Arcángel Uriel: el ángel de la abundancia

Arcángel Uriel

El arcángel Uriel es el ángel de la abundancia, de los milagros económicos y personales. Las personas creyentes se encomiendan a él para mejorar su vida económica y personal.

Nosotros en este artículo vamos a descubrir quien es este arcángel, porqué se le considera el arcángel de la abundancia y al final os dejaremos un enlace a otro artículo por si os queréis encomendar a él para que mejore o traiga abundancia a algún aspecto de vuestra vida.

¿Quién fue el Arcángel Uriel?

El Arcángel Uriel según algunas religiones como la judía, la católica o la copta es uno de los príncipes regentes de los Serafines y de los Querubines, uno de los ángeles regentes del sol y también uno de los príncipes de la Divina Presencia y ángel de la salvación. Es uno de los conocidos como 7 arcángeles que han de venir con la llegada del Apocalipsis. Lo curioso es que es un ángel cuyo nombre no aparece en la Biblia pero que en los textos apócrifos aparece mencionado con diferentes nombres: Uriel, Nuriel, Uyan, Vretil, Suriel… El ángel de la luz de las estrellas, es más, Uriel significa «fuego/luz de Dios».

En el Libro de Adán y Eva, Uriel es identificado como el ángel que está junto a las puertas del Eden con una espada flamígera para evitar la entrada de los humanos al árbol de la vida. También sería uno de los ángeles que sepultaron a Adán y a Abel.

En el Libro de Enoc se menciona en diferentes ocasiones a Uriel como el ángel del mundo y del lugar de los muertos también como el ángel del trueno y del temblor.

También, a veces, es identificado como Regente del Sol o llama de Dios, Arcángel de la Salvación sobre el Infierno.

Uriel

Los 7 Arcángeles

Los Arcángeles podemos encontrarlos en diferentes religiones desde la Biblia hasta el Hinduismo. Los llamados 7 Arcángeles del Apocalipsis tienen como nombre: Miguel, Jofiel, Chamuel, Gabriel, Rafael, Uriel y Zadkiel. Cada uno de ellos representa y se encarga de algo concreto.

  1. Arcángel Miguel: Poder, fuerza y fé. Es quién se encarga de dar protección y de que se mantenga todo en orden y equilibrio.
  2. Arcángel Jofiel: el arcángel de la sabiduría. Quién se encarga de que haya inspiración y concentración.
  3. Arcángel Chamuel: el del amor, la unión y las relaciones puras. Ayuda con la comprensión, la paciencia y la tolerancia con las parejas.
  4. Arcángel Gabriel: el de la pureza, aquel que nos brinda comunicación y claridad para transmitir lo que queremos decir al otro.
  5. Arcángel Rafael: el de la salud y la sanación física y espiritual.
  6. Arcángel Uriel: el protagonista de este artículo, el que la prosperidad y la abundancia y da fuerza ante las complicaciones.
  7. Arcángel Zadkiel: el de la alegría, la libertad y la diplomacia. Nos ayuda a convertir lo negativo en positivo.

En realidad cuando hablamos de los 7 arcángeles del apocalipsis, la Biblia nombra solo a tres, Miguel, Gabriel y Rafael, los otros cuatro no quedan nombrados aunque si se señalan que son siete. En el Apocalipsis se cuenda como al final de los tiempos y se hace referencia a los siete espíritus de Dios que están delante de su trono. El resto, entre ellos Uriel, aparecerían más nombrado en los textos apócrifos. De esos otros cuatro sería precisamente Uriel quién más resalta.

El Arcángel Uriel era venerado en la antigüedad hasta que sucedió un episodio en concreto donde un tal Adalberto invocó en sus oraciones a diversos ángeles, entre ellos Uriel, y fue condenado por el Papa Zacarías en el año 745 durante el Concilio de Roma. A partir de aquel momento se prohibió el nombre de Uriel y se destruyeron sus imágenes. Hasta aquel momento había una gran idolatría hacia los ángeles y el Papa pretendía dejar clara que la enseñanza de la iglesia era superior al culto a los ángeles. Por lo que solo los arcángeles que la Biblia mencionaba serían los lícitos: Miguel, Gabriel y Rafael.

