La mujeres una creación única y valiosa ante Jehová y el mundo estero. Por estas cosas y mucho más estas son las mejores prédicas para mujeres, las que contristan sus corazones, y hacen que se vuelvan las verdaderas guerreras de Dios. No te la pierdas.

prédicas-para-mujeres2

Prédicas para mujeres

Nosotras las mujeres a lo largo de la historia hemos demostrado que no hay obstáculo que no hemos logrado superar y que ante cada victoria, nos volvemos más fuertes, inteligentes y seguras. Sin perder nuestra delicadeza, amor, consuelo y apoyo para todos los que nos rodean.

Las mujeres fuimos creadas por un propósito divino, donde nuestro rol es ser la compañera y coheredera de la gracia junto con nuestros esposos. Desde la creación del mundo el Señor nos revela que, fuimos creadas para ser la ayuda idónea de nuestro compañero.

Luego de que nuestro Padre Celestial, admirará todas las cosas que había creado y haber visto que era bueno. Cuando ve al hombre solo, se da cuenta y expresa que eso no está bien.

Génesis 2:18

18 Y dijo Jehová Dios: No es bueno que el hombre esté solo; le haré ayuda idónea para él.

Desde el punto de vista divino y perfecto de Dios, entendía que la creación del hombre no se encontraba completa. Es decir, el Altísimo nos revela que el hombre solo es un ser incompleto y de ahí se establece la importancia de nuestro rol, en este plano terrenal.

Cuando fuimos creadas, el Señor nos creó bajo la misma especie del hombre, ya que este necesitaba otro ser humano, para que lo ayudará en la misión que Jehová le había encomendado.

prédicas-para-mujeres3

Así como cada especie animal fue creada según su género así también el hombre y la mujer fueron creadas según su género. Al igual que al hombre fuimos creadas a imagen y semejanza de nuestro Padre Eterno.

Génesis 2:21-23

21 Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras éste dormía, tomó una de sus costillas, y cerró la carne en su lugar.

22 Y de la costilla que Jehová Dios tomó del hombre, hizo una mujer, y la trajo al hombre.

23 Dijo entonces Adán: Esto es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne; ésta será llamada Varona, porque del varón fue tomada.

A través de estos versículos el Espíritu Santo nos revela,  que el hombre y la mujer se complementan perfectamente y que uno es totalmente dependiente del otro.

Sin embargo, tanto el hombre como la mujer tienen características físicas e intelectuales que nos diferencian unos de otros y el rol que tenemos en el mundo es totalmente distinta uno del otro.

Es importante que entendamos perfectamente cuál es el propósito de nuestra existencia para poder cumplir con nuestras responsabilidades y gozar de los favores de nuestro Creador.

Tenemos la habilidad de realizar varias tareas a la vez, impartir sabiduría y buenos consejos y el acto más maravilloso que el Señor Jesús nos pudo regalar, como el de dar vida a otro ser humano.

Las mujeres cuentan con una importante participación en los planes de Dios tanto para su pueblo Israel. Mujeres que transformaron su vida luego de aceptar a Cristo en su vida y el plan más maravilloso, como el de la salvación. Se cumplió gracias María, quien como sierva fiel, dio su cuerpo para que esta promesa se cumpliese

Ester pasó de ser una mujer huérfana a ser reina de Persia y que salva a sus compatriotas judíos. Rut que personifica perfectamente la mujer virtuosa y María Magdalena que cambia su vida de pecado completamente una vez recibido el perdón de Jesucristo. Como podemos apreciar Dios nos jeja un ejemplo con Las principales mujeres de la biblia

A continuación te comparto algunas prédicas para mujeres que estoy segura que seran de crecimiento espirítual para tu vida.

Propósito de la creación de la mujer

Comencemos este post de prédicas para mujeres, entendiendo el propósito de nuestra creación y es que somos diferentes papeles y lugar con respecto al varón.

Entre las cosas más evidentes de nuestra creación es: hacerle compañía al hombre, complementar al varón, un ser para amar y poder reproducirnos. Uno de los vínculos más fuerte y poderosos, es el amor verdadero entre un hombre y una mujer.

Mantenerse unidos y fortalecidos en Cristo Jesús, permite que puedan prevalecer y superar las circunstancias que los puedan estar rodeando. El rey Salomón, que tenía una sabiduría como ninguna otra, lo expresa en su libro de Eclesiastés.

Eclesiastés 4:9-11

Mejores son dos que uno; porque tienen mejor paga de su trabajo.

10 Porque si cayeren, el uno levantará a su compañero; pero ¡ay del solo! que cuando cayere, no habrá segundo que lo levante.

11 También si dos durmieren juntos, se calentarán mutuamente; más ¿cómo se calentará uno solo?

La unión de la familia, mantenerse en perfecta comunión con nuestro esposo y sujetas a él, cumplir nuestro propósito, nos brinda una protección, sabiduría y bendiciones de lo alto como ninguna otra.

