¿Realidad o mito? Conozca con nosotros, todo sobre la Torre de Babel, descubra qué extraño acontecimiento ocurrió en este lugar, y por qué es tan importante.

Torre-de-Babel 2

La Torre de Babel

En la antigüedad las torres eran infraestructuras altos que les permitían vigilar las ciudades, la agricultura y a los enemigos que pudieran atacar. Generalmente tenían habitaciones para los custodios. Existen diversos restos arqueológicos que son testimonios de estas construcciones de tiempos inmemoriales.

La historia de la Torre de Babel se remonta a la época del diluvio universal. De este fenómeno natural sólo sobrevivieron Noé, su esposa, sus hijos (Sem, Cam y Jafet) y sus correspondientes esposas. Cuando las aguas volvieron a sus cauces, Noé y su familia lograron establecer sus moradas en la llanura del Senar, en lo que era Babilonia, lo que conocemos hoy como Iraq. Todos hablaban un mismo idioma, pues venían de una misma familia y eran los únicos sobrevivientes de aquel evento natural.

A través del tiempo, los hijos de Noé fueron ocupando y poblando la Tierra del Senay y sus alrededores. A su vez, sus descendientes fueron propagándose. En el caso particular de Cam, tuvo varios hijos, entre ellos Cus. Éste a su vez, tuvo a un hijo que llamó Nimrod. Este personaje, por supuesto era bisnieto de Noé, y llegó a ser el rey de la tierra de Sinnar, en Mesopotamia.

Torre-de-Babel 3

Nimrod, se convirtió en un hombre autoritario y despota. La narración bíblica nos describe que el orgullo, la vanidad y soberbia de Nimrod, lo impulsaron a edificar la torre de Babel que le permitiera proyectar su fama como gobernante. En este sentido, la Torre de Babel mencionada en la Biblia, específicamente en el libro del Génesis, en el contexto cristiano es un símbolo de una rebelión contra Dios.

Desde esta perspectiva, la humanidad no tenía la forma para desarrollar un sistema distinto de comunicación oral, pues hablaban un único idioma. Esto significa que los distintos idiomas que hoy conocemos tienen su origen en la historia de la Torre de Babel donde se nos ofrece una explicación mítica y religiosa.

Por medio de la literatura, diversas culturas han dado sus explicaciones sobre esta estructura y los acontecimientos ocurrido alrededor de ella. No obstante, sus interpretaciones siempre giran alrededor de las descripciones del Antiguo Testamento.

A continuación haremos un recorrido del relato bíblico. Muchos son los documentos históricos que mencionan los hechos referentes a la Torre de Babel, entre ellos el Libro del Jubileo, Pseudo-Filon, Flavio Josefo, Apocalipsis griego de Baruc, el Midrash y Sumerio, los cuales referiremos en este artículo.

Otra de las construcciones que tiene un gran significado para los cristianos es el Tabernáculo de reunión que el Señor ordenó a Moisés levantar. Si deseas profundizar tus conocimientos sobre este tema te recomendamos leer el siguiente enlace titulado Tabernáculo

Torre-de-Babel 4

Historia bíblica

Génesis 11:1-9

1 Tenía entonces toda la tierra una sola lengua y unas mismas palabras.

Y aconteció que cuando salieron de oriente, hallaron una llanura en la tierra de Sinar, y se establecieron allí.

Y se dijeron unos a otros: Vamos, hagamos ladrillo y cozámoslo con fuego. Y les sirvió el ladrillo en lugar de piedra, y el asfalto en lugar de mezcla.

Y dijeron: Vamos, edifiquémonos una ciudad y una torre, cuya cúspide llegue al cielo; y hagámonos un nombre, por si fuéremos esparcidos sobre la faz de toda la tierra.

Y descendió Jehová para ver la ciudad y la torre que edificaban los hijos de los hombres.

Y dijo Jehová: He aquí el pueblo es uno, y todos éstos tienen un solo lenguaje; y han comenzado la obra, y nada les hará desistir ahora de lo que han pensado hacer.

Ahora, pues, descendamos, y confundamos allí su lengua, para que ninguno entienda el habla de su compañero.

Así los esparció Jehová desde allí sobre la faz de toda la tierra, y dejaron de edificar la ciudad.

