Al ser los peces animales cuya existencia es únicamente acuática, cuentan con una restricción muy particular a la hora de alimentarse, y es que sólo pueden aprovechar lo que les provee su entorno. Ello no evita que sus costumbres alimentarias sean lo suficientemente variadas, mucho más que las de otros grupos animales. En este artículo conoceremos Qué Comen los Peces, tanto los que están en libertad como los que viven en acuarios.

Que comen los peces

¿Qué Comen los Peces?

El pez es un animal vertebrado exclusivamente acuático, que puede moderar su temperatura corporal de acuerdo a su entorno, pudiendo respirar mediante branquias con las que atrapan el oxígeno disuelto en el agua. Usualmente está revestido de escamas y dispone de aletas que les sirven para movilizarse en el entorno acuático. Los peces han desarrollado sus colonias tanto en aguas de lagos de montaña como en las profundidades marinas, en virtud de sus diversas técnicas a la hora de conseguir su alimento.

Hay especies de peces que se alimentan de los despojos de animales en descomposición que se encuentran en el fondo oceánico, otros son cazadores activos y otros subsisten exclusivamente de materia vegetal. Como debemos comprender, lo que le sirve de alimento a los peces en el medio natural no es lo mismo que comen los peces de acuario. En su entorno natural, los peces usualmente se alimentan de otras especies acuáticas más pequeñas como larvas o invertebrados. La mayor parte de ellos son carnívoros, aunque hay ciertas especies cuya alimentación se basa en plantas y algas.

En lo referente a la comida que ingieren los peces que se mantienen en acuarios, va a depender de si son de agua salada, dulce, tropicales o peces de fondo. Es de gran relevancia conocer la alimentación de cada especie en particular, para así poder brindarles el alimento propicio que les suministre los nutrientes y vitaminas que requieren para que se mantengan saludables y puedan vivir por mucho tiempo.

Si deseas conocer cuáles son los tipos de alimentos que consumen los peces, en los siguientes párrafos te reseñaremos qué es lo que comen los peces, así como aquello que se constituye como algo dispar o como característica singular en la alimentación de esta agrupación animal que puebla las aguas.

Tipos de Alimentación

De acuerdo al lugar de cual proceda el alimento, los peces pueden clasificarse en distintas categorías, aunque se debe hacer resaltar que cuantiosas especies pueden manifestar más de una forma de alimentación y mezclar varias modalidades para conseguir todos los nutrientes requeridos.

Que comen los peces

Por otra parte, hay especies que pueden poblar las desembocaduras de los ríos, en las cuales las aguas son salobres y, por ende, pueden subsistir tanto en ríos como en el mar, como es el caso del tiburón toro (Carcharhinus leucas) o los salmones (Salmo salar), por lo que su alimentación se complementará entre los alimentos que pueda conseguir en ambas clases de ambientes.

Esto sucede merced a la homeostasis, que es la cualidad con la que cuentan los seres vivos de mantener inalterable el balance químico interno. En las siguientes líneas te indicaremos las categorías de peces de acuerdo al tipo de alimentación que practican:

Herbívora

Aquí se agrupan aquellos peces que se alimentan en base a fuentes de procedencia vegetal, ya sea de vegetales superiores o algas, de acuerdo a cuán profundo vivan y de su estilo de vida. Ciertas especies cuentan con adaptaciones morfológicas en su cuerpo, tal es el caso del pez loro (Scarus coelestinus), el que cuenta con una singular dentición que reúne sus dientes en una estructura parecida al pico de los loros, que utiliza para roer el coral y rocas y de ese modo poder arrancar las algas de tales superficies.

Carnívora

Su alimentación está compuesta por otros peces y variedades acuáticas como gusanos, crustáceos, moluscos y zooplancton. Pueden realizar una caza activa o atrapar a su presa por medio del acecho. Adicionalmente, cuentan con dientes adaptados para descuajar la piel de sus víctimas. Ejemplos de ellos son el tiburón blanco (Carcharodon carcharias) o la barracuda gigante (Sphyraena barracuda), los dos poseedores de afilados dientes que operan como auténticas sierras.

Omnívora

Son peces cuya alimentación es más oportunista y especializada, esto es que se adecuan a la disponibilidad de alimento, por lo que su régimen alimentario puede ser tanto de procedencia animal como vegetal. Como ejemplos de ellos podemos citar a la piraña vientre rojo (Serrasalmus nattereri), que si bien cuenta con reconocida fama de ser una insaciable carnívora, no lo es de forma estricta, ya que puede valerse de vegetación para suplementar su dieta.

Que comen los peces

Otro ejemplo de ello es la carpa común (Cyprinus carpio) que sumado a que se alimenta de vegetación acuática, igualmente procura modestos insectos o crustáceos en el fondo del río o lagos en los cuales mora.