Otro de los propósitos por lo que el Dios de Israel creo a la mujer, es para ser la ayuda idónea, que significa le haré una influencia necesaria y adecuada. El hombre formaba la mitad del plan original del Creador, sin la mujer este estaba incompleto. Nosotras completábamos el plan perfecto de nuestro amado Señor.

Si bien es cierto que el plan inicial es la familia y el propósito principal es que seamos de ayuda idónea a nuestros esposos, también es cierto que esto se cumple en cualquier ámbito de nuestra vida.

Como ya hemos expuesto, las mujeres tenemos cualidades y habilidades totalmente diferentes a los del hombre. Por ejemplo: tenemos una manera muy diferente de ver y entender el mundo que nos rodea.

Todas estas características que nos hacen especiales ante los ojos de nuestro Padre Celestial y la creación, son de vital importancia y marcan una diferencia en todos los aspectos de nuestra vida.

En nuestro trabajo, podemos analizar, visualizar y entender las cosas que están sucediendo, muy diferente a la de nuestro jefe o compañero de trabajo. Dando un consejo lleno de sabiduría, inteligencia y adecuado para el momento en cuestión.

Proverbios 11:16

16 La mujer agraciada tendrá honra, Y los fuertes tendrán riquezas.

Algún amigo o familiar que no se encuentre en buenos pasos o confundido, podemos llegar a brindarle consejo y apoyo, para que su camino sea próspero y bendecido por Cristo Jesús.

Prédicas para mujeres guerreras

Una de las características que tienen las mujeres, es que defienden a capa y espada a sus familias, trabajo, estudios, intereses y creencias. Una mujer llena de la palabra de Dios, le abre los ojos y el entendimiento a un mundo espiritual que se mantiene en constante movimiento.

Cuando entra el pecado al mundo, por el pecado de Adán y Eva, Jehová de los ejércitos hace una revelación increíble, acerca del triunfo de su Hijo Jesús y de la condenación del enemigo.

Génesis 3:15

15 Y pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu simiente y la simiente suya; ésta te herirá en la cabeza, y tú le herirás en el calcañar.

La palabra simiente que se utiliza en este versículo, es semen y es en este preciso instante que comienza el juicio y salvación de nuestro Padre Celestial. Sería a través del cuerpo de una mujer que nacería nuestro Salvador Jesucristo para salvación del mundo entero.

Una mujer guerra es aquella que se mantiene bajo la sombra del Omnipotente, que coloca toda su confianza en el Dios de Israel y cree plenamente que Él es quien la sustenta en todo momento.

Las mujeres cuentan con una intuición como el hombre no tiene. Sobre todo si eres cristiana, esta intuición es alimentada por el Espíritu Santo.

A través de ella podemos percibir las intenciones reales que pueda tener una persona con nosotras, si alguno de nuestros hijos se encuentra en mal camino, si nuestro esposo está pasando por una situación que le ha robado la paz o si nuestro jefe no está tomando la mejor decisión.

Todas estas características que enriquecen nuestro ser y que fueron dadas por la gracia de nuestro Señor Jesucristo, representan un gran obstáculo para las obras del maligno. Este sabe perfectamente que el Rey de reyes y Señor de señores, exhorta al hombre a tratar a la mujer, así como Cristo trata a la iglesia.

Es por eso, que debemos mantenernos en constante oración con nuestro Señor. Asi luchar contra las huestes de maldad, las potestades y los espíritus inmundos, que buscan destruirnos a nosotras, a nuestro hogar y todo lo que nos rodea.

Uno de los principios fundamentales de la creación de nuestro Señor, es la familia y es por eso que actualmente, vemos un ataque directo contra esta institución creada y bendecida por el gran Yo Soy.

Es importante tener en cuenta que en todo momento debemos estar vestidas con la armadura santa que Dios nos dejó en Efesios 6, para mantenernos fuertes y firmes en Cristo Jesús.

Prédicas para mujeres cristianas evangélicas

Cuando una mujer por decisión propia decide reconocer a Cristo como su Señor y Salvador, toda su perspectiva de la vida cambia. El Señor la limpia de su pecado y la transforma a medida que va creciendo su comunión con Él.

Vivir bajo el temor de Dios y no ceder ante las tentaciones que esta vida nos ofrece, nos hace únicas y especiales. La mujer representa la belleza y delicadeza pero no es sino su prudencia, buen comportamiento y sabiduría, el mayor atractivo que esta pueda tener.

En el Antiguo Testamento se puede apreciar como la mujer era quien debía administrar su hogar y cumplir con todas actividades de su casa como esposa y madre. Por su parte, en el Nuevo Testamento, Jesucristo, establece una igualdad en el reino de Dios acerca de la mujer, sin dejar de obedecer a su esposo, para que las bendiciones del reino de los cielos, fueran sobre ese hogar.

Las mujeres, como ya lo hemos dicho, influyen positivamente a sus esposos, aconsejándolos, guiándolos y apoyándolos en todo momento. También mantiene en unidad y armonía el hogar.

Entendemos la importancia de nuestro rol en nuestra familia, trabajo y sociedad y es por eso que la mujer constantemente debe mantenerse en comunión con nuestro Señor.

