Portada de Future Nostalgia, el nuevo disco de Dua Lipa para 2020.
Portada de Future Nostalgia, el nuevo disco de Dua Lipa para 2020.

Future Nostalgia ya es uno de los mejores discos de 2020. Dua Lipa, la cantante que lloró en Instagram live al enterarse de que su nuevo disco se había filtrado, se ha marcado una señora obra maestra del pop llena de guiños retro y dreamy de pop y electrónica de los noventa a lo Jamiroquai. Tras adelantar el lanzamiento al 27 de marzo para gozo de todos los confinados del Coronavirus que no saben qué hacer con sus vidas, la responsable de IDGAF ha firmado un clásico lleno de canciones que han venido para quedarse.

Future Nostalgia: crítica, opinión y mejores canciones del nuevo disco de Dua Lipa de 2020

Como ya vimos en los adelantos Break my heart, Don’t start know y Physical, el segundo album de Dua Lipa está lleno de homenajes a la música de finales del siglo XX. La presión era mucha y Dua Lipa la ha superado con nota. Y sin la ayuda de Calvin Harris.

El primer corte, Future Nostalgia es un pepinazo de mucho cuidado que te deja roto sin previo aviso. Un BIG PEPO rotundo que deja claro desde el minuto uno las cartas con las que Dua Lipa se ha presentado a la partida. A medio camino entre el sonido poppy de la mejor Lady Gaga pero con toquecitos de rap, electrónica cruda y sintetizadores descarnados.

Future Nostalgia (la canción) tiene un hechizo que te atrapa al instante. El tramo funky que rompe muy bien con el patrón, sumado a los escasos 3 minutos que dura, hacen de Future Nostalgia una canción perfecta para arrancar el disco homónimo. Como en el nuevo disco de Tame Impala, Dua Lipa nos habla de la nostalgia y del paso del tiempo. Pero a la manera de Dua Lipa: «Quieres una canción inmortal, y yo quiero cambiar el juego. Como la arquitectura moderna, John Lautner abriéndose paso»:

You want a timeless song, I wanna change the game
Like modern architecture, John Lautner coming your way

Más tarde, en el 7º corte (Hallucinate) recibiremos la certeza de que Dua Lipa no podría existir sin Lady Gaga ni Daft Punk. Pero sobre todo Gaga. La de Born this way es una clarísima referencia de la británica, a pesar de que no la nombre en su lista de influencias cuando le preguntan en entrevistas.

Future Nostalgia es una fiesta revival de los 70,80 y 90

Imagen promocional de Future Nostalgia, el nuevo disco de Dua Lipa para 2020.
Imagen promocional de Future Nostalgia, el nuevo disco de Dua Lipa para 2020.

Pero es que la fiesta no ha hecho más que empezar. En Don’t start now (lanzada hace cuatro meses y con 200 millones de visitas en Youtube) nos encontramos una conjunción de pop y electrónica muy bailable y muy de música para workout. Es un temazo disco de los noventa tipo Lady, de Modjo, pero lanzado en 2020 y que podría estar firmado por Daft Punk. Esos violines son puro años 90 por favor.

En esta canción, y en tantas otras no ya de Future Nostalgia sino de toda la carrera de Dua Lipa, es difícil no acordarse de Gwen Stefani, vocalista de No Doubt.

En Cool Dua Lipa reconoce que su novio/crush está poniéndola nerviosa, en el buen sentido. Que ya no puede aguantar por más tiempo su fachada cool cuando él anda cerca.

Pues muy bien.

Si algo debemos de tener claro con este nuevo disco de Dua Lipa es que no podemos pedirle peras al olmo: aquí no vamos a encontrar versos trabajados como podríamos encontrar en, yo que sé, The Weeknd. No. Esto es otra cosa. Esto es pop almibarado puro y duro. Y, con todo, hay líneas ingeniosas: «You got me losing all my cool, I guess we’re ready for the summer».