Detritívora

Así se llaman aquellos peces que sacan provecho de los despojos orgánicos de otros peces y que bajan hasta el fondo marino. Gracias a ellos se recicla del material orgánico de los entornos acuáticos, ya que además de proveerse de alimento, numerosas especies ayudan a filtrar el agua, por lo que aportan un servicio de gran relevancia para dichos ecosistemas.

Los bagres del orden Siluriformes son peces que se han adaptado para esta clase de alimentación, como el pez gato (Panaque nigrolineatus). Igualmente los peces denominados limpiafondos, como el Corydoras aeneus, que son responsables de filtrar el fondo de las masas de agua donde habitan.

¿Qué Comen los Peces de Río?

Los peces de río o de agua dulce son los que pueblan ríos, lagos, lagunas y humedales, cuya salinidad (contenido de sales) es inferior al 1.05%, lo cual es decisivo para su sobrevivencia. Los peces de río cuentan con adaptaciones corporales que les posibilitan vivir en aguas de escasa salinidad y su medio interno conserva dichas sales, ya que éstas no se encuentran muy presentes en su medio externo.

Como citamos previamente, hay distintas modalidades mediante las cuales se alimentan, por lo que entre las especies que pueblan los ríos (cuyas aguas cuentan con mayor cantidad de fósforo, potasio y magnesio) igualmente se puede conseguir variaciones en sus dietas

Que comen los peces

Las especies responsables de filtrar el agua, basan su alimentación en los residuos del lecho de los ríos o lagunas, y viven y se sustentan en el fondo, ya que cuentan con un aparato bucal adecuado para ello. Otras variedades, como los herbívoros fluviales, subsisten en base a algas, vegetales y especies microscópicas que conforman el plancton. Igualmente se aprovechas de frutos que se precipitan al agua.

Por otro lado, las especies carnívoras que existen en este tipo de entornos, comen larvas de insectos o crustáceos de río. Igualmente pueden consumir otros peces más modestos y, en ciertos casos, otros animales terrestres que caen de forma desprevenida al agua.

¿Qué Comen los Peces de Mar?

Así como los peces de río, las especies que pueblan mares y océanos, en cuyas aguas abunda más el sodio, yodo y cloro, no podrían vivir en agua dulce ya que su organismo no está adaptado para retener las sales que el cuerpo requiere, tal y como ya señalamos. De acuerdo a cómo se hayan adecuado a vivir con sal a su alrededor, su cuerpo es el responsable de regular la entrada y salida constante de ella.

Las especies marinas incorporan en su dieta gran diversidad de alimentos. Esto va a depender de su forma de alimentación (herbívoros, carnívoros, omnívoros o detritívoros) y del lugar en el cual vivan en los océanos. Tal es el caso de los pobladores de las profundidades marinas, como lo son los peces abisales y otras especies que se han acostumbrado a vivir en áreas del mar donde la vida no se encuentra muy presente, que se alimentan del zooplancton y de diminutos peces. No obstante, otras variedades, como el pez abisal (Eurypharynx pelecanoides), pueden ser de naturaleza depredadora pudiendo atrapar peces de mayor tamaño.

Por otra parte, especies como los tiburones, atunes o el pez espada, son variedades pelágicas, esto es, que residen más cercanamente a la superficie. Son excelentes cazadores y depredadores, por lo que atrapan de forma activa a sus presas. A otras variedades, como el pez payaso (Amphiprion ocellaris), se les clasifica como omnívoro generalista, ya que su alimentación consta tanto de algas como de animales en la misma relación. Asimismo se les ha podido observar engullendo los parásitos de las anémonas que con él viven, en una asociación simbiosis, esto es que recíprocamente se benefician para mejorar su vida.

También hay especies marinas con costumbres alimenticias más curiosas, como el pez piloto (Naucrates ductor), cuya alimentación se compone de los despojos de comida y parásitos de los tiburones, con quienes conforman una relación casi simbiótica, ya que muy raramente se les ve a ambos separados.

¿Qué Comen los Peces de Acuario?

Cada acuario contempla una instalación específica de acuerdo al tipo de pez que va a alojar. Pueden existir acuarios según el origen de los peces, sean estos de agua fría o de agua tropical, o su desempeño sean de superficie o de fondo, o su tamaño sean pequeños o grandes, etc. Y en función de los tipos de peces alojados, su alimentación debe ir ajustada a ellos. A continuación algunas de esas categorías.

Ejemplares de Agua Fría

Los peces de agua fría conllevan un fácil cuidado y mantenimiento. Hay una multiplicidad de alimentos para cada especie adecuados a sus requerimientos nutricionales y a su aparato digestivo. Los más usuales son los copos, los granulados y las escamas, los cuales son fórmulas completas para no preocuparse en demasía ya que no requieren de ninguna clase de suplemento.

