La armadura de Dios es la vestimenta espiritual que nuestro Padre celestial nos da a sus hijos para poder resistir y vencer los embates del diablo. Pablo en su carta a los Efesios nos dice cuáles son estos implementos que Dios pone a nuestra Disposición y cuál es su uso correcto

la-armadura-de-dios-2

La Armadura de Dios

La armadura de Dios son herramientas o implementos espirituales que Dios proveyó a nosotros sus hijos. De forma tal que podamos enfrentar con ellos eficaz y efectivamente contra el adversario el diablo. Todas estas herramientas espirituales las describe Pablo en el capítulo 6 de la epístola que escribió a la iglesia de Éfeso en los versos del 14 al 17 antes de sus saludos finales, Efesio 6:14-17

14 Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y vestidos con la coraza de justicia, 15 y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz. 16 Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno. 17 Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios;

Leyendo estos versos se puede observar que Pablo hace referencia a seis armas espirituales, en sentido figurado con los implementos físicos de la armadura de un soldado de esa época. Esta forma de describir de Pablo, las armas espirituales que Dios pone a nuestra disposición. Quizás haya sido porque él en ese momento se encontraba preso en Roma custodiado por un soldado romano.

Y para que los oyentes de la palabra pudieran entender el significado de cada arma espiritual la asoció a los implementos físicos como el casco, el cinto, la espada, el escudo y la coraza o peto del soldado romano que lo custodiaba todo el día. También se puede observar que la armadura de Dios junto a cada una de sus tareas asignadas es muy completa. Faltaría solamente una séptima arma para alcanzar su perfección, como es todo lo que proviene de Dios:

El Séptimo Implemento de la Armadura de Dios

Si nos detenemos y leemos atentamente el pasaje de la armadura de Dios descrita por Pablo. Podemos ver que el apóstol nos describe una séptima arma muy importante para completar y perfeccionar la armadura de la fe, en el versículo 18, veamos Efesios 6:18

18 orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos;

Vemos entonces que la oración, complementa y perfecciona la armadura de la fe. La asociación figurada del arma de la oración la hace Pablo con lo que debería ser la actitud de un buen y experimentado soldado: Resistir, vigilar y proteger en todo tiempo. Entonces la armadura de Dios finalmente queda conformada de la siguiente manera:

  1. El cinturón de la verdad
  2. La coraza de justicia
  3. Los Zapatos del evangelio de la paz
  4. Tomar el escudo de la fe
  5. El yelmo de la salvación
  6. La espada del Espíritu Santo
  7. Perseverar en la Oración

Ahora a esta armadura no le falta nada y Dios las pone a nuestra disposición. De igual forma le asigna una labor o acción a cada implemento de la armadura y por lo tanto cada uno de ellos porta su propio significado.

la-armadura-de-dios-3

Así que, como cristianos mantengámonos alerta velando unos por otros con la confianza en Dios, porque la verdad de su palabra y su justicia nos protegen. Además estemos siempre dispuestos a compartir y llevar la buena noticia que es Jesucristo, siempre guardados en la fe, protegidos en la salvación y seguros en la defensa del Espíritu Santo. Porque con todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó, que es Cristo Jesús, Romanos 8:37.

¿Qué significa la Armadura de Dios?

Si nos fijamos en las acciones que el apóstol Pablo expresa junto a cada implemento de la armadura de Dios en Efesios 6:14-17. Podemos percibir que como cristianos ya estamos dotados por Dios, mediante Cristo de cada uno de ellos. Entonces lo que debemos es activarlos mediante cada una de esas acciones. Pablo nos indica: Ajústense, vístanse, cálcense y afiáncense en la armadura de Dios.

Cada una de estas partes de la armadura de Dios significa o representan los fundamentos o bases espirituales con los que nos dota Dios al recibir a Cristo en nuestros corazones. Para nuestra protección y resguardo de cualquier ataque del adversario el diablo, se nos demanda estar firmes, vigilantes y activos cumpliendo cada una de las acciones indicada por Pablo en efesios 6:14-17. Incluso cumplir la demanda indicada en el versículo 18 en cuanto a orar y velar unos por otros como miembros de la iglesia de Jesucristo. Estemos pues firmes y perseverantes en todas estas acciones o labores.

Efesios 6:13 – La Preparación

Si vemos el versículo 13, podemos observar que Pablo no exhorta a prepararnos como un soldado experimentado o ejercitado en batalla: Echando mano, colocando, ciñendo y calzando todo el apresto para la guerra espiritual que debe luchar un soldado de Cristo. Efesios 6:13:

13 Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes.