Por esto fue llamado el nombre de ella Babel, porque allí confundió Jehová el lenguaje de toda la tierra, y desde allí los esparció sobre la faz de toda la tierra.

Torre-de-Babel 5

Abordaje de la historia 

Al abordar la historia bíblicas, podemos darnos cuenta que Nimrod dispuso edificar una torre tan alta que llegara al cielo. El Dios de Noé (Yahveh o Jehová) sabiendo las intenciones del corazón de Nimrod de igularse al Dios verdadero (endiosarse) y observar como  construían aquella gran torre, decidió confundirlos cambiándoles el idioma.

Otra de las versiones que hemos podido apreciar en los documentos históricos es que Nimrod deseaba hacer una torre que les permitiera estar a salvo en caso de que ocurriera otra catástrofe natural como lo fue el diluvio universal. Otros relatos refieren que los pobladores del Sinar deseaban estar definitivamente en una sola ciudad, pues no querían ser esparcidos por toda la Tierra, sin tomar en cuenta a Dios. Esto significa una verdadera rebelión contra el mandato de Dios.

Además, podemos darnos cuenta que ellos solo pretendían hacerse un nombre. Esto significa alcanzar la  fama en los otros poblados, pero sin Dios. Finalmente, en su corazón estaba arraigada la idea de igualarse a Dios, al pretender llegar al cielo. Tal como lo pretendió en su momento la serpiente en el Edén. Estas motivaciones nos indican que Nimrod, no quería depender de Dios y esto irritó a Dios, pues no aprendieron la lección del diluvio y de las consecuencias de rebelarse contra Dios.

Escudriñando el relato bíblico, en ninguna parte se dice que la Torre de Babel fuera destruída, pero si nos dice sobre la confusión que se generó entre los moradores de la ciudad, al no poder entenderse cuando hablaban, pues Dios les dio distintas lenguas. Al no haber destrucción de la edificación, podría explicarse los hallazgos arqueológicos de las infraestructuras encontradas en Iraq e Irán.

Torre-de-Babel 6

El libro de los jubileos

Este libro, es un texto apócrifo que describe los acontecimientos del pueblo hebreo es periodos de cuarenta y nueve años. En él se aborda la historia de la Torre de Babel. Se describe como los moradores iniciaron las construcciones de esta edificación. Relata en detalles como cocían los ladrillos al fuego (en hornos) que luego utilizarían como ladrillos.

Para poder unir los ladrillos empleaban asfalto que obtenían del mar, así como de un pozo que había en la tierra del Sennar. De acuerdo, al relato del libro de los jubileos, esta edificación llevó cuarenta y tres años para construirla. LA altura que llegó a alcanzar era de 5433 codos y dos palmos. La anchura fue de doscientos tres ladrillos (233). Cada ladrillo era de una altura de un tercio de sí mismo. Igual describe que la extensión del muro sería trece estadios y la del otro muro, treinta.

La Torre de Babel según Pseudo-Filón

Pseudo-Filón de Alejandría es el nombre dado a un escritor anónimo de origen judío. Se dedicó a relatar historias del pueblo hebreo., entre ellos los relatos sobre los acontecimientos de la Torre de Babel. De acuerdo a sus escritos, la Torre de Babel fue levantada por Nimrod. Además afirmar que Fenech, hijo de Dodanim, quien fungía como príncipe de los descendientes de Jafet, los jafetitas era parte de la construcción de esta edificación. Por otro lado, señala a Joctán, príncipe de los semitas, descendientes de Sem. De esta manera responsabiliza sobre esta edificación a tres principales personajes Nimrod, Fenech y Joctán.

De acuerdo a los relatos de Pesudo-Filón, en la ciudad habían doce individuos que se negaron a participar en la construcción, entre ellos Abraham, Lot y Nacor, así como varios hijos del mimo Joctán, quienes fueron arrestados.

Al estar implicados sus hijos, Joctán salva a once de estos hombres de la venganza de Nimrod y Fenech. Según este relato, entre los rescatados se hallaba Abraham. El hombre que escogió Dios para fundar el pueblo hebreo.

Torre-de-Babel 7

La Torre de Babel según Flavio Josefo

También Flavio Josefo, historiador judeo romano, escribe en su obra Antigüedades judías, del año noventa y tres después de Cristo, la historia de la Torre de Babel. Según este historiador, la Torre de babel fue erigida por Nimrod, quien era un dictador de los descendientes de Cam.

