El entrenamiento mental consiste en una serie de ejercicios dirigidos a mantener el cerebro en condiciones estables durante el tiempo de vida. Conoce más sobre este tema leyendo el siguiente artículo.

Entrenamiento-mental 1

Entrenamiento mental

Al igual que el entrenamiento físico nuestra mente necesita de ejercicios para mantenerse en forma, cada elemento y componente de nuestro cuerpo es moldeable a situaciones bien ser negativas o positivas. La adaptación es una de las características más importantes.

La mente y el cerebro funcionan como partes integradas del resto del cuerpo ayudando a mejorar cada uno de sus componentes y otorgando el beneficio del entrenamiento y el mantenimiento.

Nuestra sociedad tiene diversas facilidades donde podemos establecer cambios considerables en muchas cosas. De esa forma sacar el máximo provecho al tiempo, al entorno y sobre todo a nuestro cuerpo. El entrenamiento físico e intelectual configura nuestro cuerpo y mente.

Sin embargo el mantenimiento de la actividad neuronal se encuentra a cargo de procesos de entrenamiento que sirven para lograr durante mucho tiempo metas de importancia a lo largo de la existencia. Por eso es importante conocer cómo llevar a cabo este tipo de procesos, no podemos dejar que el cerebro pierda condiciones, lo cual sucede a medida que pasan los años.

Ventajas

Una de las ventajas de realizar el entrenamiento mental está fundamentado en minimizar ese deterioro. Al llegar a una edad madura comienzan a sentirse ciertas limitaciones mentales donde la notoria lo representa recordar algunas cosas, nombres de personas, números y sucesos de nuestra propia vida.

Entrenamiento-mental

Por tal motivo debemos pensar en ese cuidado y mantenimiento permanente antes que ser muy tarde. Nuestra mente tiene la capacidad de procesar cualquier tipo de información, además está compuesto de elementos genéticos que permiten establecer criterios basados en los recuerdos, ideas y procesar las acciones sensoriales de manera inmediata.

Podemos afirmar que es una máquina casi perfecta para procesar datos. Es por ello que debemos mantenerla sana y estable, las limitaciones a las cuales muchas personas someten su mente durante mucho tiempo, les otorgan posteriormente un pase de factura irreversible.

Se debe buscar a medida que pasa el tiempo escapar de la zona de confort, donde todo es mecánico y automático, cada acción siempre es la misma. Por supuesto que al pasar algún tiempo se recibirá una lección por eso. Complementa esta información leyendo el siguiente articulo relacionado con la Confianza en uno mismo 

Importancia

La idea en este artículo también es tratar de desmontar la rutina, el confort, el automatismo en cada una de las actividades que durante mucho tiempo se convierten en hábitos muy difíciles de corregir. La adaptación que muchos ancianos hacen con la mente no les permite crear abrir procesos y acciones para realizar cosas de otras formas.

Aprovechemos los actuales recursos tecnológicos que nos brinda la era digital. En las redes podemos conseguir diversas estrategias para entrenar nuestra mente. Así que continúa leyendo este artículo para que sepas cómo desarrollar una buena condición física de tu cerebro utilizando esas y otras herramientas. Veamos entonces algunas sugerencias que le pueden servir para mantener el cerebro en forma.

Entrenamiento-mental 3

Ejercita la memoria a corto plazo

Las capacidades cognitivas pueden ser estimuladas a través de ciertas actividades y procedimientos. Este tipo de memoria también llamada de trabajo, permite mantener los recuerdos por un tiempo que nos permite hacer las cosas todos los días. Para mantenerla activa es bueno considerar de vez en cuando la realización de algunos ejercicios visuales.

En las redes existen diversas tareas que pueden ayudar a mejorar la memoria, son formas de establecer que la mente se active respondiendo algunas preguntas. Los propios ejercicios van subiendo la dificultad a medida que se avanza permitiendo aumentar el espacio de la memoria.

También puede desarrollar juegos de entrenamiento mental que se consiguen en muchas paginas, blogs y aplicaciones descargables en los dispositivos celulares modernos. Son muy prácticos y están con disponibilidad inmediata.

El objetivo de estos ejercicios es tratar de retener en un tiempo máximo el mayor número de informaciones. Así mismo logran obtener en las personas reacciones inmediatas a situaciones en las cuales anteriormente duraban un tiempo más largo para su análisis.

Sin embargo para los especialistas resulta importante considerar a las personas que tienen algún tipo de problemas con la retención y procesamiento de información, de manera que puedan realizar ejercicios para estimular nervios sensoriales inactivos. Haz click en el siguiente enlace para conocer como se desarrolla la Agilidad mental

La memoria de trabajo debe ser entrenada y los ejercicios ayudan a mejorar las actividades sensoriales. Motivar a las personas en procesos donde deban utilizar dos o tres sentidos al mismo tiempo, aumenta la capacidad de retención y crea nuevos hábitos de recuerdos que probablemente habían desaparecido.

Algunos podrán sentir frustración al no poder completar las acciones o al no responder las preguntas en el tiempo estipulado. Pero les tenemos buenas noticias, esta actitud indirectamente está creando estímulos sensoriales que con la práctica se irán activando poco a poco, así que no desmaye y siga estimulando su memoria a corto plazo.

