafraseando) de la misma manera los maridos deben amar a sus mujeres como a sus propios cuerpos. Si ama a su mujer, a sí mismo se ama.

Los maridos deben amar a sus mujeres, no dice si pueden “ámenla”; dicen “deben” amar a sus mujeres como a sus “mismos cuerpos”. ¿Más claro? ¡Imposible!, o usted ha visto algún hombre odiando su cuerpo.

Tú ayuda idónea, alegra tu corazón

Una vez que Adán mira su regalo, ¡perdón! a “Eva”, miren lo que dijo, palabras bien ciertas, y las leemos en Génesis 2:23, y el hombre dijo: está (refiriéndose a la mujer, “Eva”) es ahora hueso de mis huesos, y carne de mi carne (reconociendo que era para te de él), ella será llamada “Mujer” porque del hombre fue tomada.

En este versículo leído, estamos en presencia del primer cumplido que le hace el hombre a la mujer; cumplido salido de un corazón alegre, por la presencia de Eva en su vida.

De esta manera debe ser nuestra actitud frente a la mujer; una vez que llega a la vida de un hombre, éste debe elogiar, decirles cumplidos, hablarle con palabras agradables, para que ella se sienta amada y pueda seguir alegrando el corazón del hombre.

Dios suplió la necesidad de Adán y cubrió su soledad con una compañera, esto significa “ayuda idónea”. Ante la mujer (el regalo de Dios), lo que expresó fue de alegría: ¡huesos de mis huesos y carne de mi carne!, es como si hubiese dicho, otra persona igual a mí. De hueso y carne, igual que yo.

Miren lo que nos dice proverbios: 18:22: El que halla esposa, halla la felicidad, el Señor le ha hecho un favor. (parafraseando.)

Tu ayuda idónea, es tu compañera(o) de crecimiento en Cristo

Tu ayuda idónea debe ser una persona, a quien el Señor llenó en primer lugar de su gracia, de características similares a las tuyas, su propósito, va de la mano con el tuyo, en fin, es tu complemento, para crecer a tu lado espiritualmente, con su marido.

Lo ideal es que los dos, sigan creciendo en la gracia, y en el conocimiento en relación al propósito de Dios. Por tanto, es un buen motivo para dar gracias a Dios por el regalo de una “ayuda idónea”.

“Ayuda Idónea” es tu compromiso de amor para toda la vida

Si has recibido este regalo de parte de Dios, aprende a amar a esta mujer que, ya conociendo lo que significa ayuda idónea, debes amarla como Jesús a su iglesia.

Recuerda que al igual que la iglesia no es perfecta, de igual manera Jesús ama a la iglesia, la cuida y la corrige en amor.

Pide sabiduría a nuestro Dios para que, de la misma manera, puedas hacer tú con tu ayuda idónea, cuidarla, protegerla y corregirla en amor, para que juntos logren el propósito por el cual el Señor los ha unido o los ha de unir, porque debes dar cuenta por esta mujer que Dios te ha entregado.

que-significa-ayuda-idónea-3

Ahora podrás usar esta frase “Ayuda Idónea, de manera consciente de lo que significa y tendrás que recibirla, aceptar, Cuidar, y guiarla y sobre todo amarla con sus virtudes y defectos.

Sabiendo que aún ambos están en la mejor mano, las del carpintero; el cual talla su obra con amor para que cada día se vea reflejado Jesucristo en sus vidas.

Da Gracias al Señor por permitirte tener una ayuda idónea, que será tu amiga, compañera y tu apoyo. Aprende esto, para ir al matrimonio, no es porque encontraste la persona correcta, lo realmente importante es ser la persona correcta.

Citas Para Reflexionar Cantar De Los Cantares

El Libro cantar de los cantares, podría considerarlo para enamorar a su ayuda idónea. Ya que está enfocado en la celebración del amor y el matrimonio, muchos autores también comentan que es la simbología del amor de Dios por su iglesia o su pueblo.

A continuación, algunas frases célebres, pero este podría ser inicio de sus elogios para su ayuda idónea:

Cantares 4:10

«¡Qué dulces son tus caricias, amada mía! ¡Son más dulces que el vino! ¡Más fragantes tus perfumes que todas las especias!».

Cantares 8:6-7

< ¡Graba mi nombre en tu corazón! ¡Graba mi imagen en tu brazo! ¡Tan fuerte es el amor como la muerte! ¡Tan cierta es la pasión como la tumba!

Oremos: Gracias, señor porque he comprendido qué significa ayuda idónea, dame sabiduría para usar esta palabra con propiedad y solo usarla con esta persona que has entregado a mi vida, para apoyarme y acompañarme.

Te pido perdón por la vez que la he herido, que sin saberlo la he maltratado y no le he enseñado con amor y a luz de tu palabra, las verdades espirituales, que no nos ayudarán a avanzar juntos.

Dios en tu infinita misericordia ayúdame para bendecir su vida, así las cosas, estén marchando muy mal, ayúdame a verla con los ojos de Jesús. Ayúdame a apoyarla y ser su proveedor cuando tenga necesidad. En fin, ayúdame a cuidarla como lo haces tú.

Si desea leer sobre este tema puedes ingresar: Citas Bíblicas Para Matrimonio.

Si estas palabras han sido de bendición para tu vida, y sientes que te han edificado, comparte este artículo con otros, para que también ellos puedan entender que significa ayuda idónea.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here