Algunos personajes de la mitología se vuelven famosos por sus increíbles historias, otros, se vuelven parte de la cultura popular al ser tan mágicos. Pegaso, resume lo especial de la imaginación del hombre y cómo pasa de generación en generación. Te invitamos a leer este artículo sobre el Pegaso de la mitología griega.

PEGASO

¿Qué son los pegasos?

Es imposible no reconocer el nombre de Pegaso hoy en día. Esto se debe a que su referencia ha sido utilizada en diferentes medios artísticos, como caballos alados, la verdad es que esta criatura sale de la mitología griega. El Pegaso es un caballo que a diferencia de sus iguales, posee grandes alas.

La historia de Pegaso es muy increíble ya que este caballo fue el primero en llegar al Olimpo y compartir con los demás dioses. Pegaso era el caballo de Zeus, el dios del cielo y la tierra, además, tenía un hermano llamado Crisaor, que había nacido también de la sangre derramada por Medusa.

Y es que el nacimiento de Pegaso es bastante particular. Los mitos implican que Pegaso se creó a partir de la sangre de medusa, esta sangre fue derramada cuando Perseo le corta la cabeza a petición de una diosa. A pesar de que al ser una criatura mitológica puede ser vista de cualquier manera, la imagen más común de  Pegaso, lo representa de color blanco con dos alas largas.

Si este artículo está siendo de tu agrado, te invitamos a leer mito de Apolo y Dafne  en nuestra categoría de mitología.

Otras características de los pegasos

Entre las criaturas que toman en cuerpo de caballo como referencia principal, tenemos tres categorías bien conocidas: Los pegasos, que solo llevan alas; los unicornios, que poseen un cuerno mágico y los alicornios, la combinación de los dos elementos.

Curiosamente, el nacimiento de los unicornios y de los alicornios se da después del nacimiento de Pegaso. Realmente este  mito, fue la base para la creación de muchas otras especies míticas.

Aunque Pegaso es más reconocido por ser el caballo de Zeus, también se ha visto relacionado íntimamente con la historia del héroe Belerofonte. Según este relato, mientras estaba cabalgando con esta criatura, le dio muerte a la quimera, una bestia monstruosa de múltiples cabezas.

La quimera se dedicaba a aterrorizar a los territorios de Licia, así que Belerofonte utilizó su agilidad y el poder del caballo alado para defender ese lugar.

Por otro lado, la leyenda de Pegaso ha influenciado muchas ramas de la literatura, tanto, que incluso influenció la creación de la figura del Buraq, un símbolo clásico de la tradición islámica. En general, el Pegaso ha logrado que su historia sea conocida hasta hoy en día, dejando claro que es uno de los caballos más celebrados en el mundo y toda su historia salió de la imaginación del hombre.

PEGASO

El nacimiento de Pegaso

El inicio de Pegaso sucede bastante rápido, cuenta la leyenda que Perseo era el hijo de Zeus y que este fue el encargado de matar a medusa, una de las tres hermanas gorgonas. Cuando le cortó el cuello, de la sangre de la Gorgona brotó una criatura, a la que posteriormente, se le daría el nombre de Pegaso.

Con un cuerpo de caballo y grandes alas de ave, Pegaso golpeó el suelo del monte Helicón tan duro, que creó un manantial. Hoy en día, se conoce como la fuente que creó la inspiración poética. Muchos hablan sobre que Perseo intentó dominar a Pegaso y usarlo para su beneficio. Sin embargo, la mitología griega aclara que la única persona que logró dominar a Pegaso del todo fue Belerofonte.

Esto lo logró usando una brida mágica que le había obsequiado la diosa Atenea mientras Belerofonte tenía un sueño. La relación entre este héroe y su caballo fue magnífica, realizaron diversas proezas increíbles, entre las cuales, la más destacable es el asesinato de la malvada Quimera.

Destino de Belerofonte

Belerofonte no era para nada humilde y cada victoria que lograba conseguir con Pegaso, hacían que su ego se inflara más. Este  hombre juraba que era igual que los mismos dioses, diciendo que sus hazañas eran tan increíbles y heroicas que merecía un puesto en el Olimpo.

Es así, como él toma a Pegaso y  trata de volar hasta el monte Olimpo para unirse a los dioses. Pegaso, de hecho, no quiere que esto suceda. Así que decide derribar al héroe justo antes de llegar y es recompensado por Zeus que le ofrece un lugar en los establos.

Pegaso pasó su tiempo con los dioses y al final de su vida y debido a su inmenso poder, se convirtió en una constelación, adornando el cielo entre la constelación de Piscis y la de Andrómeda.

Puedes leer otros artículos como este en nuestro blog, de hecho, te recomendamos leer Perseo

Pegaso en la vida real

Desde tiempos antiguos, el hombre ha sentido el deseo de querer volar, hoy en día, se cree que es una de las ambiciones más buscadas por el ser humano. La naturaleza nos ha regalado la vista de seres increíbles que tienen esta capacidad de cursar los cielos, cambiando sus necesidades según las estaciones del años y adaptando sus vidas completas en un abrir y cerrar de ojos.

Esta referencia natural ha influido mucho el pensamiento humano, creando un deseo que no puede ser saciado o por lo menos, no de la manera en la que se piensa. Esta ambición de volar ha logrado la creación de criaturas y deidades que tengan ese elemento que a los humanos les falta.

Los pegasos son una creación humana, al igual que otras criaturas míticas como el centauro y la esfinge, que pertenece al mundo de los mitos y leyendas, al igual que al folclore de varias culturas. Los humanos crean entonces, una figura que tiene elementos reales, el cuerpo y las alas. Así,  los combina para crear algo que obviamente no existe, pero da la sensación de una criatura poderosa.

Origen asiático del mito

Las primeras representaciones gráficas de los caballos alados datan del siglo XIX a.C, donde se mencionaba en la cultura de los protohititas. A diferencia de lo que muchos piensan, el nacimiento del Pegaso en la mente humana no nació en Grecia, sino en Asia menor y su conocimiento se expandió para que llegara a Grecia.

La imagen en Grecia, se representó tanto, que esta fue por mucho tiempo, la cuna del nacimiento del mito de Pegaso. Por otro lado, es bueno saber, que no todas las representaciones encontradas en artículos griegos antiguos hacen referencia al mito.

En el mundo del arte, la figura más recreada del Pegaso, es la visión del mismo en pleno vuelo siendo cabalgado por Belerofonte. Esta visión plasma intensamente el deseo humano de volar.

Si deseas leer más contenido como este, te invitamos a explorar nuestro blog. Tenemos una gran variedad de categorías y artículos originales, llenos de entretenimiento y aprendizaje. Te invitamos a leer nuestro último artículo publicado resumen de Helena de Troya

Nos interesa saber tu opinión, así que deja un comentario con tus pensamientos acerca de este artículo sobre Pegaso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here