El Credo es la declaración, también llamada confesión de fe que hace una comunidad religiosa, en este caso te vamos a hablar del Credo de los Apóstoles, en el cual se establece el dogma de la religión cristiana católica, así que no dejes de leer este artículo el cual es muy interesante.

credo de los apostoles

El Credo de los Apóstoles

El credo de los apóstoles es el símbolo de la fe cristiana, en la cual se resume el dogma de esta fe. Se le conoce como un símbolo bautismal desde que se conformó la Iglesia de Roma, la que fue tomada por Pedro, los primeros apóstoles y en donde se establece una doctrina común para todos los católicos, el más conocido es el credo niceno-constantinopolitano que se usa en los actos litúrgicos de las iglesias católicas y protestantes.

Cuando comenzó su uso, las misas se hacían completamente en latín y el texto era el siguiente:

Credo in Deum, Patrem omnipotentem, Creatorem caeli et terrae. Et in Iesum Christum, Filium eius unicum, Dominum nostrum: qui conceptus est de Spiritu Sancto, natus ex Maria Virgine, passus sub Pontio Pilato, crucifixus, mortuus, et sepultus, descendit ad inferos: tertia die resurrexit a mortuis; ascendit ad caelos; sedet ad dexteram Dei Patris omnipotentis: inde venturus est iudicare vivos et mortuos.

Credo in Spiritum Sanctum, sanctam Ecclesiam catholicam, Sanctorum communionem, remissionem peccatorum, carnis resurrectionem, vitam aeternam. Amen.

Una vez que se autoriza que las misas sean en los diferentes idiomas de cada país, el texto en español quedó de la siguiente manera:

credo de los apostoles

Creo en Dios, Padre todopoderoso, quien creó el cielo y la tierra, creo en Jesucristo, su hijo único, que es nuestro Señor, y que fue nacido por la obra y gracia del Espíritu Santo. Nació de la Virgen María y sufrió martirio en el mandato de Poncio Pilato, lo crucificaron, murió y fue sepultado, bajo al infierno y a los tres días resucito de entre los muertos, se elevó a los cielos y se sentó a la diestra de Dios Padre todopoderoso, desde donde vendrá a juzgar a vivos y muertos.

Creo en el Espíritu Santo y en la santa iglesia Católica, en la comunión de los santos, que serán perdonados los pecados, que la carne resucitará y en la vida eterna. Amén.

Este credo es una declaración de todos los postulados cristianos, en él la fórmula de la trinidad es la que hace la estructura de la afirmación de la creencia en un Dios que es Padre, en Jesucristo que es su hijo y el Espíritu Santo.

Basados en una comprensión de los textos teológicos cristianos, del nuevo testamento y del antiguo, se basa en un credo romano y por eso se le llama un símbolo romano. En sus escritos originales no hace mención de ciertas cuestiones cristológicas, por tanto no hacía referencia a la divinidad de Jesús ni del Espíritu Santo.

Historia

El credo que conocemos parece que se originó en la antigua Galia en el siglo V, pero estaba conocido como una oración a Jesús es el Señor, unida a la figura de la trinidad: Padre, Hijo y Espíritu Santo, que podemos encontrar en el Nuevo Testamento.

Su mención más antigua procede de un sínodo en Milán del año 390 después de Cristo y se tomó la creencia que fue inspirado por los doce apóstoles, dando a entender que cada uno de ellos hizo su aporte en la creación del mismo, bajo la influencia o inspiración del espíritu Santo. En ese tiempo existía una versión del credo que era más corta en donde no se hacía mención a Dios como creador del cielo y de la tierra.

En el evangelio de San Mateo 28:19 es donde aparece la mención a la fórmula de la trinidad, por lo que existe una fuerte creencia que este escrito ya estaba realizado en el siglo II de nuestra era. De igual manera no hay ningún escrito antiguo que haga mención a este credo, su primera aparición fue en el Libris Singulis canonicis scarapsus o Extracto de individuales libros canónicos de San Pirminio que se datan del 710 al 714.