Asimismo, nos narra este autoritario hombre estaba decidido a separar a sus súbditos de Dios, pues su deseo era que dependieran de él y no de Dios. Según Josefo, la intención de Nimrod era hacer una construcción tan alta, que en el caso de que Dios quisiera destruir al mundo con otro diluvio, se salvarían, pues esta arquitectura estaba construida con ladrillos cosidos en fuego y pegados con betún para que el agua no se filtrara.

Los pobladores descendientes de Cam comenzaron hacer la construcción sin descanso. Al observar Dios la rebelión de este pueblo, decidió confundirlos, otorgándoles distintas lenguas.

La Torre de Babel según Apocalipsis griego Baruc

De acuerdo a los relatos del III libro de Baruc, titulado Apocalipsis griego de Baruc, el narrador fue llevado en visión por el ángel Famael a pasar por el primer cielo. Allí pudo observar a criaturas con rostro de buey, los pies de cabra, cuernos de ciervo y lomos de cordero.

Según Baruc, le preguntó al ángel Famael quiénes eran aquellos hombres y éste le respondió que eran los hombres que se atrevieron a rebelarse contra Dios al erigir la Torre de Babel, quienes fueron trasladados a ese lugar por castigo de su rebelión.

La Torre de Babel según el Midrash

Los escritos contenidos en la literatura rabínica, nos narran las causas que originó la rebelión contra Dios, que se derivó en la construcción de la Torre de Babel. El Midrash sostiene que los edificadores de esta estructura se decían entre ellos que Dios no tenía derecho a apropiarse el mundo superior para Él, y dejar a estos pobladores con el mundo inferior.

Según el Midrash, esta generación que llamaban de la secesión, decidieron entonces, levantar una torre con un dios en la cima de la torre que sujetaría una espada, de manera que simbolizara la guerra contra Dios.

No conforme con esta decisión, también profanaban el nombre de Dios y murmuraban contra Él. Abraham los exhortaba a volver a Dios y abandonar su rebelión. Estos constructores no dejaron de proferir palabras contra Dios. Estaban convencidos que desde esa torre podrían hacerle la guerra a Dios.

Creían que Dios podía otra vez enviar un diluvio y ellos se protegerían en esa infraestructura.

Torre-de-Babel 8

El Mito Sumerio

El mito Enmerkar y el señor de Aratta explica la construcción de la Torre de Babel. Allí describen como Enmerkar rey de Uruk y Aratta construye un zigurat en la región de Eridu. Para erigir esta obra exige que lo doten de materiales preciosos para realizar la torre.

En una sección del relato, el rey de Uruk hace un conjuro al dios Enki para interrumpir el único idioma de las regiones de Shubur, Sumer, Hamazi, Martu, Uri-ki y todo el mundo.

De acuerdo a los planteamientos realizados por David Rohl, establece una relación entre Enmekar (nombre que se deriva de Enmer: cazador) y Nimrod (cazador  y constructor de Babel). El rey de Uruk fue el primer arquitecto de santuarios en Eridu. Nimrod fue el primer constructor de Erec.

Por otra parte, esta teoría propone la idea de que los restos arqueológicos hallados en Eridu son el origen del mito mesopotámico de la Torre de Babel. Se establece la relación por el tamaño de la infraestructura y el lugar del hallazgo. También considera que ambas edificaciones dedicaban culto a Marduk.

Torre-de-Babel 9

El Zigurat

El zigurat, término que proviene de la lengua de los acadios y significa construir un sitio elevado. Es un tipo de infraestructura que se erigían en la antigua Mesopotamia. Representaba a una pirámide con diferentes niveles o pisos, destinado a actividades de carácter religioso.

Este tipo de construcción, en orden cronológico, se realizó en las culturas de los sumerios, acadios babilonios y asirios. Hasta el momento, se han encontrado rastros de treinta y cuatro (34) edificaciones de zigurat. La mayoría de estas arquitecturas fueron halladas en Iraq (la antigua Mesopotamia) y otras en el actual Irán (los persas).

Estas edificaciones estaban destinadas a realizar culto a una deidad. Allí se realizaban ritos religiosos y sacrificios para honrar a sus dioses. Generalmente, se erige sobre la parte alta de la ciudad, simbolizando el lugar entre el cielo y la tierra. En estos templos consagrados a los dioses de estas culturas, vivían los sacerdotes que realizaban los rituales.

