En este artículo conocerás todo sobre el agnosticismo, una postura que pone en duda la existencia de Dios, dudando de igual forma de nuestro Señor Jesucristo. Así como, te enteraras de lo que debe hacer el cristiano ante una postura como esta.

agnosticismo-2

¿Qué es el Agnosticismo?

El agnosticismo es la doctrina que se posiciona en restringir el conocimiento a solo lo demostrable o que se pueda comprobar. Es decir, solo se puede conocer o decir que existe todo aquello que empíricamente es verificable, sino pasa a ser algo desconocido o sustancialmente incognoscibles.

En lo que se refiere al conocimiento de Dios, el agnóstico pone en duda la existencia de él. Ya que Dios no se puede conocer por la razón sino por fe, y si la fe es irracional, por tanto, para ellos Dios no se conoce o no se puede afirmar que existe.

A pesar que el agnosticismo no guarda la misma postura del ateísmo que niega radicalmente la existencia de Dios, para el creyente el agnóstico es un ateo o sin Dios.

Apocalipsis 3:16 (RVR 1960): Pero por cuanto eres tibio, y no frío ni caliente, te vomitaré de mi boca.

En la historia la corriente del agnosticismo tiene su origen en los planteamientos filosóficos del empirismo y el racionalismo de Immanuel Kant (1724-1804). Quien le dio popularidad a esa postura, no obstante, el nombre que la define agnosticismo, fue dado en 1869 por el biólogo británico Thomas Henry Huxley.

Mucho antes de los pensamientos filosóficos de Kant, en la antigüedad, ya se habían dado inclinaciones agnósticas en filósofos griegos e hinduistas. Como por ejemplo los planteamientos filosóficos de Protágoras y los de Sanyaia Belatthaputta en el siglo V antes de Cristo.

A partir del término dado por Huxley se sumaron una serie de filósofos en el mundo, para desarrollar el tema sobre la postura del Agnosticismo. Una corriente que ha cobrado auge en los últimos tiempos de gran desarrollo tecnológico y científico.

Agnóstico significado

Para extraer el significado del término agnóstico conviene revisar su etimología u origen de la palabra. Dicho esto, el término agnóstico lo conforman dos vocablos de origen griego.

El primero es el prefijo a, cuyo significado es sin y el segundo es el término gnōsis, que significa conocimiento. Por tanto, la palabra agnóstico hace referencia a algo sin conocimiento, desconocido, incognoscible o misterioso.

Veamos a continuación varios usos dados al término agnóstico a partir del significado anterior:

  • El biólogo británico Thomas H. Huxley, lo uso en defensa de su postura que rechazaba todo conocimiento espiritual o místico.
  • La primitiva iglesia cristiana uso el término gnosis para referirse al conocimiento espiritual. Según este uso, agnóstico es el desconocimiento de lo espiritual o divino.
  • Literatura científica de estos tiempos sobre neurociencia y psicología, ha usado el término para referirse a lo que es incognoscible.
  • En la informática se puede encontrar uso de esta palabra para identificar un software agnóstico y el hardware agnóstico.

Tipos de agnosticismo

Como ya se vio en el significado de agnóstico son varios los usos que se pueden atribuir a este término. De igual forma sucede con el agnosticismo desde la postura creada por Thomas Huxley, son varias las vertientes o categorías que se han derivado de ella:

Agnosticismo condicionado

Tipo de agnosticismo planteado por el filósofo escocés David Hume (1711 – 1776), quien establecía que las afirmaciones dadas por el hombre en relación al mundo; siempre van a estar bajo la condición de la duda.

Esa duda podría ser en mayor o menor grado debido a la cualidad de falible de las afirmaciones humanas. Es decir que para Hume, estas afirmaciones no podían ser absolutamente ciertas, exceptuando sólo aquellas que resultaron ser obvias, como, por ejemplo: si alguien es soltero no está casado.

Agnosticismo ateísta

El ateísmo agnóstico es aquel tipo de agnosticismo que no llega a estar lo suficientemente convencido, como para afirmar «Dios existe». Llegando por tanto a lo que afirmaría un ateo convencido: «Dios no existe».

De manera que la frase que definiría a un agnóstico ateo seria:

«Sobre si Dios existe, no estoy seguro, porque no existe suficiente evidencia de ser una certeza. Y además tampoco hay una manera de poder saberlo».