Realice la lectura como hábito

Es una de las cosas más relevantes que existen para entrenar la mente, desde hace miles de años es el hábito de leer. Considerado una de las formas más eficaces no solo para el entrenamiento mental sino para adquirir conocimiento, información y aprendizaje.

La lectura permite abrir campos mentales desconocidos, otorgarle espacios adicionales a la mente, crear imágenes, situaciones, personajes y cualquier cantidad de cosas que sirvan para tener la mente en actividad.

 Ventajas

Una de las ventajas de la lectura es que no es necesaria la tecnología para tener acceso a ella, e incluso tampoco se necesita tener muchos recursos para conseguir un buen libro, una revista o simplemente un folleto donde aparecen informaciones de importancia. Otra ventaja consiste en que se puede hacer en cualquier lugar sin necesidad incluso de contar con luz artificial.

Cuando leemos estamos desarrollando y activando procesos mentales que nos llevan a la imaginación, aumenta la concentración, la atención, el pensamiento, la razón y los órganos sensoriales principalmente la vista. En este aspecto algunas personas alegan que han dejado de leer por haber perdido la condición visual.

Sin embargo existen alternativas donde se puede lograr el desarrollo de la lectura utilizando otras estrategias. La más conocida es la utilización de lentes o gafas adaptables a los problemas de visión basados en su diagnóstico. Así mismo hoy en día la tecnología permite a través de ciertas plataformas escuchar lecturas de libros interesantes.

Alternativas

Es decir en las redes existen diversas bibliotecas que a través de audios logran transmitir todo lo escrito en cualquier libro, es ideal para personas discapacitadas o simplemente para quienes desean escuchar algunas historias.

Aunque muchos especialistas tienen dudas con respecto a este tipo de procedimientos, lo importante en todo esto es que a través de las narraciones, se activan procesos mentales de pensamiento relacionados con la imaginación, formación de imágenes y visualización de sucesos, lugares y cosas.

Y es allí el punto donde la lectura es una herramienta importante en el entrenamiento mental. Promueve la creatividad, activa nuevas formas de vocabulario, ampliando el repertorio de palabras y acentuando la agilidad para expresarse verbalmente, así mismo permite recordar palabras, cosas y situaciones de una forma amena y sencilla.

Activar la creatividad

Para conocer cómo podemos activar la creatividad es importante saber que la misma está relacionada con las capacidades de flexibilidad mental, memoria y razonamiento lógico. Para desarrollar estas acciones es importante realizar entrenamiento basados en ejercicios relacionados con la memoria, ejercicios de cálculo y razonamiento lógico.

Asimismo el desarrollo de tareas como la pintura, la música o cualquier otra relacionada con las artes. Representan para muchas personas la mejor arma para combatir el sedentarismo mental. Con estos procesos se activan la flexibilidad mental y renacen los principios de originalidad en cada idea.

Algunos creen que la realización de estas acciones llevan permiten desarrollar la capacidad de la resiliencia, donde cada individuo pueden enfrentar las pérdidas y cambios que inevitablemente están presente en los adultos mayores.

Todas las personas son creativas, algunas logran desarrollarlas y otras ni siquiera logran saben que las poseen. Sin embargo para esas que no saben que tienen condiciones creativas, es recomendable realizar tareas donde no tengan relación con lo que hacen todos los días.

Salir de la rutina y experimentar nuevas sensaciones bien sea un día o en el transcurso de la vida, permite abrir campos de pensamientos donde se equilibran las emociones y los sentimientos.

La creatividad es una acción mental donde afloran todas las capacidades positivas y naturales de los individuos. Una forma de mantenerla oculta es permanecer viendo televisión por mucho tiempo, este hábito es uno de los más perjudiciales para la mente.

Realizar actividades físicas

No es un secreto que practicar algún deporte y realizar actividades físicas trae importantes beneficios no solo a nuestro cuerpo sino a las capacidades mentales. Los ejercicios de tipo aeróbico mejoran la interacción entre el lóbulo frontal y el temporal. Lo que permite aumentar la memoria a corto plazo y equilibrar las acciones mentales básicas.

Los especialistas establecen que con los ejercicios físicos se logra aumentar los agentes neurotróficos, encargados de incrementar la elasticidad y plasticidad de la región simpática, la zona de neurogénesis y darle fluidez a los canales neurovasculares.

Recordemos que a medida que pasan los años el cerebro va perdiendo tamaño y capacidad, de manera que con la práctica deportiva se desacelera este proceso. El efecto del ejercicio físico resulta cuando se realiza mínimo 30 minutos diarios, usted puede caminar, correr, hacer ejercicios anaeróbicos y aeróbicos siempre manteniendo un lapso de media hora.

Por otro lado mejora la condición cardiovascular que ayuda mejorar el bombeo de oxígeno a las neuronas. La perseverancia en la práctica de actividades físicas minimiza los riesgos de la enfermedad de Alzheimer.