El credo que se conoce como niceno-constantinopolitano esta datado desde ese siglo y se comenzó a recitar en las liturgias que se hacían en la Iglesia de Antioquía y desde el año 511 en la ciudad de Constantinopla, llego a las liturgias occidentales a través de la decisión que se estableció en el Concilio Vaticano III que se realizó en Toledo en el año 589.

Rápidamente se llegó a la afirmación que el Credo de los Apóstoles fue una labor realizada en comunidad entre los siglos IV y V, pero en el siglo XV esta tradición dejo de ser sostenible a través de la historia, pero se siguió representando las mismas en las iglesias, siempre con los doce apóstoles, y a cada uno de ellos se le otorgó la creación de una parte del mismo.

credo de los apostoles

Como práctica comenzó a extenderse por España, de allí paso a las Islas Británicas y a Francia, pero en Roma no se había aceptado y pasarían mucho tiempo para que esto sucediera. En el año 809 Carlomagno llama a un Concilio en Aquisgrán para que el papa le diera su aprobación de que este credo se incluyera la cláusula Filioque, pero el papa de entonces León III se negó rotundamente ya que pensaba que esta sería una medida muy ortodoxa y le sugiero que no se incluyera el mismo en las celebraciones de las misas.

En el año 1014 cuando Enrique II se corona como Emperador del Sacro Imperio, le pide al Papa Benedicto VIII que el credo fuera recitado en las misas, y este accedió a la petición del emperador y desde entonces se comenzó a usar en Roma. Ya en el siglo XX el credo se convirtió en una oración de mucha importancia como el Padrenuestro, y así se incluyó dentro de las muchas reformas que se hicieron dentro de las liturgias. Muchos creen que el credo de los Apóstoles se unió a ciertas frases del Nuevo testamento.

Credo Niceno

El Credo Niceno o credo niceno-constantinopolitano no es aquel que se formuló en el Concilio Ecuménico de la ciudad de Constantinopla en el 381. Este se conoce desde el primer Concilio Ecuménico de Nicea del año 325, este tenía composición litúrgica bizantina y romana, ya que sus verbos no están escritos en singular, sino en plural. Es decir no comenzaban con Creo en Dios, sino Creemos en Dios.

En los textos que se han conseguido en escritura mozárabe se consigue este texto original en la figura de plural. Ahora bien el credo que se conoce en latín está ausente de dos frases que están en los textos originales que quedaron del Concilio de Constantinopla del 381. Ellas son la Deum de Deo y Filioque. Por eso hubo muchas controversias entre las iglesias católica y ortodoxa. Aún más en el texto mozárabe tiene otra parte que no aparece el texto del 381 Per quemn omnia facta sunt, quae in caelo, et quae in terra (por el todo fue hecho en el cielo y en la tierra) tampoco habla de la crucifixión y de la resurrección de Jesús.

Credo Mozárabe

Este credo es mucho más antiguo, y este es el que se recita siempre con verbos en plural, si lo analizamos con el que está en español y traducido del latín vemos que hay muchas diferencias considerables, y dice lo siguiente:

credo de los apostoles

Creemos en un solo Dios, que es Padre todopoderoso, hizo el cielo y la tierra, es el creador de todo lo que se ve y lo que no se ve. También en un solo Señor, que es nuestro Jesucristo, hijo unigénito de Dios, que nació del Padre antes que comenzaran los siglos.

Dios de Dios, luz de luz, Dios Verdadero de Dios verdadero, que fue nacido, no hecho, omooúsion con su Padre, porque proviene de la misma sustancia que su Padre, por el todo fue hecho, en el cielo y en la tierra

Que por todos nosotros hombres para salvarnos bajo del cielo, y por la acción del Espíritu Santo fue encarnado en maría, virgen, y con ella se hizo hombre. Padeció en el poder de Poncio Pilatos, lo sepultaron, a los tres días resucitó, se elevó al cielo y se sentó a la diestra de Dios Padre Todopoderoso, desde donde vendrá a juzgar a los vivos y muerto, y su reino nunca terminará.