Los copos y las escamas son el alimento más frecuente para peces de agua fría, ya que se permanecen a flote en el agua por cierto tiempo y son fácilmente alcanzables para el animal. En contraste, los granulados tienen un peso más elevado por lo que descienden con mayor rapidez al fondo del acuario, teniendo como desventaja que algunos peces de menor habilidad no los pueden aprovechar.

Entretanto los residuos de escamas pueden contaminar muy fácilmente el agua por lo que deben limpiarse con mayor frecuencia para que no ocurra. Los gránulos, por su lado, dejan pocos residuos por lo que ayudan a mantener el equilibrio del acuario. El alimento para peces de agua fría es apropiado para especies como los goldfish, el pez ojos de burbuja, el betta splendens, el pez telescopio, el pez cometa, el neón chino o las carpas Koi.

Ejemplares de Aguas Tropicales

A los peces tropicales se les puede alimentar con comida viva y seca: la primea de ellas podría estar constituida por larvas de mosquito, camarones y modestas lombrices; la segunda puede venir en escamas, en gránulos o en tabletas. Ambos suministran un aporte balanceado de nutrientes, fibras y proteínas para una salud perfecta.

Peces de Fondo

La dieta que es de provecho para los peces de fondo no es similar a la de aquellos que nadan en la superficie. El alimento en escamas no es el apropiado en esta ocasión ya que se requiere que tenga algún peso para que descienda al fondo del acuario rápidamente y que igualmente no pueda ser engullido por los otros peces mientras cae. 

Nos referimos a especies como los siluros (plecos, peces gato), los cobítidos y los barbos. Las tabletas redondeadas y los discos son el alimento que más se suministra a estas especies ya que cuentan con el peso conveniente para que puedan alcanzar zonas específicas de la pecera. 

Peces Disco

Los discos son especies de agua dulce muy valorados por su belleza pero con una dieta rigurosa que demanda una mayor diversidad en el alimento. Además de los tradicionales granulados y escamas, existen complementos con vitaminas que aportan un elevado valor nutritivo y contribuyen a mejorar su aparato digestivo.

Igualmente existen potenciadores de color, los cuales están diseñados para acentuar el color intenso de los peces disco mediante fórmulas preparadas con multitud de ingredientes como la espirulina, el mejillón de labio verde, las ortigas, el ajo, la espinaca y las zanahorias. Con ellos tus peces no solo estarán saludables sino que además lucirán espléndidos.

Peces Pequeños

La mayor parte de los peces menudos se alimentan de larvas, invertebrados y animales acuáticos diminutos. Por otra parte, ellos necesitan consumir mayor cantidad de alimentos que sus semejantes grandes (en relación a su tamaño), ya que sus requerimientos energéticos son mayores, en razón de su elevado metabolismo y actividad.

Para el caso de los alevines, esto es, aquellos peces jóvenes y de reducido tamaño, su dieta se compone de algas microscópicas y plancton, ya que la envergadura de su boca no le posibilita consumir alimentos de gran tamaño. De acuerdo a como van creciendo, sus hábitos alimenticios se van alterando hasta llegar a comer como pez adulto.

La Mejor Comida para Peces de Acuario

Proporcionar la comida apropiada a los peces de acuario es una gran preocupación para todo amante de la acuariofilia. El desafío reside en conseguir una alimentación conveniente, de modo que la salud de los peces no se vea afectada debido a una deficiente alimentación. Todo pez debidamente alimentado, es un pez saludable y que no va a enfrentar problemas dentro del acuario.

Tenemos que tener presente que los peces con los que contamos en el acuario, tienen orígenes diferentes y no nos referimos únicamente a su procedencia natural, que igualmente puede tener influencia en su alimentación. Al tanto que algunos peces (los que más se comercializan y fáciles de obtener en cautiverio) provienen de criaderos y están habituados a ser alimentados con comida procesada, otros provienen de forma directa de la naturaleza, donde se procuraban una alimentación totalmente diferente a la que nosotros les podemos brindar.

Para proveerles una dieta apropiada, debemos saber de cual hábitat provienen y lo que comían cuando estaban libres. No se puede dar la misma comida a peces de agua fría, tropicales, peces marinos o peces de fondo, ya que cada uno de ellos demanda una alimentación distinta. De acuerdo al hábitat que hayamos recreado en el acuario, puede suceder que contemos con peces con distintos hábitos alimenticios, por lo que debemos tratarlos de diferente modo.

La total responsabilidad de conocer sus requerimientos y aportarles los nutrientes necesarios es de los cuidadores. Los alimentos más saludables para los peces deben incorporar primordialmente:

  • Aminoácidos (suministran proteínas)
  • Grasas (suministran ácidos grasos)
  • Hidratos de carbono (suministran celulosas)

Es de gran importancia no proporcionar alimentos en exceso a los peces, ya que los residuos no consumidos pueden afectar la calidad del agua y por ende, provocar enfermedades. Lo más conveniente es darles alimento en varias ocasiones pero en pequeña cantidad.