Cuando portamos las nuevas vestiduras de Cristo le damos la espalda al mundo; pasando a ser blanco de los ataque de satanás. Pero el diablo nada tiene en Cristo, así dice Jesús en Juan 14:30:

30 No hablaré ya mucho con vosotros; porque viene el príncipe de este mundo, y él nada tiene en mí.

Es decir que mientras más nos revistamos de Cristo, el maligno no podrá tocarnos, 1 Juan 5:18:

18 Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no práctica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca

El maligno sólo puede tocar lo que está a su mismo nivel. Por eso Pablo en Romanos 13:14, nos demanda no darle la oportunidad al diablo para atacar.

14 sino vestíos del Señor Jesucristo, y no proveáis para los deseos de la carne.

Es por tanto la armadura de Dios, la vestidura espiritual en la luz que es Jesucristo. La cual nos prepara para la batalla de la guerra espiritual. Con la que Dios nos garantiza además la victoria contra las asechanzas de satanás. Al colocarnos la armadura de Dios, nos vestimos con las armas de luz, de Cristo Jesús, Romanos 13:12

12 La noche está avanzada, y se acerca el día. Desechemos, pues, las obras de las tinieblas, y vistámonos las armas de la luz.

La Armadura de Dios para La Guerra Espiritual

Es una gran verdad la existencia de la guerra espiritual que le toca a todo cristiano enfrentar. Pero también existe otra verdad superior a esta y es que Cristo ya venció en la cruz del calvario al diablo. A causa de estar derrotado anda como león rugiente buscando a quien devorar, por lo que debemos estar firmes y sobrios como dice la Biblia en 1 Pedro 5:8 (LBLA):

8 Sed de espíritu sobrio, estad alerta. Vuestro adversario, el diablo, anda al acecho como león rugiente, buscando a quien devorar

El adversario va a atacar, por lo que debemos estar fortalecidos en el espíritu para enfrentar las batallas espirituales. El fortalecimiento se da preparándonos y colocándonos las armas o herramientas que Dios ya puso a nuestra disposición en el espíritu. Porque al adversario no se le combate con argumentos de nuestra mente ni con nuestras fuerzas físicas carnales. Sino que la guerra espiritual se lucha viviendo en el Espíritu de Dios. La guerra espiritual a la que nos enfrentamos se encuentra descrita en Efesios 6:12-13:

12 Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.

Debemos tener siempre presente que el diablo, es astuto y se valdrá de cualquier artimaña, engaño para intentar desanimarnos en nuestro andar con Cristo. Si usamos de forma correcta la armadura de Dios, lograremos la victoria.

Fortalecernos en el Señor

Con la armadura de Dios logramos fortalecernos, es del Señor que proviene nuestra fortaleza y el dominio propio. Podemos estar consciente de ello cuando reconocemos lo vulnerables que somos y que estamos en total dependencia de Dios. Debemos entonces mantener nuestra comunión con él, mediante la oración en la habitación intima, alimentar el espíritu con su palabra, solo así podremos ejercitar los sentidos espirituales para escuchar su voz.

Con esto ya estamos listos para tomar la armadura de Dios y revestirnos de ella. Requiere además de una disposición por nuestra parte, en actitud de humildad. Sabiendo que no nos enfrentamos con nuestras propias fuerzas sino que vamos a la guerra con las armas poderosas que Dios nos da. Vamos en total confianza de su poder, sabiduría y autoridad.

Estamos llamados a resistir, a estar prevenidos para el ataque y firmes en la fe, como dice la Biblia en 1 Pedro 5:9:

9 al cual resistid firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo

La guerra espiritual nos lleva a librar batallas intensas muchas veces, pero el amor de Dios siempre estará de nuestro lado. Él en su amor nos dota de las herramientas que necesitamos para vencer. En Cristo estamos seguros, como dice Romanos 8:38-39, ninguna cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.

¿Cuáles son los implementos de la Armadura de Dios?

La armadura que Dios nos provee la debemos usar en su totalidad, colocarnos las seis indumentarias espirituales de las que habla Efesios 6:14-17. Adicionando la acción indicada en el versículo 18, para que, con esta séptima herramienta pasemos a ser verdaderos soldados experimentados de Cristo Jesús. Un soldado de experiencia cuando va a la guerra no deja de ponerse ni uno de los componentes de su indumentaria de batalla. Es la armadura de Dios en su totalidad la que nos da la seguridad, la fuerza y el poder para hacer frente a las artimañas del adversario el diablo. Seguidamente veamos una breve descripción de cada uno de los siete implementos y la forma de usarlos.

  1. El Cinturón de la Verdad

La primera instrucción que recibimos como soldados de Cristo en cuanto a la armadura de Dios, es en Efesios 6:14: ¡Ceñidos vuestros lomos con la verdad! Para lograr entender el sentido figurado de la narrativa de Pablo, veamos primero la función que ejercía el cinturón de un soldado romano de la época. La función principal de este cinturón en la indumentaria de un soldado era proteger la columna vertebral de su cuerpo. La columna vertebral es clave, porque es el miembro del cuerpo que nos permite estar erguidos y de pie. Es por ello que Pablo relaciona el cinto con la palabra de Dios que es la verdad, Jesús lo dice en Juan 17:17

17 Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad.