Agnosticismo teísta 

El teísmo agnóstico no niega la existencia de Dios, pero tampoco afirma conocer a Dios. Este pudiera ser también la definición de un teísta apático, porque a pesar de que cree en un Dios creador del universo, todo lo referente a él le es indiferente.

Alguien considerado como un teísta agnóstico diría lo siguiente:

«Entiendo que Dios creó el universo, conocerlo no me interesa, porque vivo bien, tengo lo que necesito. Por tanto, no necesito saber nada de Dios, hablar del tema me aburre».

Agnosticismo fuerte

El agnosticismo fuerte también denominado radical o cerrado, afirma no poder conocer la existencia de cualquier deidad. Ya que el hombre a través de la razón es incapaz de demostrar su existencia.

De manera que, para este agnosticismo, la existencia o inexistencia de un Dios es un asunto incognoscible. Porque es una afirmación que no se puede comprobar científicamente sino a través de experiencias subjetivas, que podrían estar atadas a una cualidad falible.

De manera que la frase que definiría a un agnóstico fuerte seria:

«No puedo llegar a tener la certeza de conocer si Dios existe, y tampoco ser humano alguno la podrá llegar a tener».

Agnosticismo débil

El agnosticismo débil es aquel que está abierto a que, quizás algún día el hombre pueda comprobar la existencia de Dios. Este tipo de agnosticismo también es conocido como el empírico, alguien considerado como un teísta agnóstico diría lo siguiente:

«Si existe o no existe Dios, en realidad no lo puedo saber, pero puede que algún día se tenga la suficiente evidencia, y se llegue a descubrir o comprobar algo al respecto».

Las filosofías del Agnosticismo

El agnosticismo es una postura que se sostiene desde diferentes pensamientos filosóficos. Esto es debido a que es una postura ligada más al razonamiento del hombre que a sus credos, veamos a continuación algunas de las filosofías que dan fundamento al agnosticismo:

Filosofía hinduista

Dentro de la religión del hinduismo comúnmente practicada en el sur de Asia se pueden encontrar meditaciones filosóficas que contienen un grado de escepticismo o duda en cuanto a la deidad. Este grado de escepticismo se asocia a la postura que guarda la filosofía o los pensamientos del agnosticismo.

Para dar ejemplo de esto se cita textualmente al Himno de la creación escrito en el décimo texto del libro Rig-veda. Que es el libro más antiguo de los cuatro Vedas de la religión védica, predecesora del hinduismo.

¿Quién lo sabe con certeza? ¿Quién lo proclamará?

¿De dónde nació? ¿De dónde provino la creación?

Los dioses son posteriores a la creación de este mundo.

Entonces ¿quién puede conocer sus orígenes?

Nadie sabe de dónde surgió la creación

o si Él lo hizo o no.

Él, quien lo contempla desde los sublimes cielos,

solo Él sabe, o quizás, Él no lo sabe.

Filosofía griega

Los grandes antiguos pensadores griegos siempre estaban en la búsqueda del conocimiento. Y esta búsqueda se basaba en un pensamiento rodeado de gran escepticismo.

De manera que se puede decir que el origen de una postura de carácter filosófico agnóstico surge desde la antigua Grecia. Allí se pueden nombrar a pensadores griegos como:

  • Sócrates (470 – 399 a. C.): Quien enfocaba la epistemología o el estudio del conocimiento desde la duda o lo escéptico.
  • Pirrón de Elis (365 – 275 a. C.): Este pensador decía que, aunque se podía expresar una opinión sobre algo, no se debía establecer un juicio basado en esa opinión. Ya que nunca se tendría la absoluta certeza o el conocimiento absoluto de que fuera una realidad.
  • Carnéades (214 – 129 a. C.): Igual que Pirón, este pensador fue un escéptico en cuanto a afirmar algún conocimiento. Si bien formuló una teoría probabilística, para él la certeza absoluta nunca se podría obtener.
  • Protágoras de Abdera (485 a. C.- 411 a. C.): Este griego mantuvo una filosofía de contradecir o negar los enunciados habituales dado a los dioses. Una de sus posturas en el tema referente a los dioses fue la siguiente:

«En relación a los dioses, no tengo medios para saber si existen o no o qué clase de seres pueden ser. Muchas cosas provienen del conocimiento, incluida la oscuridad del tema y la brevedad de la vida humana».