Y en el Espíritu Santo, quien Señor que da la vida, que viene del Padre y del Hijo, y con ellos debe ser adorado y glorificado, ya que habló con los profetas. Y en la iglesia, que solo es una, santa, católica y apostólica. Confesamos que solo hay un bautismo con el que se perdonan los pecados, esperamos que llegue la resurrección de los muertos y la vida de un mundo futuro. Amén.

 Símbolo o Credo de los Apóstoles

Se le llama el símbolo de los Apóstoles o credo de los Apóstoles, ya que representa el símbolo el bautismo de la iglesia romana. San Ambrosio llego a decir que el mismo guardaba a la iglesia romana, que había sido la sede de Pedro, el primer apóstol, quien fue el que la llevo a una doctrina común. Se le designa símbolo de los Apóstoles porque en él se resume toda la fe que tenían los apóstoles de Jesús.

Explicación de su Dogma

La explicación del significado del credo debe ser analizada desde el punto de vista de sus palabras y que es lo que quisieron plasmar sus escritores. Lo principal es que creemos en un solo Dios que puede hacer cosas que para los seres humanos son imposibles, él fue quien creó todo lo que hay en el cielo y en la tierra.

Decimos que creemos en Jesucristo porque él es el reflejo de Dios, es su imagen que se hizo hombre, al cual Dios envió a la tierra para que la salvara y que todo aquel que pudiera creer en el consiguiera la salvación eterna. Jesucristo es nuestro Señor y mesías, y a través d su concepción por el Espíritu santo, nació lleno de pureza, de una virgen y por tanto sería llamado Hijo de Dios y santo, todo esto estaba escrito en las santas escrituras, ya los profetas siglos antes tenían conocimiento de este suceso.

La muerte de Jesús bajo el mandato de Poncio Pilatos, también estaba en las escrituras, su crucifixión, su muerte y sepultura. Su descenso al infierno es porque muere como hombre, pero al tener un espíritu puro vuelve a la vida, y su mejor enseñanza la hace como un ser espiritual, por eso es que al tercer día resucita.

Sube a la derecha de su padre para seguir gobernando su mundo y su reino desde donde hará los juicios necesarios no solamente a los que estemos vivos sino también a los que hayan muerto. Por eso debemos creer también en el Espíritu Santo ya que es quien nos da la vida. A través de la iglesia católica, que es santa, y a la que Jesús considera su esposa y por eso la ama. Su muerte fue para lograr su santificación, por eso es que se une a su cuerpo y la llena con el espíritu santo para darle la gloria a su padre Dios.

La iglesia representa al pueblo santo de Dios, y todos aquellos que la conforman están destinados a ser llamados santos, por eso la iglesia es universal, y a través de la fe el hombre se puede salvar si confiesan que Jesús es el Señor y salvador, y este título se corresponde a todos los países en donde se encuentre su iglesia.

La comunión de los santos y el perdón de los pecados, a través de la confesión de los pecados, es que Jesús será fiel y justo con nosotros y nos limpiara de la maldad, en la resurrección de la carne es que Cristo quien dará la nueva vida a los cuerpos de los hombres, la vida eterna en donde no existirá la noche, no hará falta la luz de sol ya que Dios es el sol que nos iluminara a través de toda la eternidad.

El Credo en el rito Romano

En los rituales romanos que se hacían y que fueron revisados en el año 1969, se estableció que el credo debía recitarse luego de terminar las lecturas de la palabra en las liturgias, después que se hace la homilía pero antes de la oración de los fieles. Con él se hace la profesión de nuestra fe en donde todos los files que se han reunido respondes a las palabras de Dios y la proclamamos, como nuestra fe antes de acudir a la Eucarística.

Solía recitarse solamente los domingos y en los días solemnes, ahora se hace en todas las misas, se puede cantar o recitar y debe ser iniciado por el sacerdote, pero debe decirlo el conjunto reunido en la iglesia y en voz alta. Cuando se hace la mención a la anunciación o encarnación de Jesús se hace una reverencia, pero hace años se acostumbraba a arrodillarse.

En las misas se indica que este es el símbolo niceno, pero también permitía que le mismo fuera reemplazado en los tiempos de cuaresma y la pascua, por el símbolo bautismal de los apóstoles. Pero la Misa tridentina, el credo solo era recitado los domingos o en las fiestas como dijimos antes, sobre todo en las fiestas de los Apóstoles y la de los Doctores de la Iglesia, situación que cambia con la reforma del Papa Pío X.