¡Protéjanse con la palabra de Dios, porque así lograran mantenerse erguidos, firmes y de pie, durante la batalla!, esto fue lo que en realidad nos quiso decir Pablo. La acción que demanda a hacer con el cinturón es cíñanse y ajusten su cinturón. Es decir prepárense, lean, capacítense, entienda la palabra de Dios. Finalmente el cinturón del soldado no es más que el entendimiento de la palabra de Dios, como está escrito en 1 Pedro 1:13

13 Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento, sed sobrios, y esperad por completo en la gracia que se os traerá cuando Jesucristo sea manifestado

El entendimiento o revelación de la palabra nos mantiene firmes en la fe en Cristo Jesús. Por tanto no basta ponerse el cinturón (leer la palabra), es necesario ceñirse o ajustarse el cinturón (entendimiento de la palabra), solo así podremos ir a la batalla. Con el entendimiento de la verdad, la palabra de Dios podremos derrotar toda mentira y engaño del enemigo.

  1. La Coraza de la Justicia

La segunda instrucción que recibimos como soldados de Cristo en cuanto a la armadura de Dios, es en Efesios 6:14: .. Y ¡vestidos con la coraza de justicia! Con la justicia de Dios, porque fuimos justificado por la fe a través de Jesucristo, Romanos 5:1-2

En la justicia de Dios estamos protegidos. En cuanto a esto no pretendamos o confiemos en nuestra propia “justicia”, según nuestras buenas obras. Dios nos dice que las buenas obras no dan la salvación y mucho menos nos hacen justos, Romanos 3:28.

Es en la justificación por fe, es esta justicia dada por Dios lo que representa la coraza de la armadura de Dios. Ahora bien, si analizamos la función de la coraza en la indumentaria del soldado de la época. Vemos que era la de proteger el corazón del soldado. Cuando nos colocamos la coraza de justicia, guardamos nuestro corazón, esto es muy importante porque de él mana la vida dice la palabra, Proverbios 4:23.

Así que estemos muy conscientes que ya Dios nos justificó mediante Jesucristo, que fuimos justificados sin obras. De esta forma el diablo no nos puede engañar con sus artimañas de acusación, o culpabilidad. La coraza de Justicia no permite que se dañe o debilite nuestra relación con Dios.

  1. El Calzado del Evangelio de la Paz

El soldado necesita de un calzado propio para caminar o moverse en la batalla. En el caso de la armadura de Dios, en Efesios 6:15

15 y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz.

La acción que va junto a la indumentaria del soldado que es el calzado, es apresto, preparados o dispuestos. Es decir que nosotros como cristianos debemos estar en la disposición de movernos, de caminar con el objetivo de llevar y compartir el evangelio de la paz que es Jesús mismo.

  1. El Escudo de la Fe

El cuarto implemento de la armadura de Dios es el escudo de la fe, y lo podemos ver en Efesios 6:16

16 Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno

El escudo es un arma que el soldado usa en batalla para detener las flechas encendidas que vienen en su contra. La acción que demanda Pablo en cuanto a este implemento en la armadura de Dios es tomad, agarrar, asirse. Tomar el escudo de la fe, representa creer en Jesucristo en su evangelio, creer en cada palabra que ya salió de Dios. Solo con esta convicción podremos apagar cualquier argumento que se pueda levantar en contra de lo que Dios dice, 2 Corintios 10:5

  1. El Casco de la Salvación y La Espada del Espíritu

Finalmente el quinto y sexto implemento de la armadura de Dios son dos armas en una porque las dos indumentarias la asocia Pablo con la palabra de Dios, Efesios 6:14-17

17 Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios;

Estas dos armas son además la parte ofensiva de la armadura de Dios porque son la palabra de Dios. La cual tiene vida y es más cortante que una espada de dos filos, dice la biblia en Hebreos 4:12. Nuevamente vemos cuán importante es el conocimiento y el entendimiento de la Palabra de Dios, por la revelación del Espíritu Santo.

La importancia de perseverar en la Oración

Pablo una vez que nos narra cada una de las armas de Dios para poder enfrentar al enemigo, nos exhorta y dice: orad en todo tiempo en el Espíritu, perseveren en la oración, oren por toda la iglesia, Efesios 6:18 Es decir que. nos debemos apoyar juntos como iglesia en la oración unánime en un mismo espíritu, en un mismo sentir. Debemos entonces ejercitarnos con oraciones cristianas para la renovación espiritual. Finalmente te dejamos un video de Oración la armadura de dios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here