Tomando en consideración la cultura babilónica, que es donde más rastros se han encontrado de estas edificaciones, la astronomía tenía gran importancia para su cosmovisión. Los zigurat, también tenían un lugar para el estudio de los astros, en otras palabras, había un observatorio astronómico utilizado por los sacerdote de estas civilizaciones.

Lo narrado hasta aquí, asocia a la Torre de Babel con el Etemenanki. Basándose en los resultados arqueológicos, podemos afirmar que la Torre de Babel sí existió. Veremos por qué.

Torre-de-Babel 10

Zigurat de Ur

La tierra de Ur de la civilización caldea, la cual se ubicaba al sur del actual Iraq, cuenta con uno de los zigurates más famosos. Hoy en día, sólo queda su base. De acuerdo a estos restos, esta infraestructura llegó a medir sesenta y cuatro (64) metros de largo y cuarenta y seis (46) metros de ancho. Además, quedan restos de un gran bloque, que contiene tres mantos de ladrillos. La capa inferior se le atribuye a la época del rey Ur-Nammun. Este zigurat estaba dedicado a la diosa –luna Nanna/Sin.

En esa región, estaba asentada la civilización sumeria. Su rey Ur-Nammu, en el siglo XXI a. C, ordenó su construcción. La obra fue hallada en el año 1920 y se pudo reconstruir la fachada y la escalera en el siglo XX.

Zigurat de Marduk

En la ciudad de Babilonia, actualmente Iraq, también han sido hallados los restos de un Etemenanki, que significa casa de la Tierra y del Cielo. De acuerdo a los hallazgos encontrados, esta construcción data del siglo VI a. C.

Se ha podido precisar que esta edificación contaba con ocho pisos de altura. Muchos son los arqueólogos que sostienen la tesis que este zigurat es la Torre de Babel del Antiguo Testamento de la Biblia, pues el origen de esta edificación hasta el momento se desconoce.

Esta edificación fue reconstruida por Nabopolasar fundador de la civilización caldea. Según testimonio hallados en inscripciones del tiempo de Nabopolasar, refieren que el gran dios de los caldeos habría exigido esta edificación para poder alcanzar el cielo. Otra coincidencia bíblica.

De los tiempos del famoso rey Nabudonosor, se narra el ornamento que se colocó en la cima de la torre. Estaba elaborada a partir de ladrillos de color azul brillante, es decir decorado con un color semejante al cielo. De esta forma simbolizaban que la torre llegaba al cielo. Se estima que la primera construcción data de tres milenios antes de Cristo.

Descripción de la infraestructura de los zigurates

Sobre la base de las descripciones realizada por los arqueólogos, los zigurates tienen una base de forma cuadrada. En algunas ocasiones tenían forma rectangular. Estas infraestructuras eran erigidas en niveles, los cuales comprendían de tres a siete pisos. En el último piso, se establecía el templo donde se realizarían los rituales ceremoniales.

Los materiales de construcción, de acuerdo a los restos arqueológicos, son de adobe secados al Sol, recubiertos con una  oronda capa de ladrillos cocidos en hornos. Esta descripción de los materiales, coincide con el relato bíblico de los ladrillos cocidos con fuego. En la cúspide del edificio, para llegar al templo, era necesario subir las escaleras ubicadas perpendicularmente al frontón de la edificación. Estos escalones se construían de ladrillos esmaltados.

Escritos de Heródoto

Ahora bien, estas descripciones las hemos podido referir gracias a los escritos de Heródoto, geógrafo griego y padre de la historia del mundo occidental.  Es su visita a Babilonia dejó descripciones escritas del lugar.

Sus escritos manifiestan que el zigurat era una edificación que alcanzaba una altura aproximada de noventa (90) metros. Según sus descripciones tenía siete pisos. Su base era cuadrangular y se fraccionaba en dos parcelas aisladas por una muralla. Para subir la edificación, se hacía por una escalera con forma de espiral hasta llegar a la cúspide.

Heródoto confirma en sus testimonios que el último piso era un santuario dedicado al culto religioso. Este lugar era decorado con ladrillos esmaltados azules que representarían al cielo. Heródoto nos referencia que la deidad de este templo era Marduk y se celebraban anualmente la relación entre esta divinidad y el rey.

