Qué es la fosa de las Marianas

La fosa de las Marianas es la más profunda del lecho marino

Resulta muy curioso pensar que el ser humano ha viajado más veces a la luna que a las profundidades oceánicas de nuestro planeta. Todavía hay mucho que descubrir e investigar en las fosas marinas tan inexploradas hasta día de hoy. Algunas de ellas son más famosas que otras. ¿Sabríais decir cuál es la más profunda de todas? Pues de esta hablaremos en este artículo. Si queréis saber qué es la fosa de las Marianas, os recomiendo que sigáis leyendo.

A parte de explicar cuáles son sus características, también os diremos dónde se encuentra y, lo más curioso, qué hay en el fondo. Pero tranquilos, las condiciones que hay a tantos metros bajo el agua no dan lugar a monstruos marinos, pero sí a otras formas de vida muy peculiares.

¿Qué es y dónde está la fosa de las Marianas?

La fosa de las marianas se encuentra en el océano pacífico

Autor: ALAN.JARED.MATIAS
Fuente: https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Fosa_de_las_marianas.jpg

Empecemos explicando qué es la fosa de las Marianas. Pues bien, se trata de una depresión del fondo marino con una longitud de 2550 kilómetros y una anchura de 69 kilómetros. Destaca por su curiosa forma de media luna y por ser el área más profunda de los océanos de este planeta.

La profundidad máxima hallada en la fosa de las Marianas se encuentra en un pequeño valle ubicado en su fondo, en el extremo sur, al cual se le denomina Abismo de Challenger. Ahí se pueden llegar a descender hasta 11034 metros. Para hacernos una idea: El monte Everest, la montaña más alta de la Tierra, mide 8849 metros. Es decir, si se encontrara justo en ese punto, su cima seguiría estando bajo agua, a unos dos mil metros.

Aún así, la fosa de las Marianas no es la zona más cercana al centro de la Tierra. Esto se debe a que nuestro planeta no es una esfera perfecta como solemos pensar, si no que tiene una forma esferoide oblato. Para demostrarlo, sólo debemos fijarnos en los radios de los polos y del ecuador. El radio es por unos 25 kilómetros superior en el ecuador que en los polos. Como consecuencia, algunas zonas del lecho marino pertenecientes al océano Ártico están más cerca al centro de la Tierra que el Abismo de Challenger, ubicado en el océano Pacífico.

Hay que destacar que en el fondo de la fosa de las Marianas, todo el agua que se encuentra encima ejerce una presión de nada más ni nada menos que 1086 bar. Para hacernos una idea: Es más de mil veces la presión atmosférica habitual. Debido a este presión, el agua incrementa su densidad en un 4,96% y la temperatura que hay oscila entre uno y cuatro grados centígrados.​

Ubicación

Ahora que ya sabemos qué es la fosa de las Marianas, vamos a comentar dónde podemos encontrarla. Como ya hemos mencionado anteriormente, se encuentra en el océano Pacífico occidental, a unos 200 kilómetros aproximadamente al este de las islas Marianas, de ahí que la fosa reciba ese nombre. A nivel político, pertenecen a los Estados Unidos.

Cabe decir que la fosa de las Marianas se considera un monumento nacional de Estados Unidos desde el año 2009. Diversos investigadores del Centro de Oceanografía Scripps llevan explorando esa zona desde hace años. Ahí han hallado ejemplares pertenecientes a Xenophyophorea, que son básicamente unos organismos unicelulares que se encuentran y desarrollan a 10600 metros bajo el agua. Además, se han recopilado datos que indican que existen otras formas de vida ahí abajo, concretamente microorganismos. A parte, también se pueden encontrar peces fosforescentes. A continuación hablaremos un poco más sobre lo que hay en esas profundidades.

¿Qué hay en el fondo de la fosa de las Marianas?

En el fondo de la fosa de las Marianas viven xenofióforos

Hasta en tres ocasiones ha conseguido el ser humando llegar casi hasta el fondo de la fosa de las Marianas. La primera vez fue en el año 1960, cuando Aguste Piccard y Don Walsh llegaron hasta los 10911 metros de profundidad en el Abismo de Challenger. En el año 2012, el famoso cineasta James Cameron casi igualó a sus antecesores, llegando a 10908 metros.

Sin embargo, el récord lo batió Víctor Vescovo, que alcanzó una profundidad de 10928 metros. Él mismo explicó en una entrevista que fue bastante decepcionante llegar tan abajo y encontrar tantísima contaminación humana. Hasta ese punto llegan nos plásticos que tiramos al mar. Sin embargo, en ese lugar tan profundo y oscuro también se pueden hallar otras cosas muy curiosas.

Seres vivos en la fosa marina más profunda del planeta

Son pocos los seres vivos que puedan sobrevivir en un entorno con condiciones tan extremas, como en el Abismo de Challenger, pero existen. Fue en el año 2011 cuando se descubrió que en el fondo de la fosa de las Marianas habitan unos seres similares a esponjas de mar y a otros animales marinos: Los xenofióforos.

Si bien es cierto que guardan cierta similitud con otros seres vivos, en realidad son unos microorganismos que se organizan en pseudoestructuras. ¿Esto qué quiere decir? Básicamente se trata de un tipo de estructura o forma que parece sencilla a simple vista pero que resulta ser muy compleja. Los xenofióforos están especializados en vivir y desarrollarse en condiciones que pueden parecer imposibles, al menos para nosotros. Precisamente por su alta especialización, no logran sobrevivir fuera de su hábitat, motivo por el cual resulta una tarea muy complicada estudiarlos más a fondo.

Artículo relacionado:
Tipos de Animales Marinos y sus Características

Al contrario que otras profundidades marinas, la fosa de las Marianas parecen estar casi desierta. Como tampoco se hacen excursiones por ahí de forma habitual, lo más probable es que simplemente nadie se haya topado todavía con animales marinos por esa zona. Según investigaciones llevadas a cabo en otras simas marinas, lo más probable es que habiten también en esta animales marinos de las profundidades. Estos suelen poseer un tejido gelatinoso y poco consiste que llega a deshacerse o a derretirse cuando la temperatura y la presión no son las de su fosa marina.

Es bastante probable que en la fosa de las Marianas habiten algunas especies de cefalópodos, como por ejemplo los calamares gigantes, y más arriba otros seres mucho más diversos y peculiares. Entre ellos seguramente se encuentren hidras y medusas brillantes, calamares lechón, peces dentudos y ciegos, pepinos de mar muy extravagantes, etc.

Como podéis ver, ahí abajo queda todo un mundo por descubrir. A medida que avanzan la tecnología y la ciencia, se van encontrando nuevas maneras de llevar a cabo investigaciones tan complicadas. Pero para averiguar todo lo que guardan las profundidades marinas, todavía nos quedan algunos años.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.