Conoce en este interesante artículo por qué la imposición de manos es una práctica de la fe asociada a diversas doctrinas. Así como también saber cómo se cultiva y desarrolla.

imposicion-de-manos-2.

Imposición de manos

La imposición de manos es una técnica o método practicada por diferentes corrientes doctrinales. Estando asociada en la mayoría de los casos con la sanación del individuo al que le son impuestas las manos.

Ejemplo de esto son varias de las denominaciones de iglesias cristianas que consideran la imposición de manos como un don espiritual otorgado por Dios a los Hombres. Para ser usado en ayuda a los demás, suministrando sanidad y/o liberación; así como también de forma simbólica en el bautismo o en ocasión de bendecir.

La imposición de manos también tiene un uso litúrgico, como es el caso de la ordenación sacerdotal en ministros, ancianos, diáconos u otros servidores en varias de las iglesias cristianas. Esta práctica se lleva a cabo acompañada de oración y de exhortación según sea el caso, siguiendo los criterios o preceptos doctrinales.

En el caso de otras doctrinas o religiones consideran que la imposición de manos es un don dado por una fuente universal de energía. Pero, en todas las creencias la imposición de manos forma parte del conjunto de ceremonias dentro de la vida devocional del creyente como miembro de una congregación.

Conoce entrando aquí sobre los Dones del Espíritu Santo: ¿Cuáles son y cómo usarlos? Todos ellos son regalos eternos que nos ofrece Dios para sobrellevar la vida terrenal. Si eres un creyente que anhelas tener algunos de los Dones del Espíritu Santo, te conviene entrar en este artículo para conocer cómo obtenerlos, y el uso que se les debe dar.

¿Qué dice la Biblia sobre esa práctica?

Las escrituras sagradas nos instruyen específicamente en la epístola a los Hebreos, que la práctica de la imposición de manos forma parte de las primeras enseñanzas doctrinales cristianas. Y que todas esas enseñanzas las pondrá en práctica el creyente, si así Dios lo permite, pero que es necesario avanzar hacia la perfección en la fe en Cristo Jesús.

Hebreos 6: 1-3 (PDT): 6 Así que dejemos atrás las primeras enseñanzas acerca de Cristo. ¡Maduremos! No volvamos a lo que ya se nos enseñó. Al comienzo aprendimos a confiar en Dios y a dejar lo inútil y lo malo que hacíamos. 2 En ese tiempo nos enseñaron sobre los bautismos, la imposición de las manos, la resurrección de los muertos y el juicio eterno. 3 Si Dios lo permite, seguiremos adelante con enseñanzas más avanzadas.

En los tiempos de la Biblia y actualmente la imposición de manos es usada para otorgar autoridad en algún ministerio. Como por ejemplo para: evangelizar, profetizar la palabra de Dios, sanar a enfermos, liberar a los cautivos o para ungir junto con el aceite consagrado por Dios para santificar.

Se puede practicar para sanar

En las enseñanzas de Jesús en la Biblia nos dice que la imposición de manos es una señal que identifica a un seguidor, creyente o discípulo de Él:

Marcos 16:17-18 (RVC): 17 Y estas señales acompañarán a los que crean: -En mi nombre expulsarán demonios, hablarán nuevas lenguas, 18 tomarán en sus manos serpientes, y si beben algo venenoso, no les hará daño. Además, pondrán sus manos sobre los enfermos, y éstos sanarán-.

Es algo serio y se debe tener cuidado

La Biblia también nos dice que no se puede imponer las manos a la liguera. Porque todo debe hacerse según la autoridad y bajo la guía del Espíritu Santo de Dios:

1 Timoteo 5:22 (DHH): 22 No impongas las manos a nadie sin haberlo pensado bien, para no hacerte cómplice de los pecados de otros. Consérvate limpio de todo mal.

Otorga autoridad

Imponer las manos también es usada para otorgar autoridad para ejercer algún ministerio según el don dado por Dios.

2 Timoteo 1:6 (RVA 1015) 6 Por esta razón, te vuelvo a recordar que avives el don de Dios que está en ti por la imposición de mis manos.

Dios nos da por gracia a cada uno de los miembros de la iglesia, la habilidad o el talento especial y espiritual para servir al señor procurando el bienestar de los demás. Estas habilidades o dones espirituales incluido el don de profecía, son y se fundamentan en la palabra: 1 Corintios 12:7-10: 7.

El don de profecía es una de las capacidades que otorga por gracia el Espíritu Santo de Dios a los que creen en el Señor Jesucristo para salvación. Conoce sobre él aquí, Don de profecía: ¿Qué es y cómo desarrollarlo?

imposicion-de-manos-3

La imposición de manos en el judaísmo

Las primeras referencias que se tienen sobre la Imposición de manos en la Biblia, provienen de las tradiciones y practicas realizadas por el pueblo de Israel en el Antiguo Testamento. El pueblo de Israel y por mandato de Dios le imponían las manos sobre la cabeza de los animales ofrendados para el sacrificio:

Levítico 1: 1-2 (NBV): 1 El Señor le habló a Moisés desde el santuario, 2 y le ordenó que le diera las siguientes instrucciones al pueblo de Israel:

Levítico 1: 4 (NBV): La persona que lo lleve deberá poner las manos sobre la cabeza del animal, con lo que este se convertirá en su sustituto. La muerte del animal será aceptada por el Señor, en lugar de quien lo ofrece como castigo por sus pecados.

El Patriarca Jacob, designado por Dios como el Padre del pueblo de Israel, bendijo a sus nietos los hijos de José por medio de la imposición de manos, (Génesis 48:14). Conoce más sobre este y los otros patriarcas de la Biblia entrando aquí, Patriarcas: ¿Qué son? ¿Quiénes fueron? y más.

En el Antiguo Testamento también se puede ver cómo era practicada la imposición de manos para impartir autoridad, liderazgo y sabiduría, algunas citas bíblicas sobre esto son las siguientes:

  • Deuteronomio 34:9.
  • Números 27:15-23.

La imposición de manos en el cristianismo

En los tiempos de Jesús en la Biblia, el Señor enseñaba a sus discípulos sobre imponer las manos para sanación de enfermos:

Lucas 4:40 (DHH): Al ponerse el sol, todos los que tenían enfermos de diferentes enfermedades los llevaron a Jesús; y él puso las manos sobre cada uno de ellos, y los sanó.

Marcos 16: 18b (RVR1977): -Impondrán las manos sobre los enfermos, y sanarán-.

Lucas 13:13 (DHH): Entonces puso las manos sobre ella, y al momento la mujer se enderezó y comenzó a alabar a Dios.

Jesús también imponía sus manos para impartir bendición:

Mateo 19:15 (NBV): Entonces les puso las manos encima a los niños y los bendijo. Luego se fue de allí.

Marcos 10:16 (LBLA): Y tomándolos en sus brazos, los bendecía, poniendo las manos sobre ellos.

En el cristianismo también se practica la imposición de manos para apartar a los siervos o ministros una obra específica:

Hechos 13:2-3 (NBV): 2 Un día en que estos hombres estaban adorando al Señor y ayunando, el Espíritu Santo dijo: -Apártenme a Bernabé y a Saulo para la tarea a la que los he llamado. 3 Después de ayunar y orar, pusieron las manos sobre ellos y los despidieron.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here