Tablilla cuneiforme de Esagil

Los arqueólogos hallaron una tablilla con una antigüedad de 229 años a. C, que también describía el zigurat. Esta tablilla le colocaba por nombre a la edificación de Etemenanki. El testimonio reseñado en esta tablilla describe solamente el primer piso.

Según este resto arqueológico, sólo el primer piso medía noventa (90) metros de longitud y de anchura. Mientras que de alto, señala que el primer piso era de treinta y tres (33) metros. La tablilla refiere que la Torre de Babel fue de siete pisos en total, cada piso iba reduciendo las medidas de longitud, de ancho y de alto para dar esa apariencia piramidal.

Excavaciones arqueológicas lideradas por el científico Robert Koldewey en el año 1913 confirman las descripciones de la tablilla, que actualmente reposa en el Museo de Louvre de París. En los hallazgos se encontraron escaleras largas al sur de la edificación.

Asimismo, se tropezaron con un triple pasillo que se enlazaba con la cúspide del templo superior de Marduk. También, pudieron hallar en el este de la edificación un pasillo largo que daba hacia el camino sagrado donde se realizaban las procesiones. Este pasillo fue reconstruido en el Museo de Pérgamo, Berlín, Alemania.

Otro de los hallazgos, es una escalera en forma de la letra “T”. Esta estructura no indica hasta que piso o nivel llegaba. Lo que si es cierto, que no se pude descartar es que existiera dos formas de comunicación en la edificación, es decir por un lado la escalera de forma de T y la escalera espiral.

Se encontraron fosas hermosamente decoradas relativas al Año Nuevo Babilónico. Otras manifestaciones artísticas referían a la celebración por la edificación de la infraestructura. Estas obras nos refieren “la puerta del sol, entrada al cielo”, lo que establecía una relación entre lo divino y lo terrenal.

La realidad y el mito

Los distintos idiomas y la problemática de la comunicación entre las personas son descritas en la narración de la Torre de Babel en la Biblia. Justamente, el término Babel proviene del verbo hebreo baibál, que significa confundir. Tal hecho ocurrió en los tiempos de la Torre de Babel, según la Biblia.

Esta confusión generó los diferentes idiomas y de allí se hereda las debilidades que la humanidad presenta para poder comunicarse, aun cuando se tenga el mismo idioma.

La Torre de Babel es una historia de la fe judeocristiana, pero también se le atribuye a la antigua Grecia y en algunas culturas de África oriental.

Algunos eruditos establecen una relación entre la Torre de Babel y el zigurat de Marduk.

Para establecer la relación entre ambas edificaciones podemos darnos cuentas que los materiales de construcción y la técnica descrita en la Biblia coincide con los hallazgos arqueológicos. La región que indica la Palabra de Dios sobre el lugar donde se erigió la Torre de Babel también concuerda con la ubicación del zigurat babilónico.

El uso del zigurat por la civilización caldea y babilónica coincide con la intención de Nimrod de llegar al cielo. El que no haya una forma de encontrar el origen del zigurat de Marduk deja abierta la posibilidad que efectivamente fue Nimrod el creador de la Torre.

Lo único que queda sin respuesta es la historia tras los hallazgos científicos. En este punto quedaría es asumir un acto de fe en creer lo que dice la Biblia o simplemente, llegar hasta el ritual que se le dedicaba a Marduk en este zigurat o a la diosa –luna Nanna/Sin.

Creer que Nimrod fue quien hizo la Torre de babel conocido como zigurat, de ninguna manera desacredita el culto a los dioses de Babilonia y el de la tierra de Ur. Todo lo contrario, fue una edificación desde su origen, con fines religiosos.

Patrimonio Cultural

Babilonia

De acuerdo a los especialistas de las ciencias arqueológicas, de la geografía y de la historia, las primeras civilizaciones humanas surgieron en la antigua Mesopotamia. Estas diferentes culturas estaban en un principio bajo el imperio Acadio, luego se separaron en los imperios de Asiria y Babilonia.

Sistema económico 

Los suelos fértiles fueron complementados por un complejo sistema de canalizaciones contribuyeron a que babilonia tuviera una alta producción de distintos cultivos, entre ellos cereales, especialmente la cebada, además de nabos, cebollas, pepinos, lechuga, entre otros.

