Los Monos son animales simpáticos, algunos de ellos muy atractivos, incluso se puede decir que son los primos lejanos de los seres humanos, pero, ¿Te has planteado tener monos de compañía? ¿Se te ha ocurrido pensar que pueden resultar ser unas excelentes mascotas? En este post queremos explicarte todo lo que tienes que saber para que lo conviertas en un compañero ideal.

monos-de-compañía-1

¿Se puede tener un mono como mascota?

Si te pones a pensar, te darás cuenta de que nosotros los humanos nos referidos utilizamos de forma común el término mono, para referirnos a alrededor de más de 250 especies de primates no humanos, denominados simios, y al hacerlo así cometemos un grave error. Entre las que más conocemos se encuentran los orangutanes, los gorilas, los monos tití y los  chimpancés.

Se trata de especies que poseen una belleza exótica y tienen unas semejanzas físicas y de comportamiento con los nosotros, los seres humanos, que han provocado que muchas personas tengan la intención de adoptar monos de compañía y tenerlos en cautiverio pero en su casa. Sin embargo, muchas de esas personas no conocen los peligros que representa tener a un mono como mascota doméstica.

Los distintos Tipos de Monos suelen ser animales que normalmente viven en la naturaleza, con total libertad, adaptados a sus hábitats y a su tipo de alimentación. Es allí el lugar en el que consiguen obtener las condiciones que requieren su desenvolvimiento social, emocional, cognitivo y físico.

Otro aspecto que debes tener en consideración es que la tenencia el cautiverio de algunas de las especies de primates se encuentra prohibida por la ley en varios países, todo ello con la finalidad de luchar contra el tráfico ilegal de mascotas exóticas.

Para que puedas saber si puedes tener un mono como mascota, te vamos a exponer en este artículo todo lo que necesitas saber y las razones por las cuales no debes tener un mono como mascota, así que te animamos a que te enteres de esta información y nuestros consejos.

¿Es legal tener monos de compañía?

A día de hoy, algunas de las especies de monos están protegidas por el convenio CITES, que es la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres, un tratado auspiciado por la ONU para normalizar el comercio y luchar contra el  tráfico ilegal de animales. Sin embargo, en cada país hay legislaciones que rigen de forma interna todo lo relacionado con la cría en cautiverio de las especies de animales exóticos y las especies que se consideran invasoras.

Tenemos el caso de Chile, país en el que resulta ilegal poseer monos de compañía, y los propietarios pueden ser objeto de sanciones graves de tipo económico. Sin embargo, en España si es permitido adoptar a un mono como mascota, pero el dueño tiene que demostrar la procedencia legal del animal, que deberá ser probada con los documentos de importación respectivos.

Por supuesto que, adoptar a monos de compañía, que no se sabe en qué condiciones ingresaron al país, o por medio de particulares o utilizando la Internet para obtenerlo, no es lo que nosotros recomendamos que hagas, de ninguna manera y en ningún país, ni siquiera en aquellos en que sea permitido tener monos como mascotas.

La razón es que la mayoría de los animales que se obtienen por esas vías, han sido objeto de cacería, secuestrados de forma abrupta de su hábitat y de sus familias y hechos prisioneros, en muchos casos en condiciones deplorables, hasta que son revendidos en los mercados negros del tráfico de animales exóticos. Otro aspecto a tener en cuenta es que, al adoptar a monos de compañía que hayan tenido esos orígenes, estaremos contribuyendo de forma indirecta al desarrollo del  tráfico de animales.

monos-de-compañía-2

¿Quieres saber la razón por la que tener un mono como mascota es ilegal en muchos lugares? En principio, para la protección de las especies propias de monos, evitando las prácticas abusivas que se suceden con frecuencia en esos lugares en el mercado negro de compra y venta de animales silvestres.