La filosofía de Hume, Kant y Kierkegaard

Estas filosofías encierran el empirismo escéptico de David Hume, el empirismo racional de Immanuel Kant y el existencialismo filosófico de Søren Kierkegaard. Tres posturas que creen que es insostenible establecer una prueba absoluta de la existencia o inexistencia de Dios.

  • Immanuel Kant (1724 – 1804): Este filósofo reconocía que el conocimiento se originaba en la experiencia y que por tanto la razón humana jugaba un papel importante dentro del conocimiento. Uno de sus postulados establece:

«El conocimiento está centrado en el hombre no en Dios».

  • David Hume (1711 – 1776): Filósofo escocés que establecía que las afirmaciones dadas por el hombre en relación al mundo; siempre estarán bajo la condición de la duda o del escepticismo.
  • Søren Kierkegaard (1813 – 1855): Este filósofo se refería a Dios como lo desconocido y que los hombres lo llaman Dios por solo darle un nombre. Algunos postulados de Kierkegaard son los siguientes:

«Si Dios no existe, entonces es imposible demostrarlo, pero si existe, entonces es una locura querer demostrarlo».

«Demostrar la existencia de Dios: quiero demostrar que lo desconocido que existe es Dios, entonces me expreso de una manera poco afortunada, pues con ello no demuestro nada y mucho menos una existencia, sino que desarrolló una determinación conceptual».

Thomas Henry Huxley planteó al agnosticismo como una postura cercana al empirismo

El agnosticismo de Thomas Henry Huxley

Tanto las filosofías agnósticas como el escepticismo tienen sus orígenes desde tiempos antiguos. No obstante, el término de agnosticismo como postura o como un método de comprobación fue usado por primera vez en 1869 por Thomas Henry Huxley.

Huxley lo trajo como referencia en un discurso, para objetar postulados metafísicos sobre afirmaciones relacionadas con lo espiritual o lo místico. En el término agnosticismo este filósofo resumía sus pensamientos o postulados, tales como:

«Ni afirmo ni niego la inmortalidad del hombre, pero tampoco veo razón para creer en ella, por otro lado, no tengo medios para refutarla».

«Denme tal evidencia que me justificaría creer en cualquier otra cosa y yo creeré en ella. ¿Por qué no debería de creer? Ciertamente es tan maravilloso como la conservación de la fuerza o la indestructibilidad de la materia».

«No me hablen de analogías y probabilidades. Yo sé a qué me refiero cuando digo que creo en la ley de los cuadrados inversos y no basaré mi vida y mis esperanzas en convicciones débiles».

«Nunca he tenido la más mínima simpatía con las razones a priori contra la ortodoxia, y tengo por naturaleza e inclinación la mayor antipatía posible hacia toda las escuelas ateas e infieles. Sin embargo, sé que soy, a mi pesar, exactamente lo que un cristiano llamaría, y, hasta donde puedo ver, justificadamente, ateo e infiel».

Thomas Henry Huxley dice haber inventado el término más apropiado para el hombre agnóstico como él mismo. Título que catalogaba como ético comparándolo con el de gnóstico, usado por la iglesia primitiva para referirse al conocimiento espiritual.

Una iglesia que para Huxley afirmaba saber mucho sobre el conocimiento espiritual, del cual él se consideraba un completo ignorante. Para su complacencia el término agnosticismo fue aceptado por otros pensadores o filósofos que lo secundaron.

El agnosticismo de Robert G. Ingersoll

Robert G. Ingersoll fue un político y abogado estadounidense del siglo XIX de gran relevancia dentro de la postura del agnosticismo.  En su discurso denominado: ¿Por qué soy agnóstico?, declaró lo siguiente

«¿Existe un poder sobrenatural, una mente arbitraria, un Dios entronado, una voluntad suprema que mueve las olas y corrientes del mundo, al que todas las causas reverencian? No lo niego. No lo sé, pero no lo creo. Creo en que la naturaleza es suprema, que en la cadena infinita ningún eslabón puede perderse o romperse, que no hay un poder sobrenatural que pueda escuchar oraciones, ningún poder que la adoración pueda persuadir o alterar, ningún poder al que le importe el hombre».

La filosofía de Bertrand Russell

El británico Bertrand Russell fue uno de los filósofos más acreditados del siglo XX, uno de los precursores de la filosofía analítica, de igual forma uno de los lógicos más relevantes de su siglo. En su vida con su postura filosófica debatió sobre la debilidad en los argumentos y razonamientos usados por el teísmo para demostrar la existencia de Dios.