En 1962 el Papa Juan XXIII redujo la cantidad de misas que se hacían y como antes se arrodillaban en la expresión que Jesús había sido encarnado por el espíritu santo en la santa virgen María, desde esa fecha ahora solamente se hace una genuflexión. Benedicto XVI a modo propio permitió que los sacerdotes utilizaran la edición de 1962 del misal romano, sin necesidad de pedir permiso, si hacían misas privadas y con ciertas condiciones solamente debían tener el permiso del rector de la iglesia para hacerlo en una misa pública.

Rito Bizantino

En los ritos bizantinos u ortodoxos el credo se hace en las liturgias griegas con el credo niceno-constantinopolitano y se hace en todas las celebraciones de la liturgia, es decir en todas las misas de la semana, en su recitación se hace una ventilación del pan y del vino colocándole un velo blanco que representa el descenso del Espíritu Santo en la misa.

Rito Mozárabe

En este ritual el credo se recita después que se hace la consagración y antes que se haga la recitación del padrenuestro. Este se insertó en las misas a través del Tercer Concilio Ecuménico, realizado en Toledo en el año 589, y se hacía de la misma manera como se hacía en el oriente o iglesia ortodoxa, para preparar a los fieles para el momento de la comunión.

Con él se hacia una nueva unión entre la comunidad y Cristo, a través de la oración y la comunión, con ella se hacía una confirmación de la fe que tenemos en Cristo, en Dios y en la doctrina de la Iglesia católica, de igual manera se hace su recitación en todas las misas.

El rito mozárabe es la manera como se celebraban las misas en el primer milenio desde que surgió el cristianismo, y se realizaba en toda la llamada Península Ibérica. Luego que se realizara el Concilio Vaticano II entre 1962 y 1965, se hizo una restauración del ritual litúrgico, que en el siglo XI fue suplantado por el ritual romano.

En 1991 se hizo una publicación del Misal hispano-mozárabe y se comenzó a usar nuevamente este rito, en el mismo se toma como referencia las palabras de Jesús en la última cena “Hagan esto en conmemoración mía”, en donde se toma que ese banquete que hizo Jesús erala entrega de su cuerpo para nuestra salvación.

Por eso es que se debe partir el pan y repartirlo. De la misma manera se comenzaron a hacer los rituales de los otros sacramentos, la oración comunitaria, se organizó el calendario del año litúrgico, para hacer las diferentes celebraciones de las misas.

Se le dio este nombre debido a que fue el tiempo en que los cristianos vivieron bajo la dominación de los árabes, los cuales conservaron y transmitieron los mismos el credo o símbolo de la fe se empezó a usar como una parte esencial de la misa bautismal, un neófito o nuevo cristiano debía hacer la profesión de su fe antes de recibir el bautismo. Pero a través de los procesos medievales para determinar las herejías se comenzó a usar en todas las misas para que los creyentes manifestaran que estaban apegados a su fe y que esta era verdadera.

Ya en oriente se usaban de una manera general en el siglo VI pero en occidente se tardó un poco más en introducirse en todas las misas. Fue en la liturgia hispano-mozárabe en donde se introdujo el Credo en las eucaristías, y se hizo una distinción en su uso en dos formas:

  • El credo se decía en todas las misas
  • Se hacía antes de recitar el Padrenuestro, para preparar a los fieles para la comunión y no como se hacía en rito romano que estaba entre la lectura de la palabra y la liturgia eucarística.

Iglesia Anglicana

Cuando se hace la comunión en la iglesia anglicana, en Inglaterra se autorizó el uso del credo niceno-constantinopolitano, el símbolo de los Apóstoles y el Símbolo de Quincumque, que se menciona en los treinta y nueve artículos como profesión de la fe. Este símbolo también se conoce como Símbolo de Atanasio, y se impuso en la edad media, por el obispo de Alejandría, San Atanasio.