Otro de los pilares fundamentales de la alimentación babilónica, es los grandes palmarales que les proporcionaban los dátiles que se añadía a bebidas como el vino. También les suministraba la poca madera de la región, pues es una zona de poca vegetación arbórea.

Además, complementaban su alimentación y por ende su actividad económica en la ganadería. La actividad agropecuaria de los babilonios estaba dirigida a la crianza de ovina y bovina. Igualmente, realizaban actividades de caza y pesca. De sus suelos extraían el betún. Material utilizado para pegar los bloques de ladrillos en la Torre de Babel.

Babilonia imperial

Esta cultura se caracteriza por sus avances en materia de arquitectura, matemática, astronomía, derecho, entre otros. Si bien es cierto, que era una civilización guerrera, que inclusive llegó a ser la más poderosa del mundo, conquistando a las otras civilizaciones y esclavizándolas; también es cierto que el dominio en estas áreas fue extraordinario.

La cultura babilónica innovó con el sistema sexagesimal. De este sistema se deriva el manejo del tiempo. Por ejemplo, un minuto tiene sesenta segundo, una hora sesenta minutos.

Hicieron un calendario de doce períodos y la semana la estructuraron de siete días: Cabe destacar que la semana tenía ese número de días simbolizando a sus siete dioses y los siete planetas que habían alcanzado ver por su interés en la astronomía. También, diseñaron el círculo de 360º grados.

También inventaron la escritura cuneiforme que reinó durante tres mil años. Esta escritura se adaptó a doce lenguas.

El conocimiento arquitectónico, les permitió construir una ciudad cargada de belleza. De acuerdo a los registro de Herodoto describe que esta ciudad excedía en belleza y esplendor a cualquier civilización del mundo conocido.

Según describe Herodoto, Babilonia estaba constituida por bellos templos y palacios, ornamentados con gran esplendor. Se caracterizaban por hermosos jardines colgantes. También refiere la construcción exuberante del zigurat Etemenanki.

Incluso refiere sobre la gran muralla que protegía a la ciudad de posibles invasiones de otras culturas. Por ello, no extraña las grandes construcciones relacionadas con los treinta y cuatro zigurates descubiertos en Iraq.

El dios Marduk

Nombre del dios de patrono de Babilonia. Se pronuncia Marutuk y se deriva de los términos amar-utuk que significa Becerro del dios Sol Utu. Este dios emerge en la época de la generación tardía de la antigua Mesopotamia.

Marduk fue una deidad que comenzó a ganar adeptos y fama durante el período en que Babilonia pasó a ser el centro político más importante del valle que se encuentra en el río Éufrates, bajo el reinado de Hammurabi, durante el siglo XVIII a. C., coloca como su dios a Marduk, ubicándolo en el panteón babilónico. Esta civilización que creía en la astrología asociaba a Marduk con Júpiter.

Babilonia se situaba a orillas del Éufrates, a unos 60 km de la actual Bagdad. Conformada por una extensa llanura de aluvión, de tierras muy fecundas, debido a la lenta afluencia del río en este trecho, que facilitaba la utilización de sus aguas para el regadío, a pesar de ser una región caracterizada por tener temperaturas altas y escasas lluvias.

El código de Hammurabi

El código de Hammurabi es un cuerpo de leyes de los más antiguos que se hayan encontrado de la humanidad. Fue creado en la antigua Mesopotamia por el rey Hammurabi. Este conjunto de leyes se fundamenta en la Ley del Talión, es decir el castigo será equitativo con la violación de la norma.

También es el documento más antiguo que reza sobre la presunción de inocencia. En este sentido, la persona acusada tiene derecho a presentar las pruebas que requiera para su defensa.

El rey Hammurabi ordenó que en cada plaza de Babilonia se colocara este código de leyes. El objetivo de publicar el cuerpo de leyes es para que toda la civilización babilónica conociera las normas que regirían a la civilización. También establecer el orden y la ley en Babilonia.

Para su comprensión fue escrito en el idioma respectivo. Cada norma es escrita con la preposición “si” para indicar el delito que pudiese cometer la persona y a continuación indicaba la sanción correspondiente al delito. La proporción del castigo con respecto al delito deriva la frase “ojo por ojo, diente por diente”.