Esa postura lo llevó a titular uno de sus libros con la expresión “por qué no soy cristiano”, donde plasmó un discurso dado por él en 1927. Esta obra literaria de Russell es una clara manifestación del agnosticismo clásico de su época.

Más adelante en el año 1939 en su libro “La existencia y naturaleza de Dios” se declaró ateo, siendo Russell un representante del ateísmo agnóstico. Uno de sus dichos al respecto se cita textualmente a continuación:

«La existencia y naturaleza de Dios es un tema que solo puedo analizar a la mitad. Si uno llega a una conclusión negativa respecto a la primera parte de la pregunta, la segunda no surge; y mi postura, como habrán notado, es negativa en esta materia».

«Como filósofo, si estuviera dirigiéndome a una audiencia estrictamente filosófica, debería decir que tengo la obligación de describirme a mí mismo como un agnóstico, porque no creo que haya un argumento concluyente con el cual uno demuestre que no existe un Dios. Por otra parte, si voy a comunicar la idea correcta al hombre común de a pie, pienso que tendría que decir que soy un ateo, porque cuando digo que no puedo probar que no existe un Dios, debería agregar que igualmente no puedo probar que no existen los dioses homéricos».

Leslie Weatherhead

El inglés Leslie Weatherhead fue un teólogo cristiano del movimiento protestante liberal del siglo XX. Ejerció su ministerio como predicador, fue conocido es su época en gran parte por sus libros: La voluntad de Dios, el cristiano agnóstico y la psicología, así como la religión y la curación.

A pesar de identificarse como creyente cristiano, Weatherhead fue considerado por varios líderes del cristianismo como un apóstata, debido a que sus prédicas estaban fuera de la palabra de Dios y del evangelio de Jesucristo.

Ya que Leslie Weatherhead creía en el carácter divino de Jesús, pero que esta naturaleza en verdad provenía de una relación íntima con Dios, y no por ser Jesús Dios ni mucho menos el hijo unigénito del creador, porque sería algo imposible.  En el libro de su autoría denominado El cristiano agnóstico y la psicología, Weatherhead escribió:

«Muchos agnósticos declarados están más cerca de la creencia en el verdadero Dios que muchos feligreses convencionales que creen en un cuerpo que no existe a quien llaman equivocadamente Dios».

Weatherhead creyente y rechazado por teólogos tradicionales, es un representante del teísmo agnóstico o también de lo que se considera agnosticismo débil. Una frase de este teólogo que lo incluye dentro de esta identificación es la que sigue:

«Por supuesto que el alma humana tendrá siempre el poder de rechazar a Dios, ya que la elección es esencial a su naturaleza, pero no puedo creer que nadie finalmente lo hará».

Las Críticas al agnosticismo

Luego de leer sobre algunos pensadores que sustentan con sus filosofías al agnosticismo, es importante también señalar que otros pensadores han establecido filosóficas que no le dan validez a tal postura. Estas últimas filosofías son claras críticas al agnosticismo y provienen no solo del teísmo sino también de la parte del ateísmo.

Algunas de estas críticas son de la opinión que el agnosticismo establece una limitación en el ser humano sobre lo que es el conocimiento de la realidad, no reconociendo que en el conocimiento existe una parte material y otra espiritual. Estos críticos pensadores ponen como ejemplo el caso de la gravedad, la entropía y la mente, para expresar la siguiente afirmación:

«El que no se pueda ver o tomar ciertas cosas no significa necesariamente negar su existencia».

Críticas Teístas al agnosticismo

Del lado de los teístas la crítica al agnosticismo es que esta postura es imposible llevarla a la práctica, porque o vives como si Dios existe o vives como si Dios no existe. Veamos algunas de las críticas de teólogos sobre el agnosticismo a continuación:

  • Laurence B. Brown: Hace una crítica sobre el mal uso del término afirmación diciendo:

«Afirmas que nada puede conocerse con certeza, ¿cómo, entonces, puedes estar tan seguro?»

  • Joseph Ratzinger: Critica al agnosticismo fuerte de contradecirse al afirmar que con el poder de la razón se conoce la verdad científicamente.  Ratzinger afirma:

«El agnosticismo es siempre el fruto de un rechazo del conocimiento que es de hecho ofrecido a la humanidad. […] El conocimiento de Dios siempre ha existido».