Igualmente se pretende evitar que sean maltratados por parte de los cuidadores inadecuados y del abandono que pueden sufrir cuando son adoptados por individuos que desconocen las necesidades especiales que requiere un mono. Tu sentido común y tu lógica deberían poder llenar los vacíos o la inexistencia de legislaciones específicas sobre la tenencia de animales exóticos.

Esto es, aunque se encuentre permitido tener como mascota un Mono Tití en varios países, antes de procedas a adoptar esta clase de animales, es tu deber tener conciencia sobre sus necesidades y sobre las limitaciones que puedas tener para brindarle los requerimientos y condiciones óptimas que se deben cumplir para que se desarrolle de la mejor manera y sea feliz.

Todo animal, sin importar la especie a la que pertenezca, tiene el derecho a gozar de una existencia digna, feliz y saludable. Y sus derechos jamás deberán ser soslayados por nuestros deseos.

Tener monos de compañía representa riesgos para la salud

Los monos, en especial aquellos que tienen una procedencia que se desconoce, son capaces de transmitir algunas enfermedades zoonóticas, como la candidiasis, la hepatitis B, el herpes, la tuberculosis y la rabia, a través de arañazos y mordeduras, aunque sean accidentales. La zoonosis es el término científico que se usa para designar a las patologías que son capaces de ser transmitidas entre distintas especies.

Además, varias especies de monos son propensos a desarrollar alergias e infecciones cutáneas, que son producidas especialmente por hongos y bacterias. De otra parte, varias enfermedades que son comunes para los seres humanos, pueden deteriorar de manera grave la salud de los monos. En especial, si el animal no tiene una alimentación adecuada ni los cuidados que se necesitan para que se fortalezca su sistema inmune.

La crianza de monos en cautiverio y su comportamiento

Los monos son especies de animales muy sociales, curiosos, inteligentes y activos, razones por las que requieren ejercitar su organismo de forma permanente así como su mente, para mantener una excelente salud. Aunque tengas mucho espacio en tu hogar y les puedas brindar zonas que se encuentran al aire libre, la mayoría de las especies de monos que se han adoptado como mascotas desarrollarán inexorablemente síntomas de aburrimiento o de estrés.

De la misma manera en que los gatos y los perros exhiben normalmente exhiben algunos problemas en su comportamiento que se asocian con la acumulación de estrés, así como un inaudito incremento en si nivel de agresión, con los monos pasa lo mismo.

Pero, también requieren de cierto grado de interacción que les permita el desarrollo de su habilidad de sociabilidad, si no ocurre de esa forma, los monos nacidos o que son criados en cautiverio igualmente pueden tornarse agresivos al llegar a ser adultos, exhibir conductas destructivas cuando permanecen muchas horas encerrados o solos en la casa y mostrar movimientos estereotípicos repetitivos y constantes que no tengan una finalidad concreta.

Los cuidados de los monos, específicos y complejos

Si aún deseas tener a monos de compañía, debes conocer que esta clase de animales necesitan de cuidados que son muy especiales, que deben cumplirse a cabalidad para que sea posible que tengan un desarrollo óptimo mientras están en cautiverio.

monos-de-compañía-3

Lo primero que debes tomar en cuenta es que una idea adecuada sería poder construirles un espacio que se asemeje al hábitat natural en el que ellos viven, para poder brindarles unas circunstancias adecuadas para su desarrollo mental y físico.

Es por esa razón que, en los zoológicos, tratan de crear espacios acondicionados especialmente para ellos, con muchas de las características que pueden encontrarse en su hábitat natural, con pasto, plantas. Rocas y muchos árboles. Y en este momento es en el que debes pensar en lo difícil que puede ser recrear esta clase de ambiente de selva en tu casa.

Además, lo cierto es que, aunque tengas el espacio requerido y logres acondicionarlo de la manera adecuada, nunca será un espacio verdadero y no tendrá las mismas condiciones que su hábitat natural ni podrá interrelacionarse con otros individuos de su especie, por lo que nunca tendrá la verdadera esencia que se necesita para su desarrollo óptimo.