El documento está redactado en primera persona. Además relata como los dioses, en especial Marduk, eligen a Hammurabi para que conduzca al imperio babilónico. De acuerdo a este código, los dioses nombraron a Hammurabi para que él les asegurar el bienestar a la población.

En el código de Hammurabi es donde se impone al dios Marduk como la deidad suprema que debía adorarse y rendirle culto en el zigurat Etemenanki, el cual se relaciona con la Torre de babel.

Al analizar el contenido del código de Hammurabi, la designación de los dioses como la única persona capaz de conducir a Babilonia al éxito y del bienestar social, pudiésemos interpretar este código como un ritual de propaganda política y de culto a la personalidad, en este caso al rey.

Lo que si es cierto, que esta civilización, así como fue un ejemplo en la arquitectura, en la agricultura, en la ganadería; también lo ha sido en la introducción al derecho, pues es un documento que establece normas para el bienestar común. Aquellos que violen las normas tendrán las sanciones correspondientes.

La Torre de Babel para niños

Para introducir la historia a los niños sobre la Torre de Babel te recomendamos este cuento sobre La Torre de Babel para abordar los valores y antivalores como sociedad.

La historia de la Torre de babel para niños puede ser una referencia literaria para tratar los temas de la desobediencia y de la ambición. Como estos actos pueden traer consecuencias contrarias a nuestro bienestar.

A continuación te presentamos una narración sobre la Torre de Babel para niños que podrás leer a los infantes de la casa y luego hablar de estos antivalores.

Hace mucho, pero que mucho tiempo, Noé y su familia, luego del diluvio universal y que las aguas volvieran a su cauce, fueron a vivir en una tierra llamada  Senar, en Babilonia, lo que conocemos hoy como Iraq. Todos hablaban un mismo idioma, pues venían de una misma familia de Noé y eran los únicos sobrevivientes de aquel desastre natural.

Todos hablaban y podían entenderse, a simple vista, parecía que no tendrían ningún problema para comunicarse. Pero llegó un  día, en que unos pobladores con mucha ambición, que provenían del Oriente, resolvieron crear un reino en una gran llanura en la región de Senaar (Baja Mesopotamia, en el actual Iraq).

Uno de estos pobladores, bisnieto de Noé, se convirtió en un malvado rey. Este rey llamado Nimrod, era desobediente a Dios, malvado y un tirano. Llegó a pensar  que su reino sería muy poderoso. Deseaba en su corazón que todos supieran que su reinado sería invencible. Para que todos los supieran pensó que debían construir un edificio especial, que todos respetaran y admiraran. Entonces Nimrod reunió a todo su pueblo y les dijo:

– Necesitamos construir un edificio magnífico, que sirva para alertar a todos de nuestro poder.

– Seremos más poderosos que el mismísimo Dios- le respondió otro.

– ¡Eso es! Construiremos un edificio cuya cúspide roce el cielo. Que sea tan alto que llegue hasta las nubes- concluyó un tercer hombre.

Y así es cómo decidieron construir la torre de Babel.

Castigo de Dios a los hombres por su osadía

Dios entonces contempló la torre que comenzaban a construir aquellos hombres.

– Les dije que fueran humildes y no intentaran imponer su poder unos sobre otros… – pensó Dios- y no me han hecho caso. ¿Por qué construyen esa torre? Quieren ser los más poderosos, gobernar y someter a otros pueblos. Pues veremos qué tal lo harían si no hablaran la misma lengua, dijo Dios.

Entonces Dios decidió cambiar el idioma de cada uno de los hombres que construían la torre. Y empezaron a hablar idiomas y lenguas diferentes. Todos los hombres de la región, estaban confundidos, no entendían las órdenes de unos y ni de otros para construir la torre y comenzó a instalarse el caos. Nadie podía controlar lo que estaba sucediendo.

Desesperados, los hombres abandonaron la construcción y cada uno se estableció en un lugar diferente, en donde se comenzó a hablar también una lengua diferente.

Y así es cómo los hombres hablan idiomas distintos, y cómo aquella torre tomó el nombre de Torre de Babel, ya que Babel significa confusión. Fue todo un símbolo que les recordaría constantemente a los hombres por qué deben frenar su orgullo  y prepotencia.