«El agnosticismo es una elección de comodidad, orgullo, dominio y utilidad sobre la verdad, y que se opone a las siguientes actitudes: la autocrítica más aguda, escucha humilde a la totalidad de la existencia, la paciencia persistente y auto-corrección del método científico, la disposición de ser purificado por la verdad».

  • Blaise Pascal: lanzó la crítica diciendo que a pesar de que no existiese ninguna evidencia valedera de la existencia de Dios:

«El valor infinito esperado de aceptar a Dios es siempre mayor que el valor finito recibido de no hacerlo, por lo que es una «apuesta» más segura elegir creer».

Críticas Ateas al agnosticismo

Una de las críticas ateas más ejemplarizantes contra el agnosticismo es la del biólogo británico Richard Dawkins, quien es además uno de los ateos más prominentes de los tiempos contemporáneos.

Richard Dawkins si bien defiende la parte del agnosticismo temporal en la práctica (ATP), en la parte sobre el agnosticismo permanente por principio (APP), les hace la siguiente crítica:

«La existencia o inexistencia de Dios es un hecho científico sobre el Universo, descubrible por principio si no por la práctica».

«Me declaro agnóstico en la misma medida en que lo soy respecto de las hadas en el fondo del jardín».

La Biblia y el agnosticismo

En las sagradas escrituras de la Biblia desde el génesis hasta el apocalipsis, en cada verso, en cada palabra y hasta en cada letra exclama, revela y da la certeza para saber, para conocer que Dios ¡SÍ EXISTE! ¡Gloria a Dios y a nuestro Señor Jesucristo!

Por lo que se descartan los dos principales argumentos que esgrime un agnóstico que son:

  • ¿Dios existe? No lo sé.
  • No puedo tener la certeza absoluta de que Dios existe.

La Biblia dice que esto pasa porque el maligno cegó la mente de los incrédulos y que el conocimiento de la gloria de Dios se encuentra oculta detrás de un velo. Pero también da la buena noticia que una vez que el incrédulo vuelve su corazón a Cristo Jesús, ese velo cegador será quitado para que pueda conocer la gloria de Dios y tener la certeza que Dios existe.

2 Corintios 4:3-4 (NTV): 3 Si la Buena Noticia que predicamos está escondida detrás de un velo, solo está oculta de la gente que se pierde. 4 Satanás, quien es el dios de este mundo, ha cegado la mente de los que no creen. Son incapaces de ver la gloriosa luz de la Buena Noticia. No entienden este mensaje acerca de la gloria de Cristo, quien es la imagen exacta de Dios.

2 Corintios 3:15-16: 15 Efectivamente, incluso hoy en día, cuando leen los escritos de Moisés, tienen el corazón cubierto con ese velo y no comprenden. 16 En cambio, cuando alguien se vuelve al Señor, el velo es quitado.

Por tanto, a través de la Biblia que es palabra de Dios podemos adentrarnos en el camino para conocer a Dios y a su hijo Jesucristo. En adelante conoceremos como la existencia de Dios es revelada a los hombres en la Biblia.

agnosticismo-4

La existencia de Dios revelada a los hombres a la luz de las Escrituras

A pesar que el agnosticismo se planta desde la postura de poner en duda la existencia de Dios, porque según sus seguidores no es comprobable verazmente la afirmación de la existencia de un ser omnipotente con capacidad de sustentar en universo, y por esto se hacen llamar agnóstico.

En el sentido de lo que significa la palabra agnóstico, desconocimiento o falta de conocimiento de Dios, ese término propiamente dicho va en contra de la fe cristiana. De manera que es ineludible que todo aquel que se considere cristiano comprenda que Dios se ha manifestado a la humanidad como el creador de todas las cosas, incluyendo al hombre.

Haz escuchado sobre la sana doctrina, descúbrela aquí:  ¿Qué es la sana doctrina?: un mensaje de fe y esperanza. Una doctrina saludable porque es una enseñanza que nutre el alma con el más puro amor, el de Dios. Los que profesamos esta enseñanza estamos llamados a exaltar el nombre de Cristo con hechos y palabras.