Este no aparece en ningún documento ecuménico pero llegó a tener autoridad no solo en la iglesia occidental sino también en la oriental, se usaba en las misas y se nombraba como la verdadera definición de la fe. Este data del siglo VII y se mantuvo hasta mediados del siglo XVII, pero después se fue abandonando. Se usó mucho en la Galia Meridional, extendiéndose por España y todo el imperio carolingio.

Su escrito tiene dos partes o ciclos uno trinitario y otro cristológico, responde al desarrollo teológico del Concilio de Calcedonia, en donde la trinidad se expresaba como una substancia y sele nombraba como persona en vez de usar el término hypostasis. El padre y el hijo se predican en el Espíritu Santo y la fe es encarnación de la divinidad de Cristo (dios perfecto, hombre perfecto, alma racional y con sustancia de carne humana).

El término hipostasis es de origen griego y significa ser o sustancia, en teología cristiana se hace referencia a este término como una persona para hacer referencia a la Santísima Trinidad, estableciendo que cada una de ellas es una persona distinta y que no se pueden confundir ya que cada una tiene su propia esencia inmaterial. También se refiere a la existencia de una unión divina y humana en la persona de Jesús, es decir que es un Dios y es un hombre.

Cristo es visto como igual al padre por su divinidad pero inferior a este a causa de su humanidad, en este símbolo se hace la confesión de la pasión y muerte de Jesús, su descenso al infierno, resurrección, ascenso y que se sentó a la derecha de Dios padre. Pero también hace el reconocimiento de la segunda venida de Cristo o Parusía y en la resurrección de los hombres y de su juicio de acuerdo a sus obras.

Su uso se extendió a Alemania, y en la liturgia romana era parte de los oficios comunes, de las misas de los domingos, de la Epifanía y después del Pentecostés, pero desde 1955 solo se usa el día Domingo de la Santísima Trinidad.

Actualmente la iglesia de Inglaterra utiliza las dos formas autorizadas del credo la de 1962 del Libro de Oración Común y la del año 2000 asignado como Culto Común.

Ritos Metodista y Luterano

El fundador del metodismo John Wesley, se tomó el tiempo de revisar el ritual de la liturgia anglicana, y terminó haciendo la omisión de los tres símbolos que reconocía la iglesia de Inglaterra, pero dejo intactas las oraciones de la mañana y de la tarde (Maitines y Vísperas), llegado un momento dejo de hacer estas celebraciones y dejo insertar en 1896 el Símbolo de los Apóstoles en la misa principal.

Los metodistas hacen el reconocimiento de los credos ecuménicos históricos, es decir el de los Apóstoles y el de Nicea, que son los que usan en sus servicios de adoración. En los metodistas se omite la línea o frase “descendió a los infiernos”.

En cambio en Alemania en el rito luterano se usa solamente el Símbolo de los Apóstoles, Estados unidos usa el niceno constantinopolitano y dejan el uso del primero únicamente para las festividades más solemnes de la iglesia. Aunque la parte que dice “la santa iglesia católica”, los protestantes cambian la misma y en vez de decir católica dicen cristiana.

Para los luteranos la doctrina que profesan es la de la iglesia católica y griega y reconocen que la autoridad de la misma viene por las Sagradas Escrituras y por los tres credos antiguos (el de los Apóstoles, el de Nicea y el de Atanasio). Para ellos su regla de fe son las Escrituras.  El credo luterano tiene como postulado principal, es que la iglesia permanece de pie y se cae haciendo referencia a los hombres pecadores.

 

Al credo le siguen la lectura de un sermón que debe tratar de la lectura eucarística de ese día y la cena del señor se hace solo unas veces al año. Además la adoración evangélica luterana usa otra frase para referirse a que Jesús descendió a los muertos para referirse a que descendió a los infiernos.

La Iglesia de Dinamarca antes de la frase Creemos en Dios, dice primero: “renunciamos al diablo y todas sus obras y todos sus seres”. La cual fue incluida por el pastor Grundving.

 

Otros temas que te pueden interesar son estos que te recomendamos que leas:

Los 10 Mandamientos y su Significado

Baby Shower Bíblico

Temas para Jóvenes Católicos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here