Tal y como ocurre con todos los animales, no sólo con los que son mascotas, los monos de compañía requieren tener una cuidadosa alimentación, que sea completa y balanceada, para que se encuentren saludables y se puedan desarrollar de forma total. En su vida en la naturaleza, los monos acostumbran tener una alimentación que es fresca variada y con alimentos naturales.

Esto quiere decir que debemos proporcionarle una excelente dieta a nuestro mono mascota, pero lograr eso nos llevará mucho tiempo, mucha atención a los detalles y gastar dinero en alimentos que sean frescos y de origen orgánico. Nada con conservantes. Y eso es aparte de las verduras que deben ser preparadas de manera muy cuidadosa, así como obtener algunas clases de insectos con las que deben alimentarse en varias épocas del año.

Además, si quieres tener monos de compañía, hay otro aspecto en el que tienes que poner especial atención, y es en la estimulación de su mente. Los monos tienen un gran nivel de inteligencia y exhiben una inestimable sensibilidad, que no poseen otras especies, razones por las que será necesario que su habilidad emocional  cognitiva sea cultivada y entrenada, para que siempre se encuentren en constante actividad, con excelente salud y contentos.

Tal y como te hemos explicado antes, un mono con sedentarismo y que se aburra, sufrirá de estrés y tendrá la tendencia a exhibir muchos desórdenes de comportamiento. Lo normal para esa clase de animales es que disfruten, por lo menos, de algunas reuniones de juegos y de aprendizaje diarias.

En otro sentido, resulta igual de esencial sustituir sus requerimientos de sociabilidad, dándole períodos de interacción, diversión y afecto. Pero debes tener en consideración que no muchas personas disponen del tiempo que es necesario para emplearlo en su propia vida social. Por esa razón, muchos de los monos que son mantenidos en cautiverio suelen mostrar síntomas de depresión e incluso volverse muy agresivos con las personas y con otros animales con los que comparten en el entorno en el que viven.

Tienes que recordar que son animales de mucha sociabilidad y que es su costumbre vivir  agrupados. Tampoco puedes olvidar que los monos requieren una atención médica que sea especializada, y que no es frecuente encontrar en las ciudades con facilidad. Otro aspecto médico que tienes que saber es que los monos también deben recibir tratamientos desparasitantes, tanto internos como externos, para evadir las infestaciones de estos flagelos que pueden causarles muchos problemas para los que puede ser que no haya solución.

Es desafortunado que muchas personas adopten monos de compañía sin tener conocimiento de sus requerimientos específicos. Por esa razón, algunos monos domésticos, aquellos que tienen suerte, son entregados para que vivan en zoológicos, mientras que otros suelen ser abandonados en lugares lejanos a las ciudades.

monos-de-compañía-4

¿Se pueden tener monos de compañía entonces?

Tal y como te hemos explicado, son múltiples los requerimientos y cuidados que se deben cumplir para que tu mono mascota pueda tener una vida saludable, tranquila y feliz. Lo que significa que tendrás que invertir mucho dinero durante toda su vida.

Y sí a todo lo que te hemos explicado, le adicionamos los altos costos que tendrás que pagar para poder adoptar a un mono como mascota de manera legal, obteniendo la documentación correspondiente, podemos afirmar que tener a un mono como mascota es un asunto altamente costoso.

Si has sopesado bien toda la información que te hemos dado, habrás llegado a la conclusión de que no resulta una buena idea que tengas monos de compañía. Pero si piensas, a pesar de ello, que estás en capacidad de ofrecerle todo lo que este animal tan especial requiere, entonces te sugerimos que procedas a consultar con un especialista, para que pueda explicarte de manera más específica todo lo que debes conocer y tener a mano antes de que adoptes a un mono como mascota.

monos-de-compañía-5

Si te ha servido la lectura de este artículo, es posible que también quieras leer:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here