Diferentes Tipos de Alimentos

A la venta se pueden conseguir diversos tipos de comida para peces que ya se encuentran preparadas y de cuya elaboración no nos tenemos que encargar. No obstante, si disponemos de tiempo y así lo deseamos, existen algunas recetas de alimento casero para peces que se pueden preparar. Entre ellas podemos diferenciar cinco clases distintas de comida para peces:

Vivo

El alimento viviente tradicional para peces de acuario se compone de daphina o artemias (modestos crustáceos), larvas de mosquito, camarones y tubifex (lombrices diminutas). Igualmente se pueden adquirir kits con huevos fértiles de artemia, para conformar un criadero de artemias en casa y disponer constantemente de alimento vivo para los peces.

Liofilizados

Gran parte de los alimentos vivos no son de fácil consecución, pero los que si se encuentran a nuestra disposición son los que previamente han sido liofilizados. Ésta es una técnica de secado por medio de la cual el alimento no pierde sus nutrientes, resultando igualmente deliciosos para los peces. Además, bajo este procedimiento, se encuentran libres de parásitos y patógenos y se constituyen en un extraordinario complemento proteínico para tus peces de acuario.

Seco

Los alimentos secos son los que más extensamente se usan en cualquiera de sus presentaciones, escamas, copos o gránulos y su proceso de elaboración implica la extracción de cualquier humedad de ellos. Su contenido puede variar de acuerdo a la especie de pez a la que se va a suministrar, pudiendo incluir toda clase de alimentos, desde algas hasta crustáceos para las especies carnívoras. Una de sus más grandes ventajas es que usualmente están enriquecidos y son el suplemento perfecto para una dieta balanceada, en la que deben estar incluidos alimentos vivos y frescos.

Fresco, pero no Vivo

Ciertos peces se complacen por la inclusión en su dieta de modestos trozos de mejillones, gambas, peces, inclusive pollo o vísceras de animales. No deben constituirse en la base de su dieta, y hay que ser muy cuidadosos con “qué” clase de alimentos usamos, que siempre deben estar de  acuerdo a las especies de peces presentes en el acuario. Igualmente hay que ser cautelosos en permitir la introducción accidental de alguna clase de parásito.

Congelado

Los alimentos congelados para peces regularmente son larvas de mosquito, gusanos, pulgas de agua, crustáceos, camarones, etc. (daphnia, tubifex, artemia), los cuales se pueden adquirir en ciertas tiendas especializadas. Vienen a ser el reemplazo ideal en caso de no poder suministrar alimento vivo. Se les debe descongelar con anterioridad, y aguardar a que alcance la temperatura ambiente para que pueda ser introducido en el acuario.

Comida para Vacaciones

Cuando el cuidador del acuario se va a ausentar por un corto  tiempo, se les puede dejar a los peces un bloque especial de alimento, el cual únicamente se disuelve cuando los peces lo comen y puede durar hasta tres días. Si la ausencia va a ser más prolongada, se les puedes dejar unas pastillas que pueden durar hasta 14 días y se disuelven solamente cuando los peces la comen, con la ventaja adicional de que no enturbian el agua y sin quedar preocupados por su alimentación. Existe también la alternativa de un comedero automático que regula las dosis y el tiempo en que suministra la comida.

Alimentos con Medicamentos

A la hora de medicar a los peces de acuario se puede utilizar como método la administración de medicamentos por medio de los alimentos, sin que ello llegue a contaminar el agua del tanque.

¿Cuántas Veces se Alimenta a los Peces de un Acuario?

Cuando se trata de suministrar alimento a los peces de un acuario hemos de estar atentos a cómo ellos comen en estado salvaje. Ello se debe realizar en pequeñas porciones a lo largo del día. Si no nos es posible poder hacerlo entre cuatro y seis veces al día para suministrarles dosis pequeñas, lo que podemos hacer es llevarlo a las veces que cada uno pueda proveerles cada día, dos o tres de acuerdo al caso.

¿Qué Cantidad de Alimento se les Suministra?

Al respecto el concepto es sumamente claro: lo que puedan comer en un par de minutos. Es mucho más conveniente darles poco que demasiado. Por ende, el método que emplearemos para orientarnos, será colocar una migaja de comida sobre el agua y calcular en cuánto tiempo se la terminan, si la comida desparece en menos de un par de minutos podemos agregarle un poco más.

De sobrar alimento lo más recomendado es retirarlo. Es de importancia que la comida no se quede a flote ni se vaya al fondo ya que con ello podrían suceder dos cosas que realmente no deseamos. Se podría estar sobrealimentando a los peces o se estaría ensuciando el agua.

También le pueden interesar estos otros artículos:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here