Mantenerse en constante oración con nuestro Padre Celestial, no sólo es una actividad que todo cristiano debe seguir, sino como mujeres pedirle al Señor, que nos llene de sabiduría para cumplir con nuestro propósito.

Como mujeres cristianas debemos entender que nuestro esposo es la cabeza de la familia y para que esta se mantenga en armonía, debemos estar sujetas a él. Saber guiarlo pero obedecer a nuestros esposos, es agradable ante los ojos de Dios.

Efesios 5:23

23 porque el marido es cabeza de la mujer, así como Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador.

También es importante que entiendas que el hombre fue creado para ser nuestro protector, cuidador, amante y compañero. No alguien que nos menosprecie y humille, sin amor alguno, ni agradecimiento por las cosas que hacemos.

Efesios 5:28-29

28 Así también los maridos deben amar a sus mujeres como a sus mismos cuerpos. El que ama a su mujer, a sí mismo se ama.

29 Porque nadie aborreció jamás a su propia carne, sino que la sustenta y la cuida, como también Cristo a la iglesia,

Esta revelación que el Espíritu Santo nos hace en la palabra de Dios es realmente muy profunda. Todo hombre que maltrate, destruya y humille a su mujer, así mismo lo está haciendo el con su vida y cuerpo.

El Señor nos describe como una mujer virtuosa y precioso tesoro para la vida de los que la rodean.

Una mujer virtuosa se caracteriza por ser: valiosa, fiable, trabajadora, buena administradora, generosa, temerosa del Señor, de buen ejemplo, sabia, trae alegría a su esposo, su belleza interna no tiene comparación, es un regalo de Dios y guía a las más jóvenes.

Entre las exhortaciones que nos hace Dios, es ser mujeres prudentes, de gracia, sabiduría y alejadas del conflicto y la pelea que no traen gracia a nuestro ser.

Proverbios 21:19

19 Mejor es morar en tierra desierta. Que con la mujer rencillosa e iracunda.

Que comparen el vivir en el desierto como lo mejor que le podría ocurrir a alguien si se encuentra cerca de una mujer conflictiva y rabiosa, es un gran llamado a la reflexión.

No solo una mujer con estas características puede llegar a ser desgastante. Así crear un ambiente familiar, laboral y personal pesado, incómodo y desagradable, sino que también aleja a todos a su alrededor.

Versículos de la Biblia en relación a la mujer

Luego de estas prédicas para mujeres, quisiera que fueramos a la palabra viva de Dios y juntas leamos algunos misterios que aquí se encuentran.

prédicas-para-mujeres

Es el manual y guía que nos deja nuestro Señor para que podamos comprender un poco más de su esencia. Qué busca de nosotros, su poder y gloria, el gran amor que siente por sus hijos y las cosas que acontecerán.

Es por eso que a través de este artículo te comparto algunas revelaciones y expresiones que hace nuestro propio Señor Jesucristo acerca de nosotras y te puedas maravillar acerca de cómo nos ve nuestro Salvador.

Proverbio 18:22

22 El que haya esposa halla el bien. Y alcanza la benevolencia de Jehová.

Todo hombre que encuentre una compañera que este junto a él a lo largo de su vida, la cuide, valore y respete. Como dice la palabra de Dios, encontrará la generosidad del Dios de Israel sobre su vida.

Rut 3:11

11 Ahora pues, no temas hija mía; yo haré contigo lo que tú digas, pues toda la gente de mi pueblo sabe que eres una mujer virtuosa.

Ser una mujer obediente, temerosa, bondadosa y todas las cualidades que engloban la mujer virtuosa, se transforman en bendiciones y recompensas de lo alto.

Proverbios 31:25

25 Fuerza y honor son su vestidura; y se ríe de lo por venir.

Toda mujer cuyo Dios sea Jehová de los ejércitos, será prosperada en todo lo que haga. Sus fuerzas, su andar, su día y noche lo coloca en manos de Dios y es recompensada su fe y esfuerzo.

prédicas-para-mujeres

Estas prédicas para mujeres nos revelan grandes cualidades y características que nos hacen únicas. Ante los ojos de Dios, de nuestro esposo y del mundo entero. Somos valiosas, inteligentes, bendecidas y generosas. También fuertes, valientes, victoriosas y guerreras.

Representamos el plan perfecto y completo de la Trinidad, somos ese sostén y soporte que los que nos rodean pueden encontrar. Por eso, no dudes de que el Señor Jesús cuidara cada uno de tus pasos, siempre te escuchará, socorrerá y renovará tus fuerzas.

No olvides nunca ser una mujer confiable para cualquier persona, sabia para aconsejar bien, buena administradora con las bendiciones que Dios te da. Caritativa para con el necesitado, un buen ejemplo con las generaciones menores y siempre temerosa de Jehová para que seas una gran mujer virtuosa.

Luego de que hayas culminado de leer esta prédicas para mujeres te invito a que al siguiente enlace Reflexiones cristianas para mujeres

Por último, te recomiendo que delitarte con este audiovisual para que disfrutes más de las prédicas para mujeres virtuosas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here