Las diferentes iglesias o religiones interpretan el número de arcángeles dependiendo de los textos que para ellos son válidos. La iglesia ortodoxa si reconoce los siete arcángeles e incluso a veces incorpora un octavo. La copta también reconoce a los siete. La anglicana reconoce a cuatro arcángeles: Miguel, Gabriel, Rafael y Uriel. La iglesia protestante solo reconoce a los tres arcángeles Miguel, Gabriel y Rafael.

En el Apocalipsis de Pedro, Uriel sería el Arcángel del Arrepentimiento, sería un ser sin piedad y es quien tendría la llave que abre el Infierno al final de los tiempos.

Iconografía e iconología

Cuando hablamos de iconografía e iconología en el arte, nos referimos a esos elementos, colores, vestimentas, animales, etc.. que acompañan a los personajes representados de alguna manera en uno de los artes como por ejemplo la pintura. Esos elementos son los que nos indican de quién se trata esa persona representada. Por ejemplo, si encontramos a un hombre crucificado con clavos en manos y pies sabemos que se va a tratar de Cristo. Si, por otro lado encontramos a un señor con barbas y unas llaves en la mano se trataría de San Pedro. O, si por ejemplo tenemos a un señor con barbas y un rayo en la mano se trata del dios Zeus.

De esta manera tan ingeniosa y sencilla, el arte a ido proveyendo de iconografías o símbolos a los personajes que se querían representar para que cualquier persona supiera a quién estaba viendo. En realidad es una forma de que lo representado llegara a todos supieran o no leer.

Iconografía del Arcángel Uriel

Uriel suele representarse con un rostro y cuerpo andrógino, es decir, que no nos revela si es mujer u hombre. Con alas representando que es un ángel y acompañado de fuego o una espada flamígera o de un sol en representación del fuego de Dios. Muchas veces también lleva un libro o rollo de papiro como símbolo de su sabiduría y esque está considerado patrón de las artes y fue descrito como el espíritu de visión más aguda en todo el cielo.

Muchas veces se le representa como el intermediario entre el hombre y dios. Quizá una de sus representaciones más famosas sea en «La Virgen de las rocas» de Leonardo Da Vinci.

Uriel

En esta obra de Da Vinci no vemos espadas ni llamas junto al Arcángel, pero lo que si está es San Juan Bautista. Cuentan los textos apócrifos que Uriel ayudaría en la crianza de San Juan Bautista y, por ello este santo, sirve para identificar al Arcángel y también es el motivo por el que el artista decidió introducirlo en su obra. Se cuenta como salvó a San Juan Bautista de la masacre de bebés ordenada por Herodes. Condujo al pequeño y a su madre hasta Egipto donde se reuniría con el niño Jesús, María y José. Es justo ese fragmento lo que inspiró la Virgen de las Rocas.

También es muy habitual la representación de los arcángeles en vidrieras decorando las grandes catedrales e iglesias. Vidrieras que iluminaban e iluminan el espacio interior con un halo celestial. A veces también le acompaña el su propio nombre como podemos ver en la vidriera de abajo.

Arcángel Uriel

Vidriera en la Catedral de Puebla, Zaragoza

Para qué pedir ayuda al arcángel Uriel

Al Arcángel Uriel debemos acudir cuando nos encontremos en un momento de la vida donde la parte económica, las provisiones o la buena fortuna son insuficientes y necesitamos que mejoren. También es a él a quien hay que recurrir cuando queramos estar bien con nosotros mismos y tener, por tanto, abundancia en nuestro interior, abundancia entendida como alegría, paz y confianza. O directamente podemos pedirle que nos guíe como él considere que es nuestro mejor camino de cara a la abundancia.

Para pedirle todo ello podemos hacerlo rezándole una plegaria que nosotros mismos podemos crear o con alguna plegara ya realizada. Si deseas saber un poco más sobre ello puedes leer el siguiente artículo: Oración al Arcángel Uriel, el de los milagros económicos


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Actualidad Blog
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.