No hay excusa dice las escrituras

Desde esta afirmación nadie puede excusarse en decir que desconoce que Dios existe. Pero, así como Dios se revela de forma general a la humanidad como su creador, también da al hombre el libre albedrío de decidir lo que puede o deje de creer, más esta decisión tendrá sus consecuencias a la luz de las escrituras:

Romanos 1:18 (NBV): Pero Dios muestra desde el cielo su ira contra la injusticia y la maldad de la gente que, por su injusticia, impide que la verdad se manifieste.

En función de dar a conocer más sobre la manifestación general de Dios en los hombres, es necesario continuar leyendo esta enseñanza apostólica de Pablo en el versículo que le sigue:

Romanos 1:19-20 (NTV): 19 Ellos conocen la verdad acerca de Dios, porque él se la ha hecho evidente. 20 Pues, desde la creación del mundo, todos han visto los cielos y la tierra. Por medio de todo lo que Dios hizo, ellos pueden ver a simple vista las cualidades invisibles de Dios: su poder eterno y su naturaleza divina. Así que no tienen ninguna excusa para no conocer a Dios.

De manera que, lo que es innegable para el creyente, también es incuestionable para el agnóstico, éste no tiene excusa para no conocer o saber de la existencia de Dios. En este último versículo el apóstol Pablo enseña que lo etéreo de Dios, como su eterno poder y naturaleza divina se hace evidentemente visible en la creación del mundo, veamos seguidamente algunas de estas revelaciones o manifestaciones de Dios.

agnosticismo-5

Dios se manifiesta en la naturaleza

La naturaleza toda manifiesta y expresa fuertemente que Dios existe a todo aquel que dice ser agnóstico. Llamarse agnóstico o sin conocimiento sobre la realidad de la existencia de Dios está fuera de toda razón, porque la naturaleza lo hace obvio, las escrituras, dice lo siguiente:

Salmos 19:1 (RVC): Los cielos proclaman la gloria de Dios; el firmamento revela la obra de sus manos

Los cielos hablan de la gloria y grandeza de Dios, así como su obra: cielo, planetas, sol, luna, estrellas, la tierra con toda su extraordinaria naturaleza. Una naturaleza sabia e inspiradamente diseñada, que obviamente descarta por completo la hipótesis de que tal diseño provenga de una explosión o de una evolución.

La conciencia del hombre testifica que existe Dios

Dios dispuso en la conciencia humana la convicción de que él existe y esta, se manifiesta en el hombre como una voz interior que le hace pensar y saber qué no debe realizar algunas cosas, o que otras si las puede hacer. Esta es la conciencia humana dada por Dios al hombre para que sepa discernir lo bueno de lo malo.

En tal sentido, todo individuo tiene conocimiento que matar o asesinar es una acción de maldad. La moralidad e inmoralidad, lo que es bueno o lo que es malo todo esto está depositado en el corazón de los hombres y con él dan testimonio de que conocen que Dios existe, veamos lo que dice la Biblia:

Romanos 2:14-15 (LBLA):14 Porque cuando los gentiles, que no tienen la ley, cumplen por instinto los dictados de la ley, ellos, no teniendo la ley, son una ley para sí mismos, 15 ya que muestran la obra de la ley escrita en sus corazones, su conciencia dando testimonio, y sus pensamientos acusándolos unas veces y otras defendiéndolos.

En la versión de la Biblia traducción en lenguaje actual se puede leer en parte de este pasaje, lo siguiente:

Romanos 2:15-16 (TLA): Es como si tuvieran la ley escrita en su mente. Su conducta así lo demuestra, pues cuando piensan en algo, ya saben si eso está bien o mal.

Todo hombre por instinto natural experimenta en su interior la culpa generada por el pecado que representa no estar en completa armonía con su creador.

Dios se revela en la victoria de Jesús en la cruz

Esta es la revelación de Dios más concluyente, la resurrección de Jesús es la mejor ilustración del conocimiento que Dios existe. El sacrificio de Jesús en la cruz del calvario, su resurrección y ascensión al trono del reino de Dios, es un acontecimiento avalado por la historia la historia da testimonio de ello.

De manera que Dios se confirma en su propia palabra, al resucitar a Jesús entre los muertos, la tumba de Cristo es la única que se encuentra vacía.

Juan 11:25-26 (LBLA): 25 Jesús le dijo: Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque muera, vivirá, 26 y todo el que vive y cree en mí, no morirá jamás. ¿Crees esto?

Nuestro Señor Jesucristo de igual forma nos dice en las escrituras que él es una unidad con Dios padre:

Juan 10:30 (DHH): El Padre y yo somos uno solo.