Evitar el sedentarismo

Algunas personas se jubilan y comienzan a pensar en un periodo de descanso el cual para algunos se prolonga por toda su vida. Sin embargo este tipo de acción lleva a acelerar el proceso de la muerte. Por ningún motivo se mantenga en la llamada zona de confort.

Cambie su manera de pensar y active procesos en los cuales se sienta útil y necesario. Los cambios en los comportamientos y los hábitos son una buena forma de entrenamiento mental. Utilice la creatividad para llevar cabo tareas rutinarias que lo alejen de la comodidad.

En el siguiente articulo Alimentos para la memoria conocerás como procesar otras  estrategias relacionadas con este tema.

Mensualmente programe tareas y acciones diferentes, por ejemplo el primer mes implementa actividades de tipo social como jugar domino con los amigos, caminar, leer, visitar a los amigos, acudir a las consultas médicas. Intente realizar un cronograma de actividades que promuevan en la mente la idea de tener diligencias diarias de importancia.

Esto tampoco puede generar ansiedad o estrés, deben ser hechas con la finalidad de engañar al cerebro y tratar de no mantener acciones diarias rutinarias, las cuales  destruyen poco a poco la mente. La vida adulta y sobre todo la vejez es una etapa en la cual cada persona debe buscar de algún modo darle sentido.

Se entiende que la movilización y las condiciones físicas intelectuales no son las mismas. Pero si no se hace nada al respecto estamos acelerando el camino hacia la muerte. No se autodestruye, recuerde que siempre existen personas a su lado que lo necesitan o desean verlo sano. Implemente entrenamientos mentales descritos en este artículo para proteger y ejercitar todo su cerebro.

Cambiar de ambiente

Las situaciones y entornos de vida permiten estimular el sedentarismo y la rutina, los cambios de ambiente permiten dar a los pensamientos criterios diferentes. Los individuos que constantemente están postrados en un solo lugar tienden a desmejorar poco a poco su calidad de vida.

Los ambientes deben ser nutridos y enriquecidos para evitar el formalismo y la permanencia en áreas visuales donde se fortalezca el cansancio y la ansiedad. No se someta a la permanencia extendida en un solo lugar por mucho tiempo, busque alternativas como cambiar el color y colocación de los muebles en el hogar, modifique el lugar de los cuadros, cambie las cortinas.

La idea consiste en darle un sentido diferente a los entornos físicos diarios. Igualmente sucede con los niños, a ellos se les debe otorgar ambientes agradables donde se sientan rodeado de cosas buenas y positivas, igualmente a los ancianos que son tan sensibles a cada cosa que les rodea.

Por ejemplo disponer de un piano en una sala crea un ambiente donde la tensión baja y se crean motivaciones para desarrollar pensamientos buenos y positivos. Estos ambientes promueven su creatividad y proponen ideas para reformas criterios para avanzar hacia la búsqueda de metas diferentes y nuevas.

Así mismo utilice elementos de la naturaleza para recrear situaciones en las habitaciones donde se vincula la génesis del ser humano con la realidad actual. Algunas personas logran aislarse y se desconectan de la realidad humana, limitando sus pensamientos a las situaciones netamente materiales. Lo cual es una forma de perturbación para tu mente.

El entrenamiento mental no solo debe estar rodeado de acciones que mejoren la memoria, la concentración y la capacidad para analizar, sino que también se debe mejorar las situaciones de tipo sensorial. En este aspecto es bueno activar el gusto a través de alimentos sanos.

Del mismo modo ir escuchando música de altura y relajante que permita activar la concentración, así mismo conocer texturas y visualizar contenidos emocionantes y renovadores  a través de buenos contenidos televisivos. Cada uno de estos elementos fomentan el entrenamiento mental y modifican patrones negativos arraigados en el día a día de las personas.

Aprenda otros idiomas

En los procesos de aprendizaje resulta el lenguaje una de las formas más difíciles de aprender. Quisimos dejar para el final este procedimiento de entrenamiento mental ya que es una forma de activar elementos sensoriales, donde se estilan de manera considerable las conductas y los pensamientos.

Se considera una de las informaciones más complejas que llegan a la corteza cerebral. Los seres humanos aprenden los idiomas de manera natural, pero aprender un idioma a cualquier edad es un excelente ejercicio mental. De manera que para aprenderlo realmente no importa la edad que se tenga, por supuesto si se realiza a temprana edad será más notorio y rápido el proceso.

Manejar dos o tres leguas trae beneficios enormes, las personas pueden desarrollar el hábito de intercambiar contenidos mentales, aumenta la  atención electiva otorgando pensamientos más precisos y eficaces.

El aprendizaje de idiomas conlleva a reactivar proceso de automatismo, recordatorios de cosas, pensar en codificaciones. Si desea alimentar su mente con nuevas propuestas es importante que aprendas otro u otros idiomas. De ser afirmativa su respuesta dedique mínimo dos horas diarias.

Un buen aprendizaje de idioma permite activar los procesos lingüísticos sin necesidad de traducir cada palabra, la perseverancia ayuda a impactar en ciertas zonas de la mente para comenzará a procesar las palabras de forma natural. Comience entonces desde ya a inventar nuevas formas de entrenamiento mental.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here