Todas las canciones podrían ser singles

Physical confirma la atmósfera predominante de Future Nostalgia: una sucesión de canciones (en su mayoría disco y reminiscentes de los 70,80 y 90) en busca de singles. La búsqueda del próximo hit que rompa Youtube. Y ningún problema tenemos con esto. Basta con conectar con Levitating y contagiarse del subidón de energía que transmite este temazo. Las guitarritas (y a ratos la atmósfera) son robadas del Get Lucky de Pharrell Williams y Daft Punk. Pero se lo permitimos porque el espectáculo vocal es 100% de Dua Lipa (y de su voz cristalinamente limpiada por ordenador).

Pretty Please ofrece la primera tregua de Future Nostalgia. Es una canción con la que sabes que tarde o temprano vas a encontrarte en el Zara o en el H&M. Crea una atmósfera agradable. Y poco más. Es un corte bastante estándar y rápidamente olvidable.

Dua Lipa: samples de canciones míticas

Para los que ya empezamos a tener una edad más cercana a la adulta que a la joven, escuchar al comienzo de Love Again las trompetas del Your Woman by White Town (hitazo de los 90) equivale a darle el aprobado automático.

De nuevo, la interpretación elástica, sobria y rebelde de Dua Lipa vitamina la canción hasta elevarla a nuevas cotas no alcanzadas hasta ahora en Future Nostalgia. Love Again es, tranquilamente, uno de los mejores cortes del album.

Lo mismito sucede con Break my heart, que homenajea sin pudor uno de los riffs de guitarra más míticos de a música pop: Need You Tonight de INXS. No es casualidad que ésta haya sido una de las elegidas como single de adelanto de un disco que, para desgracia de Dua Lipa, se filtró en redes hace unos días. La pobre al enterarse se echó a llorar en un directo de Instagram.

I know it’s really bad, bad, bad, bad, bad
Messing with my head, head, head, head, head
We drive each other mad, mad, mad, mad, mad
But baby, that’s what makes us good in bed

Good in bed es un poco boba y tiene un tono woman-power que recuerda mucho al Truth hurts de Lizzo. Dos personas que sólo saben llevarse bien en la cama. Ok. La canción te hechizará o será rapidamente olvidable. Todo depende de lo mucho que te agrade la repetición constante del estribillo.

Dua Lipa saca un himno feminista

Future Nostalgia se nos termina pronto, más pronto de la cuenta, y lo hace con Boys will be boys. El tema aspira a convertirse en el himno de una generación que (Coronavirus a un lado) estará marcada por la ola del nuevo movimiento feminista:

«Es una segunda naturaleza, lo de caminar de vuelta a casa antes de que anochezca, y ponerte las llaves entre los nudillos cuando hay chicos cerca. ¿No es gracioso como nos reímos de ello para ocultar nuestro miedo, cuando en realidad no hay nada gracioso aquí? Es una intuición enferma que nos han enseñado para que no nos enfademos. Ocultamos nuestras figuras, haciendo lo que sea apra callarles la boca. Sonreímos para relajar la tensión para que las cosas no se vayan de madre. Pero no hay nada gracioso en esto ahora».

It’s second nature to walk home before the sun goes down
And put your keys between your knuckles when there’s boys around
Isn’t it funny how we laugh it off to hide our fear
When there’s nothing funny here? (Ah)
Sick intuition that they taught us, so we won’t freak out
We hide our figures, doing anything to shut their mouths
We smile away to ease the tension so it don’t go south
But there’s nothing funny now (Ah)

El tema es puro alegato: «¿Cuándo dejaremos de decir estas cosas? Porque están escuchando. No, los chicos no están bien, y hacen lo que ven, porque está en la televisión. Los chicos no están bien» y llega a afirmar que si algún chico escucha esto y opina que no está bien, el que no está bien es él.

Algo similar podría decirse del album Future Nostalgia. Es puro pop sin compromisos. No es posible vilipendiar este disco. Si no te gusta, de acuerdo, no está hecho para ti. Pero el hecho es que Future Nostalgia es un desfile de bangers, hitazos, pepinazos y ultra pepos sin descanso.