Juan 10:38: Pero si las hago, aunque no me crean a mí, crean en las obras que hago, para que sepan de una vez por todas que el Padre está en mí y que yo estoy en el Padre.

agnosticismo-6

Otras formas de Dios revelarse a los hombres

Existen innumerables formas de Dios revelarse a los hombres mediante sus obras, inclusive su existencia es demostrable por medio de la ciencia. Veamos a continuación algunas de estas manifestaciones:

En el conocimiento matemático

Dios da el talento y el conocimiento de la ciencia al hombre; a partir de allí los hombres de ciencia llegan a materializar grandes diseños e invenciones, formulando ecuaciones físicas y matemáticas. Los científicos del mundo que dan cabida al conocimiento que Dios existe, dicen que la matemática es la expresión con que Dios diseño las leyes del universo.

Romanos 11:33-36 (NVI):

33 ¡Qué profundas son las riquezas de la sabiduría y del conocimiento de Dios!

¡Qué indescifrables sus juicios e impenetrables sus caminos!

34 – ¿Quién ha conocido la mente del Señor, o quién ha sido su consejero? –

35 – ¿Quién le ha dado primero a Dios, para que luego Dios le pague? –

36 Porque todas las cosas proceden de él, y existen por él y para él.

¡A él sea la gloria por siempre! Amén.

En la codificación genética del hombre

Los estudios científicos realizados en el genoma humano revelaron que cada individuo posee una codificación genética única, es decir, nadie tiene una igual a otro individuo. Dicha codificación se obtiene de la estructura celular del ser humano, compuesta por millones de células. Solo la profunda riqueza de la sabiduría y el conocimiento de Dios pudo haber creado o diseñado al hombre así, nadie más.

agnosticismo-3
Avid Carlsson, Premio Nobel de Medicina en el año 2000: En sus estudios sobre los neurotransmisores, afirmó que los genes con los que toda persona nace han sido recibidos de Dios y que su relación con Dios es la forma natural de vivir del hombre.

En una experiencia personal con Dios

Esta es una manifestación dada en todo aquel creyente que ha cultivado una vida íntima con Dios. Es por esta revelación que el cristiano afirma con toda certeza que Dios existe, ya que ha podido experimentar a Cristo en su corazón.

Juan 14:6 (TLA): Jesús le respondió: —Yo soy el camino, la verdad y la vida. Sin mí, nadie puede llegar a Dios el Padre.

Qué debe hacer el cristiano ante el agnosticismo

Como se dijo arriba a todo hombre Dios le da a conocer que él existe, de manera que nadie se puede eximir de la certeza de esta realidad. Aunque los agnósticos se mantengan en su necedad de que no se puede tener conocimiento de la existencia de Dios.

Pero a pesar de ello la realidad que se vive en los últimos tiempos, es el auge en el mundo no solo de agnosticismo, sino también del ateísmo en general. Esta es una realidad alarmante y de gran peligro para el pueblo de Dios.

Por tanto, es imperioso que el cristiano se haga una reflexión sobre esta realidad. Veamos algunos puntos clave en referencia a esto:

agnosticismo-8

  • Necesidad de evangelizar

Se puede estar presentando en el pueblo de Dios, que existan más cristianos en las escuelas de las iglesias y menos en la calle llevando el evangelio de salvación a través de Cristo. Crecer o profundizar en el conocimiento de la palabra de Dios es necesario, pero de igual forma es preciso ir hasta las personas para entregar lo que por gracia hemos recibido. El cristiano tiene la misión dada por Jesucristo de ser el vehículo o el medio por el cual Dios se manifieste a la multitud de personas que están esperando recibir de él.

  • Creyentes que viven una vida sin Dios

En el pueblo de Dios existen muchas personas alejadas del Señor, es decir muchos cristianos que no viven una verdadera pasión por Cristo. Esta es una de las causas de que haya auge del agnosticismo en la actualidad en el mundo.

Una forma de solucionar la falta de pasión por Cristo es el avivamiento desde el hogar, desde la familia. Los padres tienen un rol importante en este aspecto, estableciendo momentos para compartir la palabra de Dios con sus hijos.