Antivalores en la historia de la Torre de Babel

  • La desobediencia
  • La ambición
  • La prepotencia

Valores en la historia de la Torre de Babel

En esta historia se encierra una serie de valores que pueden trabajar en los hogares y en las escuelas en los niños e inclusive en personas adultas.

Se puede hablar de la obediencia a los padres, a las autoridades y las consecuencias de desobedecer.

También, se puede hablar de la humildad. De escuchar a otras personas cuando nos aconsejan algo.

La importancia de las normas y la obediencia.

Consideraciones sobre la historia de la Torre de Babel

La historia de la Torre de Babel es una narración que puede brindarnos una serie de consideraciones que puede dejarnos algunas enseñanzas.

Este relato nos deja pensar lo que pudo representar esta torre para la época, desafiar a las otras civilizaciones y a Dios.

La soberbia y la transgresión de las normas

Cuando somos soberbios, creemos que podemos hacer las cosas por nuestra propia cuenta. Inclusive, consideramos que cualquier otra ayuda adicional no nos hace falta. Cuando somos soberbios creemos que tenemos el conocimiento, las fuerzas, las habilidades y destrezas suficientes para hacer un trabajo, sin considerar las potencialidades de otras personas. Esta actitud nos puede llevar a ejecutar proyectos que generalmente nos lleva a fracasar.

El creer con absoluta seguridad que podían hacer la torre, los llevó a confiarse solamente en sus capacidades, sin considerar las consecuencias.

Ahora bien, considerar a otras personas para hacer nuestras tareas y proyectos, tenemos que tener presentes que la comunicación es vital. A veces suelen ser relaciones complicadas y cualquier evento puede suponer un detonante del fracaso, de allí la importancia de seleccionar bien a nuestras amistades y de la comunicación.

Las diferentes lenguas

Podemos suponer que cuando la narración de la Torre de Babel nos refiere las diferentes lenguas, nos habla de una metáfora. Puede que se trate de que no podían entenderse, ya que unos querían una cosa, otros querían realizar distintas cosas.

Generalmente, cuando emprendemos un proyecto de envergadura, debemos tener presente que durante el desarrollo de las actividades surjan distintas situaciones que compliquen la ejecución del proyecto. Por eso, es muy importante establecer las normas, los acuerdos para que cuando llegue el momento poder saber qué dirección tomar.

 Trabajo en equipo

Cuando leemos o escuchamos la historia de la Torre de babel, podemos precisar que el proyecto quedó inconcluso, puesto que quienes la construían no pudieron ponerse de acuerdo para culminar su fabricación. Esto suele pasar cuando trabajamos en equipo.

Este tipo de trabajo no es fácil, pero necesario. Todos los integrantes de un equipo pueden aportar ideas, conocimientos, y tener mejores habilidades unos sobre otros. En este sentido, es preciso un buen líder y definir las funciones de cada uno de los miembros del equipo para evitar cualquier inconveniente.

Cuando reconocemos las capacidades de otros somos humildes y entendemos que necesitamos de otras personas para lograr nuestros proyectos.

El castigo

Muchas veces pensamos que el castigo es una acción violenta, un grito, una sanción física, un evento sobrenatural, una enfermedad. Pues, en la historia de la Torre de babel, el mayor castigo fue precisamente no culminar el proyecto que habían emprendido.

Otro castigo fue perder a sus seres queridos, pues cada uno debió irse a otro lado ya que no se entendían. Los castigos suelen ser las consecuencias de nuestras malas decisiones y acciones. Por esta razón es importante pensar antes de tomar una decisión y evaluar las consecuencias antes de emprender una actividad.

Preguntas de comprensión de la lectura

Cuando tenemos hijos o estudiantes, la lectura es una herramienta que amplía nuestros conocimientos y expande nuestro análisis y reflexión. Por ello, leer no basta.

Debemos hacer discusiones sobre la lectura y hacer preguntas sobre la narración para verificar si comprendieron de qué trata la lectura. Entre las preguntas que sugerimos hagas a los niños, te presentamos las siguientes:

  • ¿Por qué los pobladores podían entenderse tan bien?
  • ¿Qué pensaron construir para demostrar su poder?
  • ¿A quiénes les querían mostrar que eran poderosos?
  • ¿Por qué dejaron de construir la torre?
  • ¿Por qué se le llama la Torre de Babel?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here