El cristiano debe buscar de Dios diariamente, para que el Espíritu Santo provoque en su corazón la necesidad o la pasión de buscar y servir al Señor. Como cristianos debemos preguntar al Señor:

«¡Señor! ¿Qué me quieres enseñar hoy?, ¿Que puedo hacer hoy por aquellos que aún no te conocen?»

agnosticismo-9

Orar por los que no conocen a Dios

La oración para un creyente es tan importante como lo es profundizar en el conocimiento de la palabra de Dios. Con la oración se puede clamar al Padre en el nombre de Jesús por sus escogidos que aún no han llegado a los pies de Cristo y al conocimiento de Dios.

De manera que si como cristianos conocemos a personas que desconocen de Dios o no creen en él, es necesario orar por ellos. Dios en su eterna misericordia hará la obra de llevar a esas personas a Cristo.

El hombre es un ser pecador debido a su imperfección, sin embargo, a través del arrepentimiento sincero o puro de corazón, puede llegar al encuentro y conocimiento de la existencia de Dios. Puede rectificar su camino por la senda del bien, si deseas conocer más sobre este tema, te invitamos a leer el artículo: Arrepentimiento: ¿Es necesario para la salvación?

Necesario escuchar

Al evangelizar es necesario escuchar a las personas, lo que tienen que decir, solo así se les podrá conocer mejor y por ende poder entenderlos. Si bien queremos mostrarle la bendición del conocimiento Dios, lo mejor es escuchar antes de hablar.

Mientras se escucha al que se está evangelizando da tiempo a que el Espíritu Santo muestre como es la mejor forma de abordarlo. Además de esta forma nos colocamos en el lugar de la persona y nos interesamos por sus aflicciones o padecimientos, para luego interceder en oración por él.

Manifestar el amor de Dios

Necesario es que el cristiano manifieste el amor de Dios a los que no lo conocen. Al evangelizar a alguien que no conoce a Dios, no se les puede atacar con la palabra, por el contrario, mostrar el amor que ella encierra.

No obstante, al mostrar el amor de Dios en las escrituras también va a provocar cierta incomodidad en el que está recibiendo la enseñanza, y esto es normal. Recordemos lo que dice la palabra de Dios en:

Hebreos 4:12 (TLA): 12 Cada palabra que Dios pronuncia tiene poder y tiene vida. La palabra de Dios es más cortante que una espada de dos filos, y penetra hasta lo más profundo de nuestro ser. Allí examina nuestros pensamientos y deseos, y deja en claro si son buenos o malos.

Presentar a Cristo

La revelación general de Dios es importante darla a conocer a los que dicen ser agnóstico. Pero aún más importante es presentar a Cristo, esta es la mejor revelación de Dios para con los hombres, porque con él se muestra de forma especial otorgando la salvación de pecados.

De manera que es imperioso llevar a las personas a la cruz de Jesucristo y su resurrección. En la cruz existen grandes y poderosas revelaciones, de manera que cuando a una persona se le presenta a Cristo acontecen cosas sorprendentes y portentosas.

Como cristianos debemos en todo tiempo ser movidos a misericordia con los que se mantienen en la ignorancia del conocimiento de Dios. Recordemos que en el pasado también estuvimos en ignorancia y separados de Cristo:

Efesios 2:12 (NTV): En esos tiempos, ustedes vivían apartados de Cristo. No se les permitía ser ciudadanos de Israel, y no conocían las promesas del pacto que Dios había hecho con ellos. Ustedes vivían en este mundo sin Dios y sin esperanza.

Hermanos es tiempo de que las personas dejen de vivir un solo día más en desconocimiento de Dios y de Jesucristo su hijo. Clamemos a Dios pidiendo:

¡Señor! Quiero manifestarte en todo momento

Anhelo ser como tú quieres que yo sea, en casa, familia, trabajo, en fin, en cualquier parte donde me encuentre.

De forma que cuando me vea la gente que no conozca a Dios ni a ti Señor Jesucristo, pueda verte a Ti y decir:

«Quiero tener de lo que veo en él»

Padre Celestial, te lo pido en el nombre poderoso de Jesús ¡Amén!

El agnosticismo es además personas que sufren de ceguera espiritual, ¿la conoces?, descubrela aquí: Ceguera espiritual: ¿Qué es?, ¿Cómo curarla? y más. Un mal que impide reconocer a Jesucristo como el salvador de la humanidad, aprende sobre el tema en este artículo y cómo salir de la oscuridad, a fin de retomar el camino de la luz en compañía de Dios.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here